DEFICITS DE MEMORIA COTIDIANA RELACIONADOS CON LA EDAD Y ESTRATEGIAS DE ABORDAJE
DESDE LA DANZA MOVIMIENTO TERAPIA (DMT)
-13 Congreso Virtual de Psiquiatría. Com-
Autor/a: Esther Vega Marcos
BREVE PRESENTACIÓN:
La DMT con mayores actúa en tres
grandes áreas (Rodríguez Cigarán, 2005)
La DMT sitúa sus bases teóricas en el marco de referencia del ser humano como totalidad cuerpomente dentro del entorno socio-cultural, el potencial terapéutico de la actividad expresiva y creativa
en movimiento que busca favorecer los procesos de integración emocional, cognitiva, física y social a
través de la relación terapéutica.
El origen de este póster se encuentra en una investigación cuasi-experimental aplicada a un estudio
de caso* (usuaria permanente de una Residencia de Tercera Edad de 87 años) aquejada de estado
depresivo (confirmado mediante Test Escala de Depresión Geriátrica de Yesavage (GDS)
(Yesavage y Rose, 1982)) y que explicita pérdida de memoria. La paciente presenta una evidente
PMAE una vez descartados el trastorno neurológico específico, la enfermedad cerebro-vascular o los
trastornos psicológicos.
La PMAE “se produce por una cascada de cambios neurológicos (reducciones en el volumen
cerebral, cambios metabólicos, reducción del flujo sanguíneo y alteraciones neuroquímicas) y
cognitivos (reducción de los recursos atencionales y de la velocidad de procesamiento),
manifestándose en déficits de memoria prospectiva, recuerdo, reconstrucción del contexto, memoria
operativa…) (Anderson y Craik, 2000).
Se realizó un proceso con DMT hasta confirmar la superación del estado depresivo (mediante GDS).
Descartada la depresión, se continuó con el tratamiento con DMT, la recogida de la información se
llevó a cabo en dos momentos (pre-test y pos-test) del tratamiento, utilizamos para la valoración de la
memoria cotidiana, las pruebas de memoria objetiva mediante Test Conductual de Memoria
Rivermead (RBMT) de Wilson y cols. (Wilson, 1985). Incorporamos también otros datos y
documentos de carácter cualitativo. En éstos nos centraremos, en las aportaciones y abordajes
desde la investigación cualitativa (Forinash, M., 2004) a través de diversos instrumentos de
investigación (El relato de las observaciones clínicas, las intervenciones verbales y no verbales de
ambos, paciente y terapeuta, las respuestas a los estímulos motores o auditivos (música), los
sentimientos expresados, las impresiones generales, los sucesos relevantes, los dibujos, los escritos)
recogidos sistemáticamente en el Diario de Práctica (Chaiklin, H., 2000; Chaiklin, H y Chaiklin S.,
2004 ; Berrol, C., 2004).
SOCIAL
INTEGRACIÓN PESONAL EN EL
GRUPO
REDES DE APOYO
.Interacción y
apoyo social
FÍSICA
.Apoyo para que la
persona atienda su cuerpo
.Movimiento adaptado y
COORDINACIÓN
ampliación del rango de
ORIENTACIÓN ESPACIAL
movimiento de forma
CONSCIENCIA KINESCÉSICA
lúdica
CONTROL MOTOR
.Consciencia corporal:
FLEXIBILIDAD
esquema e imagen
RANGO DE MOVIMIENTO
corporal,
coordinación,
AMPLIACIÓN POSTURAL
equilibrio, reflejo
empático…
. Expresión corporal
. Ampliación de la
Kinesfera
PSÍCOLÓGICA
.Promoviendo la integración
. Propiciando la auto- expresión
. Incentivando la expresión
emocional y la afectividad
. Incrementando la auto-estima
. Propiciando el bienestar
. Ayudando en los procesos
cognitivos y nmésicos.
. Favoreciendo la vivencia del
“aquí y ahora” y el disfrute de
lo que hay.
. Creando un clima de
aceptación
EMOCIONALIDAD FLUIDA
IMAGINACIÓN
ESPACIO SIMBÓLICO
DISFRUTE Y DICHA
SENTIDO DE UNIDAD
SENTIDO DE SI
MEJORA O MANTENIMIENTO DE LA
MEMORIA . REMINISCENCIA
VITALIDAD
PRESENCIA
* (Ver) bibliografía: Vega Marcos, Esther.
Tanto en el envejecimiento normal como en el patológico, la disfunción mnética en la vida cotidiana es
la alteración cognoscitiva más común con detrimento de la calidad de vida en los mayores. Los
dramáticos cambios demográficos producidos en los países industriales al incrementarse
considerablemente los años de vida avalan la necesidad de seguir líneas de investigación que puedan
contribuir al conocimiento que la DMT pueda aportar con respecto a la memoria, la autonomía de los
mayores y la mejora de su calidad de vida.
