

En este momento hace su ingreso una figura
fundamental para la Filosofía: René Descartes
(1596-1650).
Descartes funda una corriente de pensamiento
llamada racionalismo.

Descartes es un filósofo “desconfiado”. En sus
Meditaciones Metafísicas (1641) nos habla de la
necesidad de un conocimiento que no se pueda
poner en duda.
“Para investigar la verdad es preciso dudar, en
cuanto sea posible, de todas las cosas.”
"Es prudente no fiarse por entero de quienes nos han
engañado una vez."

Para Descartes solo se puede llegar a la verdad a
través de la duda metódica. Pero Descartes no
duda una a una de todas las opiniones, puesto
que esto sería prácticamente imposible. Descartes
sigue un camino más inteligente: duda de los
fundamentos de esas opiniones y en caso de que
aplicando su duda metódica éstos no sean
evidentes para él se convierten en falsos puntos de
partida del conocimiento.



Descartes duda de todo aquello que ha conocido
a través de los sentidos (conocimiento sensible)...
Para ello Descartes pensaba así: Como los sentidos
suelen engañarnos, no es “prudente” confiar
demasiado en ellos.
Descartes concluye: “Todo aquello que reconozco
por medio de mis sentidos debe ser puesto en
duda, ya que quizás está fundado en ilusiones”.



Pone en duda el conocimiento en base a dos
argumentos:
1º Argumento: El razonamiento. Dado que
podemos equivocarnos en el proceso de razonar
(por ejemplo, una suma), no se puede confiar en
aquello que tal vez esté expuesto al error.
2º Argumento : El genio maligno. Un argumento
polémico.

¿Se puede dudar de que un triángulo tenga tres
lados?

¿Se puede dudar de que tres más dos son cinco?

Aparentemente, no.
Pero, según Descartes, puede haber una
posibilidad de dudar, aun de esas verdades
evidentes.
 “Me imagino que un genio maligno, astuto y
poderoso se ha propuesto engañarme” decía
Descartes.
 “Tal genio maligno estaría empeñado en hacernos
razonar mal...
 Podría hacernos creer que dos más son cuatro,
cuando en realidad no es así”.
 Este argumento convierte en dudoso todo saber
racional.


Habiendo dudado de todo, Descartes se
encuentra, según sus propias palabras,
“gravemente confundido”. Descartes llega
así a un callejón sin salida, pero sale de
este enredo gracias a una verdad de la
cual no puede dudar.

Es el conocimiento de
que mientras él este
pensando,
él
es
alguna cosa. Incluso
aun siendo engañado
por un genio él debe
existir para poder ser
engañado.


Descartes escribe entonces una famosa frase
que pasara a la historia: Pienso, luego existo.
Y si mientras pienso soy, entonces: ¿Qué soy? La
respuesta que da Descartes es “Soy una cosa
que piensa”, “una sustancia pensante”.


Descartes también supone que nosotros, los
hombres, somos dueños de nuestros propios
pensamientos y dueños de nosotros mismos.
Y un sujeto dueño de sí mismo es también dueño
de la naturaleza que le rodea, por lo tanto la
puede dominar a su antojo.
En grupos
de 4 alumnos, identifican y evalúan
críticamente los siguientes argumentos cartesianos:
a)
El argumento
sensorial.
en
contra
de
la
experiencia
b)
el argumento del sueño.
c)
el argumento del genio maligno.
d)
el argumento para sostener que la esencia del
sujeto es pensar.
Las ideas de Descartes influyen en toda Europa pero
pronto son puestas en duda por otras ideas que surgían
en Inglaterra, por un grupo filosófico llamado
EMPIRISMO.
 Esta es la segunda gran corriente filosófica de la
Modernidad. Pero cualquier filosofía es empirista si
afirma que todos nuestros conocimientos tienen su
origen y valor en la experiencia, y filosofías así ya las
hubo (Aristóteles, Tomás de Aquino, Ockham...). En este
caso nos referiremos al empirismo inglés del s. XVIII,
surgido en respuesta al racionalismo del XVII.
Representantes: Locke, Berkeley y Hume.

