LOS DEBERES
SITUACIÓN O CIRCUNSTANCIA:

Nuestro hijo/a llega de clase y tiene tareas
escolares para hacer.




Qué hace
Qué dice
Qué siente
Ante esto que hago, que pienso y que
siento yo, como padre/madre
NUESTRAS
ACTITUDES
PARA NUESTROS HIJOS, ¿QUÉ TIPO DE HOMBRES Y
MUJERES QUEREMOS QUE SEAN EL DIA DE MAÑANA?
Vamos a reflexionar sobre la idea que tenemos del trabajo y qué
estamos transmitiendo a nuestros hijos.
• 1.- ¿VIVO EL TRABAJO COMO OPCIÓN
GRATIFICANTE O COMO UNA CRUZ?
• 2.- ¿IDENTIFICO TRABAJO COMO SALARIO?
• 3.- ¿EL VALOR DEL TRABAJO LO EQUIPARO AL
ÉXITO?
• 4.- ¿QUÉ VALOR TIENE PARA MI EL TRABAJO?
EL VALOR DEL ESFUERZO
El esfuerzo necesita ser valorado por
si mismo y no por sus resultados.
Si algo caracteriza a un joven es su
marcado sentido de la justicia.
Si valoramos resultados en lugar de
esfuerzos, estaremos educando en
una caricatura de este valor.
EL ESFUERZO NO ES
UNA OBLIGACIÓN
Hay expresiones que reflejan un fondo positivo pero que resultan,
en estos tiempos, estériles para educar a los chavales:
“Esfuérzate, que esa es tu obligación. Tú dedícate a estudiar
que no tienes ninguna otra obligación”
Vendamos mejor nuestro producto porque es posible y merece la
pena.
“si te esfuerzas, ganarás en cotas de libertad”: esto sí que lo
entiende cualquier niño. Se trata de conseguir lo mismo pero
siendo más audaces.
Tu hijo/a no es sólo alumno. Es una persona que se dedica al
estudio como actividad profesional. Pero su vida es mucho más
rica que el solo hecho de estudiar.
En todo caso el estudio es una responsabilidad, entre otras, que
debe tener un chaval.
La equiparación del valor del trabajo al éxito tiene un paralelo
en la importancia a menudo excesiva que damos al
rendimiento escolar. Hemos hecho del éxito la medida del
valor del estudio. Éxito que supone:
Competitividad
Desafío
Lucha por ser el primero
Angustia
Nervios
Infelicidad
¿QUIÉN ES CAPAZ DE SOBREVIVIR A
ESTA CARRERA?.
Más que centrarnos en las calificaciones para
educar en la laboriosidad centrarnos en ¿QUÉ
PERSONA SERÁ?
Capaz de esforzarse (el esfuerzo
personal es insustituible)
Querer aprender (pequeñas metas
de mejora)
Trabajar bien
Poner empeño en lo que haga
Ser constante (Horario claro de
trabajo)
Ser ordenado
¿QUÉ
PODEMOS
HACER?
¿POR QUÉ NO ESTUDIAN?
1.
2.
3.
4.
5.
6.
7.
Capacidad
Voluntad. Es la capacidad de esfuerzo
Esfuerzo y sacrificio
Motivación suficiente
Técnicas adecuadas que hagan
fructífero su trabajo
Y tenemos que tener en cuenta la
dificultad del trabajo encomendado.
Organización (Orden)
1.- CAPACIDAD






Determinar expectativas realistas
Fijar niveles (capacidad) realista
Crear una atmósfera de aceptación en
casa
Ofrecer apoyo especial si es necesario
Conoce y escucha a tus hijos
Conectar el hogar con el colegio,
maestro/a
Las únicas habilidades que necesitan los padres
de un niño que fracasa son:



Saber aceptar con tranquilidad la señal
de malas notas
La capacidad de investigar
cuidadosamente el mensaje subyacente
Y la sabiduría para actuar sobre sus
hallazgos con tacto, rapidez y
comprensión.
2.- Voluntad