Los trastornos de la memoria relacionados con la edad han recibido diversas denominaciones. La
PMAE tiene lugar en individuos que no padecen ninguna otra alteración. Según Yesavage (1993), esta
pérdida, que llega a ser del 25% entre la edad de 20 y 70 años, medida por tests estándar, va asociada
a disforia y gran “torpeza”, por lo que se planteó el incorporar este diagnóstico al DSM-IV. En este
manual, la pérdida de memoria se introduce en un problema más global, el “Deterioro cognoscitivo
relacionado con la edad” dentro de los “Problemas adicionales que pueden ser objeto de atención
clínica”. Esta categoría sólo debe usarse tras haber determinado que el deterioro cognoscitivo no es
atribuible a un trastorno mental específico o a una enfermedad neurológica. (Petersen, 2001) estableció
los criterios para determinar este deterioro: quejas de memoria, preferiblemente corroboradas por un
informante; afectación de la memoria según edad y educación; función cognitiva general preservada;
actividades de la vida cotidiana intactas y, no evidencia de demencia. La (PMAE) parece ser un
fenómeno normal en los ancianos más que una etapa inicial de una demencia u otra enfermedad.
Con respecto a la memoria cotidiana, en los últimos años se ha propiciado el estudio de la memoria
desde una perspectiva ecológica en la que interesa más evaluar los aspectos relacionados con
actividades de la vida diaria dando más importancia a éstas que a la ejecución de memoria en tareas
de laboratorio. En la memoria cotidiana incluimos varios tipos (Benedet y Seisdedos, 1996): Memoria
prospectiva, retrospectiva, espacial, de caras, de nombres…También se incluyen en la memoria
cotidiana, según algunos autores, la memoria autobiográfica, la memoria de las actividades, la memoria
de las localizaciones inusuales, la memoria de hechos remotos e incluso la memoria de textos, medida
clásica de la memoria episódica.
Uno de los estudios más amplio sobre (PMAE) fue realizado sobre algo más de 14.000 personas de
más de 55 años y encontró que expresaban quejas de memoria el 74 % de los individuos entrevistados
(Cutler y Grams, 1998). Por estas investigaciones sabemos que la evaluación subjetiva (quejas
expresadas) no siempre coincide con los rendimientos objetivos y que esta percepción subjetiva ha de
ser tenida en cuenta y confirmada o no objetivamente mediante test o valoración externa (terapeuta);
hay otras variables implicadas como, la edad, el nivel cultural, el estado de ánimo, la percepción de la
salud general… (Montenegro, Montejo, Reinoso, Montes, Claver, 1998).
Otro factor a considerar es el estado depresivo, asociado con trastornos de memoria, tanto en
estudios de recuerdo como de reconocimiento (Burt, Zembar, y Niederehe, 1995), aunque no todos los
investigadores coinciden: en un estudio sobre 2495 sujetos no se encontró que fuera predictora de la
ejecución en memoria cotidiana (West, Crook, y Barron, 1992). No obstante, se considera que puede
haber una posible influencia de la depresión en la memoria subjetiva, aunque no necesariamente en la
objetiva y plantea la posibilidad de que la memoria cotidiana (RBMT), sea más vulnerable a la
depresión en hombres que en mujeres (Mozar Garde y Jauregui, 2011).
También hemos considerado de interés, según las conclusiones de uno de los estudios más
importantes realizados (Schaie, K.W, 1996), el que la memoria no variaría de un modo uniforme
(inteligencia fluida) y los procesos de cambio son diferentes en cada persona, a mayor edad, mayor
variabilidad entre sujetos.
No debemos asumir de partida que los cambios son irreversibles. Aunque el declive cognitivo parece
inevitable, esta tendencia puede frenarse e incluso, invertirse. El sostén teórico se basa, a nivel
biológico, en la capacidad de reserva cerebral y la neuroplasticidad y, a nivel psicológico, en la
capacidad de aprendizaje. Las capacidades de aprendizaje de los ancianos son mayores y más
flexibles de lo que se había supuesto previamente (Baltes y Willis, 1982; Montejo, Montenegro y Claver,
2002).
En los últimos años se están teniendo en cuenta también nuevas variables que pueden influir sobre el
funcionamiento cognitivo como, el rendimiento percibido, factores de tipo motivacional (autoeficacia, atribuciones, autoestima) o emocional (Munar y Rosselló, 2004; Mas, C., 2008).
Todos estos estudios, de diversas maneras, evidencian la variedad, reversibilidad, modificabilidad o
plasticidad del funcionamiento cognitivo y mnético.
