La sucesión de
Fibonacci.
¿Quién es?
• Leonardo de Pisa, mejor conocido por su
apodo Fibonacci (que significa hijo de
Bonacci) nació en la ciudad italiana de Pisa
y vivió de 1170 a 1250.
Se hacía llamar a sí mismo "Bigollo" que
quiere decir "bueno para nada".
Era hijo de Guilielmo Bonacci quien
trabajaba como representante de la casa
comercial italiana más importante de la
época, en el norte de África.
su padre quien le enseñó Aritmética y lo
animó a estudiar matemáticas.
• Se convirtió en un especialista en Aritmética
y en los distintos sistemas de numeración
que se usaban entonces. Muy pronto se
convenció de que el sistema hindo-arábigo
era superior a cualquiera de los que se
usaban en los distintos países que había
visitado. Decidió llevar este sistema a Italia y
a toda Europa de ser posible, en donde aún
se usaban los numerales romanos y el
ábaco. El estudio de las matemáticas y de
formas más prácticas de aplicarlas como un
instrumento indispensable para el desarrollo
del comercio le ocuparon prácticamente
toda la vida.
¿Qué es la sucesión de Fibonacci?
• En matemáticas, la sucesión de Fibonacci
es la siguiente sucesión infinita de números
naturales:
0,1,1,2,3,5,8,13,21,34,55,89,144...
La sucesión inicia con 0 y 1, y a partir de ahí
cada elemento es la suma de los dos
anteriores.
A cada elemento de esta sucesión se le
llama número de Fibonacci. Esta sucesión
fue descrita en Europa por Leonardo de
Pisa, matemático italiano del siglo XIII
también conocido como Fibonacci.
• Tiene numerosas aplicaciones en
ciencias de la computación,
matemáticas y teoría de juegos.
También aparece en configuraciones
biológicas, como por ejemplo en las
ramas de los árboles, en la disposición
de las hojas en el tallo y en la flora de
la alcachofa.
La sucesión de Fibonacci en la
naturaleza
1. La gran mayoría de los árboles parecen crecer
siguiendo la sucesión de Fibonacci: El tronco
(1) se divide en una rama grande (1), esta
rama se divide en dos (2), luego, cada una de
ellas se divide en 3 (3) ramas más pequeñas, y
así sucesivamente.
2. En el cuerpo humano podemos decir que la
cabeza es 1, el cuello, 1, los brazos (2), brazo,
antebrazo y mano (3), luego los cinco dedos
(5), es decir, la sucesión de Fibonacci hasta el
5.
3. Coge una piña y cuenta las hileras
espirales de escamas. Podrás descubrir 8
espirales enrollándose hacia la izquierda y
13 espirales que se enrollan hacia la
derecha, o bien 13 hacia la izquierda y 21
hacia la derecha, u otras parejas de
números. Lo más impactante es que estas
parejas de números serán adyacentes en
la famosa sucesión de Fibonacci: 1, 1, 2, 3,
5, 8, 13, 21…
4. Las margaritas también obedecen a esta
secuencia, y acomodan sus semillas en
forma de 21 y 34 espirales.
• Trabajo realizado por :
• Sergio Gutiérrez
• Carlos García
• Irene Oña
Descargar

Diapositiva 1