LAS VARIEDADES GEOGRÁFICAS DEL
ESPAÑOL.
LOS DIALECTOS DEL CASTELLANO.
SOBRE LOS CONCEPTOS DE DIALECTO
Y VARIEDAD DIALECTAL
DIALECTO
• CONCEPTO ESTRICTAMENTE
GENÉTICO: SISTEMA
LINGÜÍSTICO
DIFERENCIADO QUE TIENE
SU ORIGEN EN OTRO
ANTERIOR DEL CUAL HA
EVOLUCIONADO.
DIALECTO
• CONCEPTO SINCRÓNICO:
CADA UNA DE LAS
VARIEDADES DE UN IDIOMA
QUE TIENE UN CIERTO
NÚMERO DE ACCIDENTES
PROPIOS, Y QUE SE USAN
EN CIERTOS TERRITORIOS A
DIFERENCIA DE LA LENGUA
COMÚN Y LITERARIA.
LAS VARIEDADES GEOGRÁFICAS DEL
ESPAÑOL: LOS DIALECTOS DEL
CASTELLANO
• El castellano presenta una serie de variedades
diatópicas que se dan en determinadas zonas
geográficas. Podemos distinguir las variedades
del castellano de la zona norte y las
variedades del español meridional.
EL CASTELLANO DEL NORTE
• Ocupa el área geográfica donde nació el
castellano y la de su primera expansión (hasta el
siglo XII), pero también las zonas por donde se
extendió horizontalmente.
• No es una variedad homogénea. Presenta
múltiples peculiaridades.
• Abarca las siguientes variedades: el castellano de
la zona central, el que se utiliza en zonas donde
se hablaba leonés y aragonés, así como las
variedades de esta lengua que se usan en las
zonas bilingües.
VARIEDAD NORTEÑA CENTRAL
• Coincide con Castilla la Vieja y se extiende hacia
el sur por la Alcarria y Madrid, hasta la Mancha.
– Leísmo, laísmo y loísmo.
– Relajación y pérdida de –d- intervocálica.
– Pronunciación fuerte de la –d final de palabra, que se
articula como –z.
– Adición de una –s analógica en la segunda persona del
singular del perfecto simple (comistes).
– Infinitivo con valor de imperativo (Salir todos de aquí)
VARIEDAD ORIENTAL O ARAGONESA
• Presenta peculiaridades que proceden del
contacto con la lengua navarroaragonesa. Se
denomina baturro.
– Entonación ascendente.
– Alargamiento de la vocal final.
– Tendencia a pronunciar como graves las palabras
esdrújulas (medico, cantaro).
– Empleo de pues al final del enunciado, como
apoyo idiomático.
– Uso del diminutivo –ico.
VARIEDAD OCCIDENTAL: ZONA
LEONESA
• Algunos de los rasgos del
castellano hablado en el
antiguo dominio lingüístico
del asturleonés proceden
de este dialecto.
• En la zona asturiana, los
rasgos dialectales son más
numerosos: como el cierre
de las vocales finales
(mediu, nochi, les cases),o la
incorporación de formas
verbales del asturiano (ye
tontu)
• Predominio del pretérito
perfecto simple sobre el
compuesto: canté frente ha
cantado.
• Uso del posesivo con el
artículo delante: La su casa.
• El uso de la negación non, la
formación del diminutivo
con el sufijo –ín, -ina
EL CASTELLANO DE LAS ZONAS
BILINGÜES
• En Cataluña se
encuentran influencias de
l catalán:
– Articulación velarizada de
/l/ en contacto con a.
– Pronunciación ensordecida
de –d final.
– Tendencia al seseo.
– Uso del artículo con
nombres propios.
– Dequeísmo.
• En Galicia:
– Cierre de las vocales -e, -o
finales (nochi, tengu).
– Uso exclusivo del pretérito
perfecto simple.
• En el País Vasco y
Navarra:
– Alteraciones en el orden de
las palabras del enunciado.
– Uso del condicional en
lugar del imperfecto de
subjuntivo: Si vendría…
LOS DIALECTOS MERIDIONALES: EL
ANDALUZ Y EL CANARIO.
• Ya en el siglo XVI existía una norma sevillana
distinta de la toledana, que se afianzaría en
Andalucía y se extendió por Canarias y
América.
• Los rasgos que se encuentran en el castellano
meridional parecen responder a dos
tendencias generales: la simplificación del
sistema consonántico y la relajación
articulatoria.
DIALECTOS MERIDIONALES: ANDALUZ
Y CANARIO
•
•
YE ÍSMO. Pérdida del fonema
correspondiente a la grafía ll, y su
realización como /y/. Este
fenómeno que era exclusivo del
habla andaluza se ha extendido
hacia el norte.
ASPIRACIÓN DE –S IMPLOSIVA. La
relajación hace que la –s ante
consonante pierda el rasgo de
sibilante y se reduce a una fricación
que toma el punto de articulación
de la consonante siguiente:[káhko],
[abíhpa], dando lugar incluso a la
geminación de la consonante
[mimmo]. Se extiende por Murcia,
La Mancha, Madrid y Extremadura.