Mejora general de la memoria
: espacio relacional “seguro”
Memoria de caras
(Reconocimiento )
ESTRATEGIAS PARA
ORDENAR
ATENCIÓN VERBAL
CREATIVIDAD
HABILIDADES
PERCEPTIVAS
Memoria espacial
Memoria reciente
ESTRATEGIAS PARA
IMAGINAR O
PLANIFICAR EL
FUTURO
Memoria a largo plazo
Memoria a largo plazo
Memoria episódica
Memoria prospectiva
Memoria de caras
(Reconocimiento)
Memoria de caras
(Reconocimiento)
Recuerdo de nombres
Fenómeno: “en la punta de la
lengua” (imagen/concepto,
léxico/sonoridad, cuerpo )
ATENCIÓN MENTAL
Generar un espacio/tiempo
último en cada sesión ,de
relajación mental y física.
Dar significado positivo al
“no hacer”, descansar.
……………………………
…
CONCIENCIA
CORPORAL EN
QUIETUD
DESCANSO FÍSICO Y
PSÍQUICO
Memoria de acciones
automáticas o procedimental
Mejora general de la
memoria : “sin estrés”
Memoria reciente
Memoria episódica
Memoria de fechas
(Orientación temporal)
Memoria de caras
(Reconocimiento)
Memoria de fechas
(Orientación temporal)
Memoria de trabajo: auditiva
y visual
Memoria de caras
(Reconocimiento)
Memoria de fechas
(Orientación temporal)
Recuerdo de nombres
1.Reducción de recursos 1.a.Experimentar el conocimiento como experiencia
atencionales y atención constructiva: en un solo acto se percibe, se crea y se transforma.
dividida
(Varela ,2002). Esta perspectiva integra acción, percepción,
emoción y cognición
1.b.Experimentar el presente, la toma de conciencia del “aquí y
ahora”.
1.c.Facilitar los procesos de descanso y relajación
2.Declive de algunos
2.a. Tener al movimiento como herramienta terapéutica que
aspectos de la memoria orienta a la realidad (rituales de inicio y cierre), enfatiza la
de trabajo y de algunas regularidad, consistencia y previsibilidad (tiempo, lugar,
funciones ejecutivas
liderazgo, actividad) y a la música como soporte estructural
(ritmo)
3.Uso deficiente de las
3.a.Introducir objetos y elementos que añadan valor simbólico,
estrategias de
sentido y soporte.
codificación
3.b.Apoyarnos en verbalizaciones que ayuden a la relación,
organización y proceso de la información
4.Enlentecimientode de 4.a. Ampliar la imaginación visual y la re-creación
la velocidad de
procesamiento
5.Declive en algunos
5.a.Ejercitar la experiencia del movimiento que está vinculada a
aspectos de la memoria los recuerdos tempranos o lejanos (acceder a las memorias
episódica (especialmente corporales (Kierr y Pilus, 1995))
hechos recientes)
5.b.Favorecer el reconocimiento inmediato y diferido
5.c. Aumentar la orientación temporal
6.Deficiente uso de las
6.a.Desarrollar imágenes que surgen de las interacciones
pistas verbales o no
terapéuticas y dan significado al movimiento y ayudan a
verbales para recuperar reorganizar cognitivamente el pensamiento
la información
7.Percepción
7.a.Progresar en la orientación y dirección espacial
negativa de sus
7.b.Partir de “lo que hay” y ejercitarlo hacia la mejora (trabajar
propios
con la discapacidad y las partes sanas) (Kierr y Pilus, 1995)
rendimientos y
posibilidad de
mejora
8.Factores
8.a. Propiciar la creatividad y el juego como posibilidades de remotivacionales
construir, articular nuevos espacios internos (imágenes del
(auto-eficacia,
pasado/presente/futuro) y recuperar la espontaneidad
atribuciones, auto8.b.Basarnos en la empatía kinestésica (Berger, 1972) y el
estima):
entonamiento afectivo apoyado en la verbalización (Chace,
1993; Stern, 1996) como base de la estimulación sensorial para
ayudar a sentirse más en sí (mantenimiento
de
la
integridad de la imagen corporal) (Leventhal, 1989) y más
cercana a otro (terapeuta)
8.c. Proporcionar una relación terapéutica, un “nido seguro”
sobre el que asentar la auto-imagen y el self.
