LA POBREZA EXTREMA Y EL
HAMBRE
Un objetivo por cumplir…

La pobreza extrema sigue siendo una
realidad cotidiana para más de 1.000
millones de seres humanos que
subsisten con menos de 1 dólar por
día. El hambre y la malnutrición
afectan a un número poco menor de
personas, pues hay: más de 800
millones de personas cuya
alimentación no es suficiente para
satisfacer sus necesidades energéticas
diarias. En el caso de los niños
pequeños, la falta de alimentos puede
ser peligrosa porque retarda su
desarrollo físico y mental y pone en
peligro su supervivencia. Más de una
cuarta parte de los niños menores de
5 años de los países en desarrollo
sufren de malnutrición.
Datos concretos;






En el continente africano, casi uno de cada cuatro seres
humanos está mal nutrido.
En el Oriente cercano, una de cada diez personas está
insuficientemente alimentado.
En Asia y en el Pacífico, el 28% de la población está a punto
de morirse de hambre. En Latinoamérica, casi una de cada
ocho personas se va a dormir hambrienta cada noche.
Alrededor de 24.000 personas mueren cada día de hambre
o de causas relacionadas con el hambre. Esto representa
una reducción de 35.000 personas al día hace diez años y
de 41.000 personas al día hace veinte años. Un 75% de los
fallecidos son niños menores de cinco años.
Un 10% de los niños de los países en desarrollo mueren
antes de cumplir cinco años.
La hambruna y las guerras causan sólo un 10% de las
muertes por hambre.
Diferencias entre ellos y nosotros
Caprichos…


La desnutrición crónica
también causa discapacidades
visuales, desgano,
crecimiento deficiente y una
susceptibilidad mucho mayor
a padecer enfermedades.
Se estima que unos 800
millones de personas en el
mundo sufren de hambre y
desnutrición, una cantidad
cerca de 100 veces mayor que
el número de personas que
efectivamente mueren por
esas causas al año.
¿El problema?





¿El dinero mal
repartido?
¿Desigualdad?
¿Discriminación?
¿Gente que no lo
merece tanto como
tu?
¿Qué nos pasa?
AYÚDALES
Situación actual

Es, sin duda alguna, el más ambicioso de todos los
Objetivos de Desarrollo del Milenio, ya que está
presente, de una u otra manera, en el resto de objetivos.
Actualmente, el hambre y la pobreza son los grandes
problemas a los que se enfrenta nuestro mundo.

Unos 923 millones de personas viven en situación de
pobreza extrema (con menos de un euro al día), frente a
los 1.250 millones que lo hacían en 1990. Si el descenso
se mantiene al ritmo actual, podría alcanzarse la meta
fijada para el año 2015.
Retos



En estos momentos, existe una tecnología y una capacidad
productiva de alimentos más que suficiente para toda la
humanidad; el verdadero problema radica, más que en la
producción, en el acceso y distribución de la riqueza, de los
recursos, de los mercados y de los conocimientos.
El sector agrícola es clave para reducir el hambre y la pobreza
extrema, ya que este sector recoge un gran número de la población.
No se destinan recursos suficientes al desarrollo rural y a la
agricultura por parte de los países en desarrollo, ni ha aumentado
la cantidad que la Ayuda Oficial al Desarrollo (AOD), ha aportado.
Los desastres naturales, cada vez más frecuentes, y los conflictos
armados, afectan a un porcentaje que oscila entre el 5 y el 10% de
las personas que padecen hambre a nivel mundial, además de
aumentar el número de personas que se enfrentan a emergencias
alimentarias.
METAS E INDICADORES




Reducir a la mitad, entre 1990 y 2015, la proporción de personas con
ingresos inferiores a 1 dólar por día.
INDICADORES: 1.1Proporción de la población con ingresos inferiores a
1 dólar por día según la paridad del poder adquisitivo (PPA)a 1.2
Coeficiente de la brecha de pobreza 1.3 Proporción del consumo
nacional que corresponde a la quinta parte más pobre de la población.
Lograr el empleo pleno y productivo y el trabajo decente para todos,
incluidos las mujeres y los jóvenes.
INDICADORES: 1.4 Tasa de crecimiento del producto interno bruto por
persona empleada 1.5 Tasa de población ocupada 1.6 Proporción de la
población ocupada con ingresos inferiores a 1 dólar por día según la
paridad del poder adquisitivo 1.7 Proporción de la población ocupada
total que trabaja por cuenta propia o en un negocio familiar


Reducir a la mitad, entre 1990 y 2015, el
porcentaje de personas que padecen hambre.
INDICADORES:1.8 Niños menores de 5 años con
peso inferior al normal 1.9 Proporción de la
población que no alcanza el nivel mínimo de
consumo de energía alimentaria.
CAUSAS





El hambre nace, en primer lugar, de la pobreza.
De políticas económicas equivocadas.
De estructuras y costumbres poco eficaces y que incluso
llegan a destruir la riqueza de los países.(a nivel nacional,
en países subdesarrollados; a nivel nacional en los países
desarrollados; a nivel internacional).
De comportamientos deplorables en el ámbito moral:
búsqueda del dinero, el poder y la imagen pública
Algunos factores socioculturales aumentan el peligro de
carestía y mal nutrición crónicas.





A medida que se enriquecen los pueblos, pasan de una
situación de alta natalidad y de alta mortalidad a la
situación inversa.
La privación de alimentos.
Los medios económicos están muy concentrados en zonas
específicas de la tierra.
Políticas nacionales que bajan artificialmente los precios
agrícolas
La política de la mayoría de los países industrializados que
protegen ampliamente su agricultura favoreciendo de este
modo la producción de excedentes que se exportan a
precios inferiores a los precios internos
REFLEXIÓN




Pensamos que solucionar la pobreza es cosa de todos y no solo de
unos pocos, nos afecta a todos. Sin la colaboración de todos los países
desarrollados no se puede solucionar este problema.
Podemos intentar formar parte de proyectos y campañas como las de
manos unidas participando como voluntarios o donando dinero y ropa
usada para los necesitados.
Los distintos países debemos ayudar a los pobres a salir adelante por
ellos mismos, como por ejemplo: a enseñarles a cultivar distintas
materias primas, para luego venderlas en el mercado internacional y
también ayudarles a defenderse en él. Es necesario que tengan
también un consumo propio.
Los países ricos tiene que dar a conocer otras realidades y modos de
vida para enseñar que lo que debemos hacer es alcanzar la igualdad
de la forma de vida, y que sea en todos igual.
Manos unidas.
Descargar

LA POBREZA EXTREMA Y EL HAMBRE