LAS TEORÍAS ÉTICAS
4- PRINCIPALES TEORÍAS ÉTICAS

Intelectualismo moral.

Eudemonismo.

Hedonismo.

Estoicismo.

Iusnaturalismo ético.

Formalismo.

Existencialismo

Utilitarismo.

Ética discursiva
Sócrates
INTELECTUALISMO MORAL
Sócrates aparece como el fundador de la
reflexión ética. La base de sus enseñanzas es la
creencia en la existencia de valores objetivos
(justicia, amor y virtud y el conocimiento de uno
mismo) así como en nuestra capacidad de
comprenderlos. Todos tenemos la capacidad de
alcanzar este conocimiento con nuestra
inteligencia. La virtud es conocimiento y aquellos
que conocen el bien, actuarán justamente.
Sócrates nos invita a la reflexión moral, a
cuestionar las opiniones comúnmente aceptadas y a
buscar razonamientos sólidos sobre los que asentar
nuestras acciones.
 Esta teoría es cognitivista al afirmar no solo que se
puede conocer el bien, sino que éste es el único
requisito para realizarlo.

EUDEMONISMO

Esta teoría defiende que la felicidad es el fin
último que todos buscamos. Cualquier acción
está supeditada a este último fin que es la
consecución de la felicidad.
Aristóteles
(384 a. C. -322 a. C.)

Aristóteles comienza reconociendo que todo el
mundo busca la felicidad, para después:
-
examinar críticamente el concepto de felicidad.
proponer el perfeccionamiento de la propia
naturaleza humana como forma auténtica de
encontrar la felicidad.
Lo que nos hace felices es una actividad del
alma, y la actividad que nos hace buenos es el
pensamiento, justo aquello que es propiamente
humano y nos distingue de los otros seres.
 La virtud es un hábito, una disposición
permanente a elegir lo más adecuado para
nuestra felicidad y perfección. La felicidad
requiere no dejarse llevar por el deseo.
 La buena elección consiste siempre en un
término medio de todo.
 La ética de Aristóteles es de perfeccionamiento
del hombre.

HEDONISMO



Se considera hedonista cualquier doctrina que identifica el
placer con el bien. Una acción es buena si produce placer y
mala si produce dolor.
Los cirenaicos, eran los seguidores de la escuela filosófica
fundada por Aristipo (435 a.C.) y que defendía que la
finalidad de nuestra vida era el placer. Hay que buscar el
placer teniendo en cuenta que los excesos pueden causarnos
dolor.
El epicureísmo, fundado por Epicuro, al igual que la
escuela de los cirenaicos, defiende la idea de que la vida es
placer, pero con el matiz de que definen que el placer es la
mera ausencia de dolor.
El bien es vivir conforme a la naturaleza, y se identifica la felicidad
con el placer. Sólo será feliz quien escoge con prudencia, sabe
contenerse en la moderación e ignora las opiniones de los otros.
Se distinguen tres tipos de deseos:
o Deseos naturales y necesarios. Son necesidades físicas
básicas (comer y beber).
o Deseos naturales y no necesarios. Nacen del deseo de
variación y hay que moderarlos prudentemente (comer manjares,
sexo, las artes).
o Deseos no naturales ni necesarios. Nacen de las opiniones
de los que no se satisfacen con lo que tienen (triunfo político,
fama).
El hombre sabio satisface las necesidades naturales y necesarias y
potencia placeres espirituales como la amistad.
ESTOICISMO
La doctrina estoica defiende la idea de que existe
una ley universal que rige todo aquello que nos
acontece, y que nosotros por ser humanos, solo
podemos seguir el camino de la aceptación y de la
resignación.
 Esta rama de pensamiento filosófico fue iniciada
por Zenón de Citio.

Zenón de Citio
(333 - 264 a. C.)
Aceptación del destino: La muerte es inevitable y estamos
destinados a ella pero, igualmente, la vida, la fama, la riqueza, la
pobreza, el dolor o la alegría forman parte de nuestro destino y
no los podemos controlar por tanto es preciso aceptarlos.
El desapego al mundo: Frente a las cosas materiales (riqueza,
salud, belleza...) y a los estados de nuestra mente (alegría,
tristeza, envidia...) que son transitorios nuestro guía interior,
nuestra razón aparece como eterna. En esa ciudadela que es lo
más elevado de nosotros mismos debemos retirarnos a través del
desapego al mundo.
- El primer imperativo ético es vivir conforme a la naturaleza
que en el caso del hombre es vivir conforme a la razón.
- Ahora bien, las pasiones y los sentimientos nos mueven a obrar
contra la razón, por lo que deben ser no sólo controlados, sino
arrancados de raíz, para de esta forma lograr la
imperturbabilidad (άταραξία)
- La felicidad radica en la aceptación del destino y en el combate
contra las pasiones.
IUSNATURALISMO ÉTICO