9.Factores
9.a.Desarrollar la imaginación como eje central en el constructo
emocionales
psicológico auto-reflexivo
9.b.Facilitar la identificación de sentimientos y emociones y,
con ellos, la reminiscencia. Para Tomkins (1963), “la emoción
no sólo amplia las pulsiones, sino que también motiva la
memoria, la percepción, el pensamiento y la acción”
9.c Crear una atmósfera que anime a la auto-expresión a través
del movimiento (Chace, 1993, Kowarzik, 2006)
9.d.Utilizar la música como soporte emocional y estético
(Needler y Baer, 1982)
9.e.Generar un espacio terapéutico libre de juicios (Rodriguez
Cigarán, 2005)
Se observa una mejora general del estado de ánimo a la que han contribuido una más alta
integración sensorial y coordinación motora y una mejor imagen corporal. Mayor
capacidad de sentirse y apreciarse.
Progresiva aceptación de la nueva situación y toma de responsabilidad sobre su autonomía
Aumento de la expresividad y la conducta exploratoria
Con respecto a los precursores de movimiento los que más han variado han sido el espacio
(atención) de indirecto a más directo (se ha ampliado la capacidad y movilidad espacial con
el consiguiente aumento de la atención en las sesiones) y, el flujo (emoción), se ha liberado
progresivamente el flujo de la usuaria ayudando, ambos aspectos, a mejorar, notablemente,
el estado de ánimo. El sentido del tiempo y del peso han sido los factores sobre los que
menos efectos positivos evidentes hemos observado pero consideramos que su
mantenimiento (no deterioro) es igualmente significativo.
Ligero avance de la capacidad creativa –muy negada después de la inmovilidad- en dos
ocasiones, la usuaria volvió a escribir y a dibujar. En otras, su capacidad de relación
simbólica e interpretación entre hechos del pasado/presente fue significativa.
Factores relacionados con el rendimiento percibido
Desde el punto de vista del TERAPEUTA
Desde el punto de vista del SUJETO DE ESTUDIO
-Arakawa-Davis, K. (1997) Dance/Movement Therapy and Reminiscence: A New Approach to Senile Dementia in
Japan. The Arts in Psychotherapy, 24 (3): 291-298.
-Berrol, C. F. (2000). The spectrum of research options in Dance/Movement Therapy. American Journal of Dance
Therapy, 22(1): 29–46.
-(2008). La DMT y la rehabilitación para personas con lesiones cerebrales. En La vida es danza. El arte y la ciencia de
la Danza Movimiento Terapia: 213-235. Hilda Wengrower y Sharon Chaiklin (coords.).Gedisa. Barcelona.
-Brown Steven y M. Parson, Lawrence. (2008).Neurociencia de la danza. Investigación y Ciencia. Septiembre, 348:
84-89.
-Calero, M.D., Navarro-Gonzáles, E y otros. (2008) Olvidos y memoria: relación entre memoria objetiva y subjetiva
en la vejez. Revista española de geriatría y gerontología nº5; 43:299-307
-Chaiklin, H. & Chaiklin S. (2004) The Case Study, en Flaum Cruz, R & Florence Berrol, C. Dance/Movement
Therapist in Action: A Working Guide to Research Options. Cap. 5: 69-91. Charles Z. Thomas. Publisher, LTD. USA.
-Chodorow, Joan. (2008). DMT. Movimiento y emoción. En La vida es danza. El arte y la ciencia de la Danza
Movimiento Terapia: 59-79. Hilda Wengrower y Sharon Chaiklin (coords.).Gedisa. Barcelona.
-Damasio, A. (2001b). La Sensación de lo que Ocurre. Cuerpo y Emoción en la Construcción de la Conciencia.
Madrid. Ed. Debate.
- (2005). En busca de Spinoza. Neurobiología de la emoción y los sentimientos.Crítica. Barcelona.
-F. Berrol, Cynthia (2006) Neuroscience meetes dance/movement therapy: Mirror neurons, the therpeutic process
and empathy. The Arts in Psychotherapy 33: 302-315.
-Fischman, D. (2008). Relación terapeútica y empatía kinestésica. En La vida es danza. El arte y la ciencia de la
Danza Movimiento Terapia: 81-96.Hilda Wengrower y Sharon Chaiklin (coords.).Gedisa. Barcelona.
-Kierr, S.& Pilus, L. (2006) Dance/Movement Therapy in rehabilitation Medicine. En Payne, H. (ed). Dance Movement
Therapy: Theory, Research and Practice (2nd edn). Tavistock / Routledge.
-Laban, R. (1956) Principles of dance and movement notation. Macdonald and Evans, Londres
-Montejo Carrasco, P., Montenegro Peña, M. (2006). “Memoria cotidiana en los mayores”. Madrid, Portal Mayores,
Informes Portal Mayores, nº 60. Lecciones de Gerontología, VIII [19/09/2006].
http://www.imsersomayores.csic.es/documentos/documentos/montejo-memoria-01.pdf
-Rodriguez Cigarán, S.(2005) Danza Movimiento Terapia (DMT): Trabajando con las personas mayores. L.D. vol. 35,
nº 107.
