Las bases de su fundación son:

"Reclutaré almas generosas que quieran servir a Dios de balde".

"No tendrán otra recompensa que consumirse por el santo Amor
de Dios".

"Que el Señor llene vuestro corazón del santo Amor de Dios".

"La necesidad de evangelio, cultura y humanización es para
nosotras una llamada permanente y acudiremos con respuesta
encarnada".

Aquí es donde se actualiza y plenifica nuestro carisma, donde se
manifiesta su dinamismo.

Encarnar el amor de Dios en la vida, ser amor para el mundo

Optar por Dios es optar por la mujer y el hombre de nuestro
tiempo, por toda persona y toda clase social sin distinción, con la
preferencia de Dios por los más débiles, los oprimidos,
empobrecidos, despreciados de nuestra sociedad.

Nuestra misión como religiosas educadoras tienen su origen en el
carisma fundacional del P. Jerónimo Usera, quien encontró en la
EDUCACIÓN el medio más apto para la evangelización y la
promoción humana integral.

"¡Cuánta necesidad y cuánta hambre hay de enseñanza!. Sobre
todo de enseñanza sólida y religiosa."
♫ Brasil
♫ Bolivia
♫ Chile
♫ Cuba
♫ Estados Unidos
♫ Guatemala
♫ México
♫ Perú
♫ Puerto Rico
♫ República Dominicana
♫ Angola
♫ Cabo Verde
♫ Mozambique
♫ Alemania
♫ España
♫ Francia
♫ Italia
♫ Portugal
♫ Filipinas

Nuestra misión, sujeta siempre a la llamada de Dios a través de
las necesidades de los hombres, abarca fundamentalmente los
campos de:

Educación integral de la niñez y la juventud

Promoción humana y

Construcción de Comunidades cristianas.

Educación en escuelas propias y escuelas públicas, según los
países

Educación fuera del ámbito escolar

Acogida de niños y jóvenes en residencias y hogares

Evangelización y seguimiento pastoral de comunidades
cristianas

Promoción y sanidad sobre todo en el Tercer y Cuarto Mundos

Acompañamiento y asistencia integral apersonas ancianas en
residencias

Catequesis de niños, adolescentes y adultos en parroquias y
movimientos cristianos

Apoyo a emigrantes y desplazados.

La Misión "Amor de Dios", como misión eclesial, es compartida por
hermanas y seglares, ofreciendo cada uno la riqueza específica
de su vocación en la construcción del Reino.

Los agentes de la misión compartida "Amor de Dios" estamos
llamados a formar una comunidad-misión que anime la vida y el
compromiso evangelizador, proporcione una formación adecuada
a sus miembros, fomente la comunión, la integración, y facilite la
corresponsabilidad, participación y el trabajo en equipo para que
sea una comunidad testigo del Evangelio.

La gran tradición educativa y la buena pedagogía del Centro,
impartida desde la atención y el cariño, el respeto y la cercanía,
juntamente con la exigencia, comprensión e interés por el alumno
son aspectos muy valorados por las familias, lo que les lleva a
escoger el "Amor de Dios" para la educación integral y armónica de
sus hijos.

Nos esforzamos por educar evangelizando y evangelizar educando.

La ”pedagogía del amor” da forma a toda la misión evangelizadora de
en la Congregación. “Educar es nuestra forma de amar”.

Esta pedagogía del amor actualiza la pedagogía de Dios con su pueblo
y la pedagogía de Jesús que encarna el amor de Dios en el mundo.
Como componente principal de esta pedagogía, el amor da un estilo
peculiar a nuestra acción. Un ambiente sencillo, alegre, acogedor y
llano facilita la convivencia y el sentido de familia; gestos concretos

de respeto, sencillez, ternura, comprensión, estímulo, cercanía y
misericordia; relaciones interpersonales abiertas y sanas que
posibilitan la madurez afectiva de la persona; y el testimonio
personal y comunitario de los evangelizadores, son elementos
que se combinan con los demás aspectos de la formación integral
de la persona y permiten que ésta se desarrolle libre de toda
presión contraria a la dignidad humana, como quería el Fundador.

Educamos para despertar y estimular el desarrollo integral de la
persona mediante el crecimiento armónico y progresivo de sus
facultades y de todas sus dimensiones: individual, social y
religiosa.

Integradas en la misión de la Iglesia, sentimos la exigencia de la
educación a la fe: que la persona viva conscientemente como
hija de Dios que acoge, encarna y manifiesta su amor gratuito.

Nuestro objetivo final es conformar en cada persona el hombre
integral, entendido según el pensamiento humanista cristiano,
que tiene como supremo modelo y horizonte de utopía a
Jesucristo.

El acercamiento progresivo a las fuentes y medios de cultura y un
conocimiento cada vez más profundo de la fe, facilita el diálogo
con el mundo contemporáneo y ayuda a realizar la síntesis fecultura.

Personas integradas, capaces de sostener una relación positiva
consigo mismas, con la naturaleza, con los otros y con la historia.

Personas comprometidas en la comunidad local, cristiana y civil,
como miembros activos y empeñados en el fomento de los valores
evangélicos y humanitarios como el amor, la libertad, la justicia y la
paz.

Personas que viven y expresan su fe en el amor de Dios, a través de
gestos solidarios con los más necesitados y la participación en
proyectos de humanización, abiertos a la acción del Espíritu en sí
mismos y en la Historia.

Nuestro proyecto lo realizamos mediante técnicas, conocimientos,
métodos intelectuales, actitudes morales y sociales que capacitan al
alumno para desarrollar su propia personalidad e integrarse como
miembro activo en la comunidad humana. No sólo un saber que
adquirir, sino unos valores que asimilar y en particular verdades que
descubrir. Con nuestra acción procuramos desarrollar un servicio a la
vez cívico y apostólico.
Descargar

HERMANAS DEL AMOR DE DIOS