La educación de la voluntad tiene como
objetivo procurar que cada hijo se forme en
el esfuerzo y la responsabilidad personal.
La VOLUNTAD se puede trabajar y entrenar
día a día con el fin de automatizar los
comportamientos y así, disminuir la sensación
de esfuerzo.
La paciencia es el soporte esencial de la
voluntad y si el adulto no es capaz de tenerla,
mal va a poder enseñarla al niño.
3.- Esfuerzo y sacrificio


Aprovechar cualquier momento para
destacar explícitamente el esfuerzo que
hay detrás de los logros
Recompensar el esfuerzo y la pulcritud
4.- Entrenarles en la
:AUTOMOTIVACION




No hay esfuerzo si no hay motivo. Sin MOTIVACIÓN
es imposible que alguien luche por una meta
Por tanto, es básico conocer, aplicar y generar las
motivaciones que impulsan al niño,
Para lo que se deberá conocer y escuchar a los hijos,
entrenándoles en la capacidad de motivarse a sí
mismos. Esperar la suerte, la lotería, ser “elegido”…
son respuestas pasivas que no implican apenas
esfuerzo.
No hay esfuerzo cuando se tiene todo lo que se
desea, no hay esfuerzo cuando antes de abrir la boca
se tiene una necesidad cubierta.
5.- Técnicas adecuadas que
hagan fructífero su trabajo

(Enseñarles Técnicas de Estudio
adecuadas: Subrayado, Resúmenes,
Esquemas, Cuadros sinópticos, Toma
de notas y apuntes, búsqueda de
información)
6.-Tener en cuenta la dificultad
del trabajo encomendado



Fundarse en los hechos del desarrollo
infantil
La observación aguda
La consideración de las presiones
pasadas y presentes que operan sobre
el niño
7.-Organización (Orden)




EL ORDEN, esta a la base de todos los valores
humanos, a los que sirve de apoyo.
Contar con un horario les ayudará a desarrollar su
CAPACIDAD DE AUTOEXIGENCIA. Es bueno que los
chicos cumplan un plan.
Espacio en donde van a estudiar, cómo lo tienen
ordenado, los ruidos y distracciones.
Hay que capacitar a los hijos para estudiar bien, para
que desarrollen las capacidades y habilidades
implicadas de modo que sean capaces de aprender
autónomamente.
¿QUÉ NOS PROPORCIONA O EN QUE NOS
AYUDA EL ORDEN EN NUESTRA PERSONA?











Disponer de más tiempo
Ser más eficaces
Aumentar el rendimiento
Conseguir más fácilmente objetivos previstos
Tranquilidad
Confianza
Seguridad
Evita disgustos
Evita contratiempos
Facilita la convivencia familiar a través de unas normas de
convivencia
En general nos ayuda a ser más felices con menos esfuerzo.
TAREAS PARA CASA:
• Trazar un horario claro con límites de tiempo:
Ayúdale a organizarse su tiempo: ORDEN
• Desarrollar un plan de deberes y/o estudio
apropiado para el niño@
• Enseñarle técnicas de organización y estudio
(CONSTANCIA Y AUTODISCIPLINA)
• Crea un lugar para el estudio
• Utilizar alternativas que no sean el castigo
• Aceptar incondicionalmente sus limitaciones y
defectos.
• No compares nunca los éxitos o fracasos de un hijo
con los éxitos o fracasos de otros miembros de la
familia o amigos.
•
• Conseguir información de los hijos sobre sus
deberes y exámenes.
• Para ello mantener un dialogo adecuado: afectivo y
motivador.
• Corregir los fallos de tu hijo@ nunca la persona.
• Evitar proyectar sobre los hijos nuestros propios
temores o ansiedades.
• No busques compensar tus propios fracasos con
los éxitos de tus hijos.
• Oriéntale, nunca le impongas, en cada una de las
opciones que tu hijo tendrá que hacer a lo largo de
su vida académica.
• Valora positivamente sus esfuerzos y cualidades
personales.
• Valora ante, sobre y por encima de todo, LA
FELICIDAD DE TU HIJO@
Descargar

LOS DEBERES