-S. Blasco Bataller, J.C. Meléndez Moral. (2006). Cambios en la memoria asociados al envejecimiento. Geriátrika;
22(5): 179-185.
-Sandel, S. L. (1980). Movement therapy with elderly: An interactional approach. Dance/Movement Therapy
Conference, East Meadow, Nueva York
-Stockley, S. Older lives, order dances. Dance movement therapy with older people. (2006). En Payne, H. (ed).
Dance Movement Therapy: Theory, Research and Practice (2nd edn). Tavistock / Routledge
-Vega Marcos, E. Estudio de caso: Danza movimiento terapia y memoria cotidiana relacionada con la edad en
ancianos institucionalizados. (2011). Universidad de Barcelona. ( Pendiente de publicación)
-Voelcker-Rehage, C., Godde, B., and Staudinger, U. (2010). Physical and motor fitness are both related to
cognition in old age. Eur. J. Neurosci. 31:167–176.
-Yesavage, JA. (1993), Propuestas terapéuticas en las disfunciones de la memoria en edades avanzadas. En MeierRuge, W. Formación y entrenamiento en Geriatria. El paciente de edad avanzada en medicina general. Barcelona,
Sandoz, Zarit, 81-1., Kennoth,
ESTRUCTURACIÓN
ESPACIO-TEMPORAL
ATENCIÓN CORPORAL
INSTRUMENTOS CUALITATIVOS DE LA INVESTIVACIÓN
Bibliografía básica:
ADAPTABILIDAD
Desde el punto del vista
del PROCESO TERAPEÚTICO
Para nosotros son de especial importancia, los estudios científicos que demuestran que hay una
relación directa entre el uso del sistema senso-motor y la mejora de los procesos cognitivos
(Ungerleider, Doyon y otros, 2002; Kandel, E. 2007; Hamer y Chida, 2008; Hillman, Erickson y Kramer,
2008; Rey, Canales y otros, 2010). En ese contexto científico, la danza se ofrece como un arte que va
mucho más allá del ejercicio físico. Han comprobado que bailar mejora la eficacia sináptica, la
plasticidad neuronal y el factor BDNF (Brain-derived neurotrophic factor) que inciden, positivamente, en
la preservación cognitiva, atencional, intelectual y perceptual (Brown y otros, 2006; Verghese 2006;
Alpert y otros 2009; Rey y otros, 2009; Kattenstroth, 2010).
Focalizar la atención en la danza y la experiencia del movimiento es el signo que distingue a la DMT de
otros abordajes terapéuticos. La DMT emerge en la confluencia de dos campos: la danza y la
psicoterapia. Más precisamente, del movimiento expresionista, el análisis del movimiento descrito por
Rudolf von Laban y las contribuciones provenientes de la psicología del desarrollo, en particular los
aportes de (Winnicott, 1965,1982) así como de profesionales adscriptos al psicoanálisis relacional
(Stern, D. 1977) que han sido avalados por los hallazgos de las investigaciones contemporáneas en
neurociencias (Damasio, 2000, 2005; Gallese, 2001; Edelman, 2000, 2002; Ungerleider, Doyon y otros,
2002;Iacoboni, 2003; Rizzolatti, 2006; Parsons, 2005, 2008;) que consideran que la psico-estimulación
favorece la neuroplasticidad neuronal y promueve la integración de las capacidades intelectuales,
emocionales, relacionales y físicas y a los que se suma el cognitivismo pos-racionalista, desde su visión
enactiva (Varela, Thompson y otros ,1997) que refrendan los principios de las pioneras en DMT
En DMT, la vejez, junto con la infancia, son las dos poblaciones más investigadas (Fischman, 2008),
se ha indagado muy poco sobre la influencia de la DMT en relación con la memoria y menos aún la
memoria cotidiana relacionada con la edad. La mayoría de las investigaciones se centran en el
deterioro mnético producido por patologías como el Alzheimer, la demencia o las lesiones cerebrales
(Conwell, 1991; Arakawa-Davis, 1997; Shustik y Thompson, 2001; Coaten, R. 2001; Hokkanen y otros,
2003; Nyström y Lauritzen, 2005 ; Kowarzik, 2006 ; Lamont, 2008 ; Hill, 2008; Berrol, 1997,2000, 2008).
En general, en la investigación DMT/personas mayores, el mayor background teórico e investigador
proviene de EEUU (Leventhal, 1988; Keatinge, 1989; Chace, 1993; Sandel y Scott, 1995; Berrol, 2006).
