¿Por qué es importante
leer?
El universo de los libros
Lecturas
II
Lecturas
Si piensas que la sabiduría es cara prueba la
ignorancia y verás.
La lectura no solo proporciona información
(instrucción) sino que forma (educa) creando hábitos
de reflexión, análisis, esfuerzo, concentración... y
recrea, hace gozar, entretiene y distrae.
Una persona con hábito de lectura posee autonomía
cognitiva, es decir, está preparada para aprender por sí
mismo durante toda la vida.
En esta época de cambios vertiginosos en la cual los
conocimientos envejecen con rapidez, es fundamental
tener un hábito lector que nos garantice tener
conocimientos frescos, actualizados pues ello nos
vuelve laboral y académicamente más eficientes y
competentes en el campo laboral o académico.
La lectura nos permite aprender cualquier materia
desde física cuántica hasta matemática financiera. No
hay especialidad profesional en la que no se requiera
de una práctica lectora que actualice constantemente
los conocimientos para hacernos más competentes día
a día.
La lectura mejora las relaciones humanas,
enriqueciendo los contactos personales pues facilita
el desarrollo de las habilidades sociales al mejorar la
comunicación y la comprensión de otras
mentalidades al explorar el universo presentado por
los diferentes autores.
• La lectura da facilidad para exponer el propio
pensamiento y posibilita la capacidad de pensar. En
el acto de leer, se establecen conceptos, juicios y
razonamientos ya que, aunque no seamos
conscientes de ello, estamos dialogando
constantemente con el autor y con nuestra propia
cosmovisión.
• La lectura es una herramienta extraordinaria de
trabajo intelectual ya que promueve el desarrollo de
las habilidades cognitivas fundamentales: comparar,
definir, argumentar, observar, caracterizar, etc.,• La
lectura aumenta nuestro bagaje cultural;
proporciona información, conocimientos de
diferentes aspectos de la cultura humana
.• La lectura amplía los horizontes del individuo
permitiéndole ponerse en contacto con lugares,
gentes, experiencias y costumbres lejanas a él en el
tiempo o en el espacio.
¿Por qué es importante leer?
Leer es muy importante, es una frase trillada que
escuchamos de manera continua por todos lados, desde
la escuela, la casa y hasta en la televisión. Lo cierto es
que nadie se ha detenido a explicarnos claramente ¿Por
qué es importante leer? Repasemos cuáles son los
beneficios que nos trae el acercarnos a los libros.
Inicialmente diremos que la lectura es un proceso
cognoscitivo que estimula el funcionamiento de nuestro
cerebro. Al leer activamos distintas zonas cerebrales
relacionadas con el razonamiento, la argumentación, la
creatividad, la imaginación y la memoria, al hacerlo
mantenemos nuestro cerebro ocupado y en buen estado.
Ahora bien, por otro lado la lectura nos permite viajar y
llevarnos a mundos inimaginables sin tener que
movernos ni siquiera un centímetro de nuestro lugar.
Leer nos permite conocer costumbres, modos de vida,
pensamientos, historias, creaciones, inventos y prácticas
de personas de distintas partes del mundo. Además, nos
hace imaginar mundos maravillosos y mágicos que
serian impensables en la realidad. Pensemos en una
novela o un libro de ciencia ficción que nos hace vivir
aventuras o hechos que en nuestra vida cotidiana sería
imposible realizar.
El término semántica (del
griego semantikos, "lo que tiene
significado") se refiere a los
aspectos del significado, sentido
o interpretación de signos
lingüísticos como símbolos,
palabras, expresiones o
representaciones formales.
Asimismo, la lectura es una fuente inagotable de
conocimiento y aprendizaje. El leer nos permite conocer
y comprender mejor el mundo en el que nos
desenvolvemos e interactuamos con nuestros
semejantes. Además, el proceso de lectura refuerza y
desarrolla otras tareas del aprendizaje, por ejemplo, la
ortografía, la redacción y el vocabulario. Quién lee de
manera recurrente disminuye sus faltas ortográficas, es
capaz de articular y expresar mejor sus ideas, ya sea de
manera oral o escrita; sin contar que amplía su
vocabulario, adoptando nuevas palabras a su glosario
personal.
Cuando leemos obtenemos no sólo herramientas para el
aprendizaje y el conocimiento, también nos permite
generar capacidades y habilidades para relacionarnos
con las demás personas. La lectura nos brinda la
posibilidad de obtener valores y hábitos como el respeto,
la tolerancia, la justicia y la igualdad. Principios que
facilitan al ser humano relacionarse con sus semejantes
de una manera sencilla, generando relaciones sociales
amables y duraderas.
Hay personas que leen pero no entienden que leyeron.
Por si fuera poco el proceso de lectura constituye una
actividad divertida y entretenida, una sana manera de
divertirse, de gozar y disfrutar de la compañía de un
buen texto, mientras se transporta al mágico mundo del
saber y del conocimiento.
El proceso mediante el cual leemos consta de
cuatro pasos:
La visualización. Cuando leemos no
deslizamos de manera continua la mirada
sobre las palabras, sino que realizamos un
proceso discontinuo: cada palabra absorbe la
fijación ocular durante unos 200-250
milisegundos y en apenas 30 milisegundos se
salta a la siguiente, en lo que se conoce como
movimiento sacádico.
La velocidad de desplazamiento es
relativamente constante entre unos y otros
individuos, pero mientras un lector lento
enfoca entre cinco y diez letras por vez, un
lector habitual puede enfocar
aproximadamente una veintena de letras;
también influye en la velocidad lectora el
trabajo de identificación de las palabras en
cuestión, que varía en relación a su
conocimiento por parte del lector o no.
La fonación. Articulación oral consciente o
inconsciente, se podría decir que la
información pasa de la vista al habla. Es en
esta etapa en la que pueden darse la
vocalización y subvocalización de la lectura.
La lectura subvocalizada puede llegar a ser un
mal hábito que entorpece la lectura y la
comprensión, pero puede ser fundamental
para la comprensión de lectura de materiales
como la poesía o las transcripciones de
discursos orales.
La audición. La información pasa del habla
al oído (la sonorización introauditiva es
generalmente inconsciente).
La cerebración. La información pasa del
oído al cerebro y se integran los elementos
que van llegando separados. Con esta etapa
culmina el proceso de comprensión.
Descargar

Diapositiva 1