Nace en Bristol en 1632. De familia liberal, defendió
siempre el liberalismo y los ideales ilustrados de
racionalidad, tolerancia, filantropía y libertad religiosa.
Estudió teología, química y medicina y viajó por
Holanda, Francia y Alemania. Murió en 1704, a los 72
años.
 Algunas
de sus obras son: Ensayo sobre el
entendimiento humano (1690), Dos tratados sobre el
gobierno civil (1690), La racionalidad del cristianismo
(1695).

Los empiristas rechazan que existan ideas o principios
innatos al entendimiento. Todo nuestro conocimiento
procede de la experiencia, y el entendimiento es
como una página en blanco antes de que la
experiencia le proporcione conocimientos. Si hubiese
conocimientos innatos, todos los hombres los
conocerían desde siempre y en todos los lugares; y
eso no ocurre.

Si todas nuestras ideas proceden de la experiencia, es
necesario precisar cómo se originan todas a partir de la
experiencia y por qué nuestro conocimiento no puede
ir más allá de la experiencia.

Respecto al origen, sólo es posible determinarlo por
análisis
de
las
ideas
más
complejas,
descomponiéndolas en sus elementos simples y
estudiando sus reglas de composición/asociación. Es
decir: hay que estudiar los mecanismos psíquicos de
asociación y combinación de ideas.
Se realiza así un planteamiento del
conocimiento psicologista, el cual sostiene
lo siguiente:
i) el valor de los conocimientos depende de
su origen y génesis; y
ii) esta génesis obliga a estudiar los procesos
psíquicos de la mente humana.

El estudio de las ideas lleva a Locke a distinguir entre:
Ideas simples: Son átomos del conocimiento, ideas simples
que no surgen por combinación de ideas particulares. El
entendimiento se limita a recibirlas pasivamente. Se
dividen en:

a. Ideas de origen sensorial externo (se origina en la experiencia
con objetos exteriores); Ideas de cualidades primarias (figura,
tamaño, etc., las únicas que existen realmente en los
cuerpos); Ideas de cualidades secundarias (colores, olores,
etc.)
b. Ideas obtenidas por reflexión (las sensaciones que tenemos
de nuestro funcionamiento interno: pensamiento, dolor...).
Ideas complejas: Las restantes ideas -las complejassurgen por combinación de ideas simples. En este caso el
entendimiento adopta un papel activo, combinando y
relacionando ideas simples. Las ideas complejas son:
sustancia
 modos
 relaciones

De los objetos sólo percibimos cualidades aisladas,
impresiones individuales, sueltas e inconexas: tamaño,
color, olor, figura, etc. El objeto no se reduce a ninguna de
esas impresiones, pero suponemos que debe haber algo
por debajo de esas cualidades que les sirva de soporte vuelta al sentido etimológico-. La sustancia, como soporte
de las cualidades, es incognoscible, algo misterioso,
inespecífico.
Desconocemos la estructura profunda y la sustancia de los
objetos; sólo conocemos lo que la experiencia nos muestra
de ellos: un conjunto de cualidades sensibles. La
experiencia, por tanto, es origen y límite de nuestro
conocimiento.
La idea de lo amargo y lo
dulce, también proviene
del
mundo
físico
o
empírico
(empírico
=
relacionado
con
la
experiencia).
 Para Locke la mente, al
nacer, es como una
pizarra en blanco: sin
ninguna letra, sin ninguna
idea. Sobre esta pizarra
se
imprimen
las
sensaciones.

“¿Es posible imaginar un sabor
que nunca hayamos probado
o una fragancia que nunca
hayamos olido? ¿Puede un
ciego tener la idea de color?”
–decía Locke.
 Para Locke la conciencia está
formada por ideas simples que
se
combinan
entre
sí
conformando, luego, ideas
complejas.
 Esto
se
denomina
Asociacionismo Psicológico.

Ejemplos:

“Muchos niños asocian la idea
de libro al padecimiento sufrido
en la escuela y nunca se
reconcilian con el estudio a lo
largo de su vida”.

“Por lo que la lectura se
convierte en un tormento para
ellos, algo que, de otra
manera, hubiera sido un gran
placer en sus vidas”.
Descargar

Descartes y Locke