En Europa, hay poca investigación al respecto (En Gran Bretaña: Levete, 1976; Wethered; 1976;
Gardner;1977; Stockley; 1989). Otras investigaciones en DMT tratan o mencionan la memoria de forma
indirecta (Desca Garnet, 1974,1982; Eicheverry y Sandel, 1978, 1980; Sandel y Hollander, 1995;
Stockley, 1989; Leventhal, 1989; Chaiklin, 2004; Sandel, S., 1978,1980,1995 ;Chodorow, 1999, 2008).
De apoyo a estados de bienestar general
SOCIAL
FISICA
Facilitar un vínculo y un
Ampliar la conciencia del
espacio seguro que posibilite la cuerpo y del movimiento
expresión/contención
(esquema e imagen corporal,
emocional, el compartir y la
coordinación, equilibrio,
puesta en práctica de las
organización tempo-espacial,
habilidades sociales.
flexibilidad del tono muscular,
senso-percepción, reflejo
Desarrollar la capacidad de
empático, mirroring,
adaptación a los posibles
observaciones motrices…)
imprevistos dentro y fuera de
la sesión
Ampliar el rango del
movimiento y la kinesfera*
Tener en cuenta al cuerpo
como contexto emocional
Conocimiento del espacio
contextual mediante el
……………………………… movimiento.
…
…………………………………
COMUNICACIÓN
..
INTERPERSONAL
ESTIMULACIÓN
HABILIDADES
SENSORIAL
EMOCIONALES
CONCIENCIA CORPORAL
INTERACCIÓN SOCIAL
EN MOVIMIENTO
OBJETIVOS GENERALES
En relación al mantenimiento o mejora de la memoria cotidiana
PSICOLÓGICA
Facilitar el reconocimiento y Interrelacionar, ordenar, e
Apoyar la reminiscencia
Facilitar los procesos de
la acogida del momento vital integrar… movimientoprioritariamente en la música toma de conciencia y
presente y del aquí y ahora.
acción-palabra-dibujo-idea- de su época y el movimiento
atención plena (mindfulness)
imagen-pensamientoacompañado por la palabra
a través de la respiración, la
Potenciar en cada sesión la
emoción como procesos de
(recuerdos espontáneos,
parada del movimiento y/o el
rememoración de algún
creación que facilitan la
asociaciones, sensaciones
movimiento consciente del
aspecto vivido en la misma. rememoración, prospección, corporales y acciones
cuerpo, la atención auditiva o
la intención y la
espontáneas que provienen
visual, táctil... o a través de
planificación.
del cuerpo y/o se expresan a
la toma de conciencia verbal
través del él.
por parte del terapeuta.
Incentivar las respuestas
creativas y la apertura a
Mejorar la capacidad de
nuevas posibilidades
concentración.
(Imaginar, re-crear el
Incrementar la autorecuerdo mediante el
conciencia mental
movimiento, el dibujo, la
…………………………… escritura…)
…
…………………………… ……………………………… ……………………………
ESTRATEGIAS PARA
..
…
….
RECORDAR
ATENCIÓN AUDITIVA
ESTRATEGIAS PARA
ATENCIÓN
RECORDAR
PROPIOCEPTIVA
ATENCION VISUAL
Hay dos ocasiones que el sujeto de estudio se anima a explicitar por escrito su propio
proceso , de la primera a la última se observa una clara progresión en lo que se refiere tanto
a aspectos emocionales, motivacionales de auto-percepción y mnéticos. “Estoy en una
clase de memoria diferente… los recuerdos que ahora viven en mí son de cuando era
pequeña…”. “Cuando tenía que venir (a DMT) estaba pendiente… he cogido más
naturalidad, a ver si lo explico, vine agarrotada y hoy vengo con serenidad… he mejorado
mucho de ánimo, venía aburrida, sin ganas de trabajar… me fijo en cosas que antes no me
fijaba… yo he dado un cambio… no sé, el letrero que ponen en frente de la ventanilla no lo
he leído nunca y la semana pasada se me ocurrió parar a leerle… lo que me hayan servido
(sesiones de DMT) me acordaré luego… me pasa siempre, a lo mejor mañana o pasado
diré:”hice esto o lo otro”, siempre recuerdo las cosas después que al poco
tiempo…seguramente los momentos que tenga que subir aquí (sala) me acordaré… ¡es tan
monótona la vida de abajo!. Me ha gustado mucho venir
ALGUNOS EJEMPLOS DE LA INTERVENCIÓN EN
Recuerdo
de textos.(DIARIO
RELACIÓN A LOS ELEMENTOS
CUALITATIVOS
DE LA PRÁCTICA TERAPÉUTICA)
1.b. “T., mientras se mece imitándome, sonríe… ¿cómo te
sientes en este momento?, muy bien, no pienso en nada
pero estoy “muy aquí””.
