Dolencias y alteraciones
ocasionadas por malas posturas
Rubén González Cortés
Lic. en Kinesiología
Postura
• La postura es la posición que adopta el cuerpo y varía
dependiendo de las actividades realizadas y de las
costumbres adquiridas. Se relaciona con las
articulaciones, la relación entre las extremidades y el
tronco o eje principal del cuerpo.
La postura correcta
• El cuerpo puede adoptar muchas posturas pues
éstas cambian para adaptarse a las actividades
que estamos llevando a cabo. La postura
correcta es aquella en la cual están
adecuadamente alineados, la columna vertebral
(eje del cuerpo) y las extremidades de modo
que exista la mínima rigidez y tensión, de
manera que los músculos, huesos y
articulaciones trabajen de forma eficaz.
Enfermedades producto las malas
posturas
Escoliosis:
• La columna vertebral tiene una curvatura normal, llamada lordosis,
que facilita el sostén del cuerpo así como sus movimientos. Cuando
esa curvatura es exagerada o poco acentuada, se trata de una
escoliosis. Los síntomas no siempre se reconocen e incluyen
cansancio en la columna luego de un largo período de estar parado
o sentado, dolor de espalda. La escoliosis puede tener varias
causas y la mala postura es una de ellas.
Lumbago o lumbalgia:
• Es un dolor intenso de duración variable, de la
zona baja de la espalda, donde se hallan las
vértebras lumbares y los músculos que las
rodean
Dolor de cuello y hombro:
• Una mala postura al sentarse o estar de pie
suele provocar dolores de cuello y de hombros
porque aumenta la tensión muscular de esta
zona.
Dolor de cabeza:
• Al alinearse de manera incorrecta las vértebras y la
cabeza, la tensión muscular en la zona aumenta y
causa dolor de cabeza e incluso sensación de
fatiga. Esto ocurre, por ejemplo, al inclinar mucho la
cabeza hacia adelante al estar sentado. Esta
postura también origina dolor en la mandíbula
porque ésta permanece apretada y los músculos
faciales, contraídos.
• Además de las dolencias mencionadas, la mala
postura provoca una imagen corporal poco
favorable. En cambio, las posturas correctas hacen
que el cuerpo se vea más elegante, más estilizado
¿Qué debemos evitar?
¿Cómo podemos prevenir estas
dolencias y alteraciones?
Sentado
• En una silla sin reposabrazos, los antebrazos
deben estar apoyados sobre la mesa de manera
que los codos queden en una flexión de
aproximadamente 90º. Así conseguiremos que
la zona cervical descanse y no esté en tensión.
Sentado
•
•
•
•
•
•
•
Las plantas de los pies apoyadas en el suelo
Rodillas flexionadas a 90º
Evitar cruzar las piernas
Repartir el peso en ambos fémures,
La espalda, apoyada en el respaldo,
Mantener en lo posible los hombros relajados,
La cabeza, recta.
De pie
•
•
•
•
•
Coloca los pies bajo los hombros
Pararse erguido.
Mantén tu peso sobre las puntas de tus pies.
Cuadra tus hombros y mantenlos.
Jala tu cabeza hacia atrás y arriba.
Al dormir
• Lo ideal es dormir de lado, mejor aún con una almohada entre las
rodillas. Esta postura alinea correctamente nuestra columna y evita
sobrecargas. La almohada entre las piernas ayuda a alinear mejor
las caderas. Hay que evitar dormir boca abajo ya que el cuello
permanece rotado todo el tiempo. Esta rotación mantenida
sobrecarga las estructuras y por otro lado, pierde totalmente el
equilibrio de nuestra columna.
Correcto levantamiento de peso
Correcto uso de la mochila
¡Gracias por su atención!
• ¿Preguntas?
Descargar

postura - Colegio Fenix