•
•
•
NEUTRALIZACIÓN DE /l/ Y /r/ EN
POSICIÓN FINAL DE SÍLABA.
Encontramos la realización [l] o [r],
según el lugar: trael-la, cálne, mi_árma,
sordáo.
RELAJACIÓN Y CAÍDA DE
CONSONANTES SONORAS
INTERVOCÁLICAS. Más frecuentemente,
con el fonema /d/, tanto en masculino
como en femenino, en el sufijo –ido, y
en otras posiciones: [kansáo], [pringá],
[sentío], [páre]. También se da la
relajación y caída de otras consonantes
intervocálicas [miáxa], [tié].
RELAJACIÓN DE LAS CONSONANTES
/^c/ y /x/. La africada pierde el
momento oclusivo y suena “mushasho”,
y la /x/ se pronuncia aspirada [garáhe].
EL ANDALUZ
• Más que un dialecto andaluz, encontramos
distintas variedades. Podemos distinguir una
oriental y otra occidental, según el diferente
resultado de la aspiración y pérdida de la –s
final, y tres zonas horizontales (noreste,
centro y sur), según las diversas
peculiaridades del seseo y el ceceo.
EL ANDALUZ: RASGOS
SESEO Y CECEO
• El reajuste consonántico de los
fonemas medievales escritos
como s, ss, z y ç produce una
única confluencia en la norma
sevillana. Sin embargo, en la
zona costera y en casi toda la
provincia de Sevilla se produce
el ceceo, en una franja central
se da el seseo, y al norte y
nordeste, distinción.
EL ANDALUZ: RASGOS
• El vocalismo en el andaluz oriental: La aspiración y pérdida de la –s
implosiva final acaba produciendo alteraciones importantes.
• La aspiración de la –s provoca cambios en la pronunciación de la
consonante siguiente (se ensordece y se aspira).
• En la zona oriental la caída de la –s final provoca la apertura de la
vocal anterior.
• Confluencia de vosotros y ustedes. En la zona occidental se ha
perdido en las formas pronominales de segunda persona del plural
la oposición entre el tratamiento de confianza (vosotros) y el de
cortesía (ustedes). Se emplea siempre ustedes, unas veces con el
verbo en segunda persona y otras en tercera.
• Desde el punto de vista léxico, es bastante conservador. Perviven
voces perdidas en el castellano norteño: escarpín (calcetín),
manque (aunque); y los arabismos : aljofifa (bayeta).
EL CANARIO
•
•
•
•
•
•
•
•
•
La conquista y repoblación del archipiélago desde los puertos andaluces en el
siglo XV explican las similitudes entre la variedad canaria y el andaluz. Sin
embargo encontramos peculiaridades:
Generalización del seseo.
Confusión entre –l y –r implosiva y final. Es una peculiaridad la vocalización
ocasional [ei kwéipo]; otras veces se asimila a la consonante siguiente [piénna*.
La aspiración de –s implosiva que se asimila a la consonante siguiente: [loddíah], pero sin apertura de la vocal anterior.
Aspiración de /x/, con un sonido más leve.
La relajación articulatoria de las consonantes sordas lleva asociada cierta
sonorización.
Ha desaparecido el pronombre vosotros, sustituido por ustedes, con el verbo en
tercera persona.
Preferencia del pretérito perfecto simple frente al compuesto: ¿Ya viniste?
En cuanto al léxico, encontramos americanismos y pervivencia de voces del
guanche, como gofio, baifo (cabrito).
VARIEDADES DE TRANSICIÓN:
MURCIANO Y EXTREMEÑO
•
•
•
El extremeño ofrece una mezcla de
rasgos meridionales y de
leonesismos.
Son rasgos leoneses la tendencia al
cierre de las vocales –e, -o finales, la
pervivencia de la –e final (rede,
sede), o el empleo del sufijo –ino,
para el diminutivo.
Los meridionalismos más extendidos
son la aspiración de –s, que se asimila
al sonido siguiente; el yeísmo, la
aspiración de /x/, y la relajación,
confusión y pérdida de –l y –r finales
[kohé].
•
•
•
•
El murciano recibe influencias
aragonesas, valencianas y mozárabes.
Los rasgos meridionales que se dan
son la aspiración y pérdida de –s
implosiva (con abertura de la vocal
precedente), la neutralización de /l/ y
/r/ al final de sílaba [árta], [komprálla], la aspiración de /x/ [káha],
debilitamiento de las consonantes
sonoras intervocálicas. Sin embargo,
parece más resistente a la
penetración del yeísmo.
Del aragonés conserva restos de
palatalización de l- inicial latina
(llengua), abertura del diptongo ei en
ai (vainte), el diminutivo –ico.
Aragonesismos y valencianismos son
frecuentes en el léxico.
Descargar

LAS VARIEDADES GEOGRÁFICAS DEL ESPAÑOL.