El iusnaturalismo ético es toda aquella corriente de
pensamiento que defienda la idea de la existencia de una ley
moral, natural y universal que rige lo que está bien y lo que
está mal. Esta ley es objetiva.
Santo Tomás de Aquino, fue uno de sus principales
defensores, otorgando a Dios la creación de dicha ley en el
interior de cada hombre. La religión nos indica el camino
para alcanzar la felicidad absoluta y la vida eterna.
Por otro lado el hombre es intrínsecamente libre de acatar o
violar dicha ley divina universal. La religión introduce el
concepto de pecado y su consecuencia: la condenación eterna.
FORMALISMO
Se considera que la moral no debe ofrecer normas concretas de
conducta si no que se limita a establecer una forma
característica de toda normal moral. Kant critica las morales
anteriores, mostrando que tales éticas son éticas materiales (=
establecen lo que hay que hacer).
•
Según Kant solo una ética formal puede ser universal y
puede garantizar la autonomía moral de un ser libre y
racional.
•
Esta ley sólo es expresable mediante imperativos
categóricos que sirven de criterio para saber qué normas son
morales y cuales no.
La ética kantiana.- Kant pretende formular una ética que no
establece lo que hay que hacer, sino cómo hay que hacer lo
que hay que hacer (ética formal):
• El imperativo categórico.- La única norma de dicha moral
sólo puede contener la pura expresión del deber: “Obra por
puro respeto al deber”.
• Kant concreta esta norma en imperativos:
1º “Obra de manera que puedas querer que el principio que
dirige tu acción pueda ser tomado como principio de una
legislación universal”.
2º “Obra de manera que tomes a la humanidad, tanto en tu
persona como en la de cualquier otro, siempre como un fin
y nunca meramente como un medio”.
UTILITARISMO

Esta teoría defiende que la finalidad humana es la
felicidad. Las acciones y normas deben de ser juzgadas
de acuerdo con el principio de utilidad. John Stuart
Mill es uno de sus precursores.

El utilitarismo constituye una teoría ética
teleológica, ya que valora las acciones como medio
para conseguir un fin.
Utilitarismo (Jeremy Bentham, Stuart Mill, finales del
XVIII).- defiende que el criterio ético debe ser conseguir
el mayor bien para el mayor número de personas (en su
forma negativa, evitar la mayor cantidad de dolor para el
mayor número de personas). Se trata, por tanto, de una
concepción inspirada en el epicureísmo, pero
sustituyendo el bienestar individual por el bienestar
mayoritario. En realidad el utilitarismo consideraba que
era posible construir una moral basada en la razón
aceptable por todas las personas, independientemente de
sus creencias religiosas.
EL EXISTENCIALISMO
( Heidegger, Jaspers, Sartre).- Se trata de una
corriente filosófica que va desde el final de la segunda
guerra mundial hasta aproximadamente 1970.
 Concepción filosófica: mientras que los demás
seres son (tienen una esencia que determina lo que
serán sus posibilidades de ser, su existencia), en el
hombre no se da tal esencia, sino que es él quien ha
de decidir lo que será su ser (= Libertad radical), y,
por tanto, tiene la total RESPONSABILIDAD de tal
decisión sobre su ser.

 Su concepción ética se desarrolla sobre tres pilares: Libertad,
responsabilidad, autenticidad.
 Absoluta libertad: El hombre se encuentra arrojado al mundo y entre
los demás hombres y a cada paso tiene que decidir lo va a ser y en esta
decisión no tiene ninguna norma externa que le guíe: el hombre se hace
a sí mismo, construye sus propias posibilidades de ser. No es libre de lo
que le ocurre (no es un dios) pero es libre de las decisiones que toma
ante lo que le ocurre.
 Absoluta responsabilidad: El hombre es totalmente responsable de
sus decisiones y, en la medida en que tales decisiones implican a las
demás personas y al mundo, también es absolutamente responsable de
las demás personas y del mundo. Responsable ¿ante quién? Ante sí
mismo.
 Autenticidad.- No valen excusas ni “yo no sabía”, ni “es que ...” (negar
la propia responsabilidad = Inautenticidad). Sea lo que sea lo que yo
haya hecho o dejado de hacer, yo lo he decidido o he decidido permitir
que otros decidan por mí.
ÉTICA DISCURSIVA
Heredera de la filosofía kantiana, esta es la ética del discurso
formal y procedimental.
Se defiende que una norma es moral cuando es aceptable
por la comunidad del diálogo que está conformada por personas
en igualdad de derechos y libertades.
Según Jürgen Habermas, sólo tienen validez aquellas
normas aceptadas en una situación ideal de diálogo.
Esta situación se da si se cumplen una serie de requisitos.
• Cualquier sujeto capaz de lenguaje y acción puede
participar en el discurso
• Cualquiera puede problematizar cualquier afirmación
• Cualquiera puede introducir en el discurso cualquier
afirmación
• Cualquiera puede expresar sus posiciones, deseos y
necesidades
• No puede impedirse a ningún hablante hacer valer sus
derechos, establecidos en las reglas anteriores, mediante
coacción interna o externa al discurso.
Descargar

La acción moral y las teorías éticas.