1.c. ”En las primeras sesiones T. no sabía muy bien qué
hacer en ese espacio final de silencio y no actividad en el
que la música sonaba plácidamente pero esto ha cambiado,
sus manos se relajan, cierra los ojos y se “deja estar”
tranquilamente…”
2.a. “Hoy trabajamos con palos diferentes ritmos que imita
simultáneamente, mantiene la atención muy dirigida y
mucha concentración en la tarea”.
(*) Los principios elaborados por Laban (1950,1956, 1975) para la
observación, evaluación y trabajo con el lenguaje no verbal del
comportamiento del cliente han sido eje metodológico del movimiento
del sujeto de estudio. El espacio de la acción de los miembros en su
máxima extensión o kinesfera en sus tres dimensiones: vertical,
horizontal y transversal – con movimiento directo o indirecto- y las dos
categorías de formas del movimiento: recoger y dispersar. El tiempo
(duración, velocidad, ritmo) en movimiento – súbito o sostenido-y sus
diversas combinaciones. El peso o fuerza que varía la calidad del
dinamismo del movimiento –fuerte o ligero- y las variaciones del
movimiento respecto a estos tres factores primordiales así como las
acciones : apretar, rozar, golpear, flotar, torcer-doblar, golpear, azotar,
deslizar … han sido conceptos que nos han permitido describir un
perfil de movimiento
que nos ofrece información clínica,
temperamental y rasgos de personalidad del sujeto que han sido
referencia para abordar los objetivos y valorar el desarrollo del
proceso terapéutico y sobre los que no nos extendemos por no ser
objeto específico de este estudio.
-Tipos de memoria sobre las que ha tenido prioridad la DMT,
orientada, por los déficits de memoria cotidiana más relevantes del
pre-test (RBMD)
-Mejora general de la memoria cotidiana
3.b. “Mientras tocamos la pelota grande como si fuera un tambor le pregunto “¿has tocado algún instrumento?” Me dice que
sí, se ríe… “la trompeta (hace el gesto y el sonido¡¡¡¡)” y desarrolla una historia minuciosa sobre cómo llegó a tocar un
instrumento y este recuerdo enlaza con recuerdos dolorosos de pérdidas familiares…dice “parece que me acuerdo más de
las cosas lejanas que de las cercanas, como si lo estuviera viviendo otra vez”
4.a.“Estaba desarrollando un movimiento lento, suave y ondulatorio en el aire con las manos y T. dijo: “si, como los pétalos
de las rosas… tomé esa imagen y fuimos realizando diversos movimientos de caída en el aire con más o menos peso,
velocidad… según T. iba proponiendo diversos objetos imaginarios que caían… en ocasiones, incorporábamos la voz, el
sonido…”
5.a. “Mientras nos movemos realizo distintos movimientos de “agarre” con las manos y propongo la imagen de recoger
frutas de los árboles, durante esa imagen/acción, recuerda la huerta de su padre y me va diciendo el tipo de verduras,
hortalizas, frutas que cultivaba. Introduzco un objeto (pelota pequeña) que simula una fruta y seguimos trabajando con esta
imagen/recuerdo para ver dónde nos lleva… la traigo al presente (¿qué fruta has comido hoy? ¿y ayer?)… después con
este elemento seguimos jugando en movimiento pasándonos la pelota de una a otra mientras repetimos el nombre propio
de cada una (en varias sesiones, se olvida de mi nombre y por eso aprovecho esta propuesta para observar la evolución
del proceso mnético…)”
5.b. “Mientras sonaba la canción “Ay, ay, ay , ay, cómo se la lleva al río” y estábamos trabajando con esta imagen del ríomediante movimientos ondulatorios y sonidos emitidos de agua, aire… recuerda cómo se lavaba la cara y que de pequeña
no le gustaba nada que le bañaran… indago por el presente…¿y hoy, te lavaste tu la cara?...al terminar la sesión de hoy, le
pregunto por las partes del cuerpo que hemos movido, mientras las menciona ,las vamos tocando…”
5.c. “Hoy vuelvo a preguntarle por la clase anterior, si se acuerda de algo… no se acuerda… se pone nerviosa… pasamos a
otra cosa y, de repente, me dice: “tengo el presentimiento de que estuvimos así (cruza los brazos sobre el pecho y un
movimiento de acariciar)”, le confirmo que era, efectivamente un movimiento casi igual… “recuerdo que fue un movimiento
que sentí que necesitaba especialmente…”
6.a. “Estaba desarrollando un movimiento seco y rápido con las manos y le propongo : “vamos a tirar lo que no queremos”…
T. se libera de algunas de sus frustraciones…”el dolor, el olvido, la falta de movilidad, los años, esa señora que no le saluda
