Estilos de Apego de Entrenadores de Perros para Terapia
(Trabajo de Licenciatura presentado ante la escuela de Psicología, como requisito
parcial para optar al título de licenciado (a) en Psicología)
Tutor (a):
Autor (es):
Profa. Yubiza Zárate
Diana Pérez Estévez
Oriana Pérez Ríos
Caracas, Enero de 2013
INTRODUCCIÓN
Influencia de las experiencias tempranas
Ainsworth
Bowlby
Modelos Operantes
Internos
Relación Humano-Animal
Sigmund Freud tuvo contacto con los animales cuando le compró a su hija
menor, Anna, un pastor alemán de nombre Wolf y posteriormente Anna le
regaló a su padre un chow chow.
Mas adelante, Sigmund Freud tuvo un segundo chow chow y en una carta
que le escribe a su ex paciente y analista Marie Bonaparte, le decía lo
siguiente:
" y consigues explicar los motivos de que se pueda querer a un animal
con tanta intensidad; se trata de un afecto sin ambivalencia, de la
simplicidad de una vida liberada de los casi insoportables conflictos de la
cultura, de la belleza de una existencia completa en sí misma. Y sin
embargo, a pesar de todas las divergencias en cuanto a desarrollo
orgánico, el sentimiento de una afinidad íntima, de una solidaridad
indiscutible. A menudo, cuando acaricio a Jofi, [su perro] me he
sorprendido tarareando una melodía que pese a mi mal oído, reconocí
como el aria de Don Juan”
S. Freud: Porque son más simples. No sufren de una personalidad dividida, de la
desintegración del ego, que resulta de la tentativa del hombre de adaptarse a los
patrones de civilización demasiado elevados para su mecanismo intelectual y
psíquico. El salvaje, como el animal es cruel, pero no tiene la maldad del hombre
civilizado. La maldad es la venganza del hombre contra la sociedad, por las
restricciones que ella impone. Las más desagradables características del hombre
son generadas por ese ajuste precario a una civilización complicada. Es el
resultado del conflicto entre nuestros instintos y nuestra cultura. Mucho más
agradables son las emociones simples y directas de un perro, al mover su cola, o
al ladrar expresando su displacer. Las emociones del perro (añadió Freud
pensativamente), nos recuerdan a los héroes de la antigüedad. Tal vez sea esa la
razón por la que inconscientemente damos a nuestros perros nombres de héroes
como Aquiles o Héctor.
Fuente: La red social de psicoanálisis.
OBJETIVOS
Conocer el significado subjetivo
que le dan los entrenadores de
perros para terapia a su relación
General
con los canes y con otros
humanos
MARCO METODOLÓGICO
Necesidad percibida de dar descripciones detalladas
Perspectiva integrativa centrada en el entendimiento del significado
de las acciones de los seres vivos
ENFOQUE
MIXTO
Se admite la subjetividad y tiene como punto de partida la orientación hacia el
descubrimiento, construcción e interpretación de la realidad percibida
integración de los datos provienen de la aplicación de una escala psicométrica
referida al estilo de apego de los participantes de la investigación
MARCO METODOLÓGICO
Técnicas de recolección de los datos
Observación
Participante
Entrevista
semi
estructurada
•a. Antecedentes familiares:
•b. Relación Humano- Animal:
•c. Experiencia y participación en el entrenamiento:
•d. Significado del entrenamiento
•e. Reacción ante la pérdida
Cuestionario
de Apego
Adulto
•40 Items
•Escala Lickert de 6 opciones
•Preocupado, temeroso hostil, seguro, alejado
APEGO
HUMANO
Apego
Ansioso
Evitativo
Límites en las
relaciones
Barreras emocionales y conductuales
que impiden relacionarse . Percepción
del otro como una figura amenazante,
que tiene la capacidad y disposición
para traicionar, mentir y agredir
Dificultad en
relaciones con figuras
primarias
Percepción de no ser valorado por las
figuras paternas. Sentimientos de
rechazo y juicio crítico que conllevan a
la búsqueda constante de aprobación
externa incondicional
Dificultad en las
relaciones de pareja
Temor para
expresarse
Rechazo a las interrelaciones que
impliquen compromiso y entrega
dentro de una pareja. Se prioriza la
independencia
Conductas de miedo y aprensión en
situaciones en las que se deba
expresar una opinión, debido a la
evaluación que podrían hacer los otros
APEGO CON CANES
Apego incondicional
Los participantes atribuyen al perro una relación incondicional con ellos, es decir, el perro no se condiciona
para dar afecto y cariño de forma consecuente, ni establece preferencias de acuerdo a las características del
ser humano. Así, el perro es alguien que da sin recibir nada a cambio, lo que expresa una relación
idealizada.
Fidelidad
Los participantes atribuyen lealtad, constancia y confianza absoluta del perro hacia su dueño
“Un perro da la vida por ti; ¿quién da la vida por ti?” (7) (3)
“El perro es más fiel que el humano” (3)
Afecto
Los participantes atribuyen a los perros afectos humanos.
“te brindan el amor más grande del mundo” (1)
“los animales están en la tierra para ser ángeles de los seres humanos” (7)
“es un ángel de dios” (1)
Ausencia de Juicios
Los participantes atribuyen a los perros ausencia de críticas humanas. Para ellos, los perros no se manejan
en función de estigmas, prejuicios y estereotipos para demostrar afecto.
“no importa si eres flaco, si eres gordo, si eres una persona extrovertida” (5)
“ellos te llevan a un mundo donde no hay egoísmo, no hay envidia, no hay crítica, nada, tú te sientes con
ellos como que si estás en otro mundo” (1)
CONCLUSIONES
Cuestionario de Apego Adulto : estilo de apego alejado y preocupado, presentando como
características principales autosuficiencia emocional e incomodidad con la intimidad, baja
autoestima, necesidad de aprobación y miedo al rechazo
Estilo de apego con los humanos: Funcionamiento que oscila entre un apego inseguro,
fundamentalmente ansioso-evitativo y la relación de dominio y control
Apego con los canes: adjudicación de aspectos humanos idealizados al can, siempre presentes en
la necesidad de cuido y de dar amor sin juzgar; así como en la atribución terapéutica al perro
donde se contemplan beneficios en la relación enmarcada dentro de la incondicionalidad y el
vínculo de dominio-sometimiento.
El apego que se tiene con el perro presenta características patológicas debido a que en la relación
con éste se ejerce dominio absoluto en el vínculo, lo que no puede ser posible en la relación con
humanos. El perro está siempre presente, es incondicional y se percibe ideal, mientras que los
vínculos con humanos se dan de forma distante y superficial, entendiendo al animal como un
objeto idealizado con el que se logra la completud del sí mismo.
Descargar

Presentación de PowerPoint