, el pescado insípido de anoche… después trabajamos con el coger o tomar lo que nos gusta...el sol, venir aquí (se refiere
a la sesión),la música , su sobrina…”
7.a. “Hoy hablamos del espacio de la sala y nos paseamos por ella mirando, tocando y narrando los objetos que hay en ella
y aprovecho para desarrollar el pensamiento (Espacio exterior e interior) , me dice: “el espacio dentro… a través de la
respiración respiramos espacio”, cuando la pregunto por el itinerario, no se acuerda pero le menciono el primer
gesto/movimiento y lo recuerda entero)
7.b. “Empiezo a mover las puntas de los pies de forma muy lenta y tranquila…T. si no puedes no es problema, sólo estamos
probando, estamos jugando a ver si los movemos… podemos incorporar el sonido “ñiiiiiiiii” como si estuvieran oxidados…
les ponemos un poquito de lubricante “Psiiiiiiii”…
8.a. “En la sesión de hoy introduje movimientos como “golpear, latigar…” a partir de un movimiento espontáneo de T. un
movimiento brusco y lateral… disfruta mucho con estos movimientos más libres y fuertes, se ríe abiertamente… recuerda
que a su marido le gustaba mucho el boxeo y eso trae consigo al presente la recuperación de recuerdos y experiencias
vividas con él muy placenteras que refuerzan la dicha de la experiencia”
8.b. “Mientras realizo el movimiento pendular del tronco, T. me sigue con total atención , la mía está puesta en ella y en
regular mis movimientos según observo que puede seguir o no los míos..es un baile empático lleno de presente y atención”
9.a. A partir de un recuerdo infantil de su casa, del río de su pueblo, trabajo con movimientos y sonidos que tienen que ver
con la arena (“sacudir”, “tirar”…) y trabajo con una imagen que tiene que ver con un hoyo en la arena y que surge del
movimiento de T. , le pregunto: “¿En esos agujeros que hacíais en la playa del río qué guardabais?” “… de niña no tenías
nada. Ya de más mayor tenía una pulsera, un collar y una medalla que me ponía mi madre los domingos… de niña si
encontrabas una “china” o un trozo de porcelana fina, era un tesoro… me habla minuciosamente de un trozo de porcelana
que guardó en la arena… empezamos a trabajar con los pies, con movimientos como si estuviéramos haciendo un
montículo de arena y tiramos piedras de río a ese montículo… T. continúa con una gran coherencia y me dice que hay que
limpiarse la arena de todas partes… pasamos varias veces las manos por el cuerpo… va al pelo y me dice que para retirar
la arena del pelo necesita un peine pequeño y parece peinarse una larga melena… le pregunto si tenía esa melena de niña
y me dice que no que nunca lo tuvo largo porque si se nos enredaba, llorábamos y mi madre no quería… me hubiera
gustado (Anoto: recuperar la posibilidad imaginal, el deseo)… a partir de esa vivencia tiene otra vez la necesidad de
escribir, pasa más de 15 minutos escribiendo sobre sus recuerdos en el río”.
9.b. “A estas alturas, tengo en cuenta que cuando no se acuerda de algo, si le muestro el movimiento, el gesto, o el objeto,
se acuerda inmediatamente (Nota: la memoria asociada a la acción corporal o la acción emocional)”.
9.c. “Mientras pasaba mis manos suavemente por la cara…incorporo la imagen de lavarse la cara, echarnos agua e
introduzco sonido en la acción… T. me dice mientras me sigue ¡uaff!, ¡plas! “a mi de pequeña no me gustaba
nada que
me bañaran” ¿a, no? y ¿qué decías? ¡jo, mamá, ya vale! ¡no quiero!, ¡no quiero!... a partir de esas expresiones trabajamos
con el querer y el no querer algo del momento presente…”
9.d. “Durante la sesión de hoy T. me habla largamente, más de veinte minutos (nunca había hablado tanto de forma
espontánea, he dejado que expresara todo lo que necesitaba decir… “esta mañana pensé ¡qué será de mí! Pero no me
acuerdo qué pensé que me podría pasar… nos sonreímos… (Nota: ¡A veces, la falta de memoria es una bendición!).”
“Hoy a T. se olvidó de venir a la sesión y tuve que ir a buscarla… me dice “estaba al fresco en la terraza, estaba dándome
el aire en la cara, miraba los árboles… estaba muy a gusto”, “no era por las personas con las que estaba porque las
personas que me rodeaban no son significativas… estaba tan a gusto que se me olvidó todo… no se lo reprocho, entiendo
y comprendo… (Nota: pienso en los placeres sensoriales como placeres imprescindibles para los mayores, especialmente
para aquellos que sufren de dolores y carencias, esos pequeños placeres cotidianos son un paraíso).”
Descargar

20P10 54964 - Psiquiatria.com