“No dirás contra tu prójimo
falso testimonio”
Éxodo 20.16
• Todos sabemos que mentir está
mal, sin embargo estamos
acostumbrados a maquillar la
verdad para beneficio propio.
• Nos cuesta trabajo ubicar la
línea que separa a la VERDAD de
la FALSEDAD.
“Por un lado, casi todo el mundo
condena mentir. Por el otro, casi todo
el mundo lo hace todo el tiempo”
Columnista de la revista Time
En los días anteriores a la
evidencia forense, casi todo
dependía de los TESTIGOS.
Se trataba de la palabra de una
persona contra la de otra, por tanto,
con frecuencia la vida del acusado
estaba en peligro. El falso
testimonio podía ser FATAL.
• Recordemos como funcionan los
Diez Mandamientos, estos prohíben
la forma más EXTREMA de un
pecado en particular.
• El asesinato es la peor forma de
ODIO, el adulterio es el pecado
sexual más DESTRUCTIVO, y así
sucesivamente.
• De igual el noveno prohíbe la
mentira más perniciosa: aquella que
CONDENA a un inocente por un
crimen que NO cometió.
• Dios
condena
al
testigo
MENTIROSO, alguien que testifica
falsamente en contra de cualquiera
que es acusado de un crimen.
• Pero como lo hemos visto, cada
mandamiento se aplica a pecados
del mismo tipo. Así que, el noveno
mandamiento prohíbe todo tipo de
FALSEDAD.
El noveno
mandamiento significa
“No MENTIRÁS”.
• La violación más evidente al
noveno mandamiento es aquella
mentira que PERJUDICA a otra
persona.
Formas de mentir:
1. FALSEDAD: Puede ser una
invención, equivocación,
fabricación.
2. DESHONESTIDAD:
a. Mentiras GRANDES:
calumnias, engaños.
b. Mentiras PEQUEÑAS:
medias mentiras, la adulación,
mentirillas.
“La lengua contamina todo el
cuerpo e inflama la rueda de la
creación y ella misma es
inflamada por el infierno”
Santiago 3.6
“Ningún hombre puede domar la
lengua, que es un mal que no
puede ser refrenado, llena de
veneno mortal”
Santiago 3.8
• Todos los pecados del habla
violan el noveno mandamiento
cuando no usan las palabras para
EDIFICAR a las personas sino para
DESTRUIRLAS.
LO MÁS
COMÚN
A. La murmuración
La reputación es
importante.
“Mas vale el buen nombre que
las muchas riquezas y la
buena fama vale más que la
plata y el oro”
Proverbios 22.1
La víctima de la murmuración no
tiene oportunidad de
DEFENDERSE a sí misma.
Antes de murmurar debemos hacernos las
siguientes preguntas:
1.¿Lo que voy a decir es
VERDAD?
2.¿Necesito decirle a esta
PERSONA y en esta
CONVERSACIÓN?
3.¿Lo expresaría IGUAL si
la persona de la cual
estoy hablando
ESTUVIERA presente?
• Incluso las palabras verdaderas
pueden violar el noveno mandamiento.
Un chisme puede recoger algo
verdadero, pero es dicho a la persona
INCORRECTA o por la razón
INCORRECTA, perjudica a otro.
Escuchar un chisme es tan malo como
decirlo, porque:
1.Tomamos PARTE en su PECADO
2. Terminamos haciendo JUICIOS
sobre otro.
“Las palabras del chismoso son
como bocados suaves que penetran
hasta las entrañas”
Proverbios 18.8
¿Qué debemos hacer cuando alguien
nos cuenta algo que no debemos
escuchar?
¡INTERRUMPIRLO!
Para no caer en el chisme:
1.Antes de hablar con
terceras personas, debemos
IR DIRECTAMENTE
a la persona involucrada y
DISCUTIR el problema.
“Si uno de mis seguidores te hace
algo malo, habla con el a solas
para que reconozca su falta. Si te
hace caso, lo habrás ganado de
nuevo”
Mateo 18.15
2. Involucrar a otras personas
siempre y cuando queremos dar
AYUDA ESPIRITUAL a la persona.
DECIR LA
VERDAD
No es fácil decir siempre la verdad.
“En una época de engaño
universal, decir la verdad
es una acto REVOLUCIONARIO”
George Orwell
1.Le servimos a un Dios que dice la
VERDAD.
“Sea Dios verás y el hombre mentiroso”
Romanos 3.4
2.Dios el HIJO es la verdad.
“Y el verbo se hizo carne y habitó entre nosotros lleno
de gracia y de verdad”
Juan 1.14
3.El Espíritu Santo es también VERDAD.
La Biblia lo llama:
“el espíritu de verdad”
1 Juan 4.6
4.La PALABRA de Dios es verdad
El propósito de este mandamiento
es que debemos practicar la
verdad SIN ENGAÑO alguno
hacia LOS DEMÁS.
“La honestidad es la mejor política, no
sólo porque nos ayuda a llevarnos
bien con otras personas, sino porque
nuestra comunicación interpersonal
debe ser fundamentada en el
carácter de Dios”
1.PENSAR Y DECIR lo mejor de las
personas.
2.DEFENDER a quienes han sido
atacados injustamente.
“Es un principio importante que un
silencio cobarde, indiferente e
irresponsable puede ser tan absurdo
como un crimen y tan falso como una
mentira hablada. El pecado del silencio
es tan real como el pecado del habla”
William Barclay
3. Decir la verdad significa AMAR.
“… el amor debe hacernos decir siempre la verdad, para
que en todo lo que hagamos nos parezcamos cada vez
más a Cristo, quien gobierna sobre la iglesia”
Efesios 4.15 BLA;
“sino siguiendo la verdad en amor, crezcamos en todo en
aquel que es la cabeza, esto es, en Cristo”
Efesios 4.15 RV
Es nuestro deber decir la VERDAD
pero de manera AMOROSA.
4. Decir la verdad significa
no DAÑAR ni ENGAÑAR
a nadie. Chistes, bromas.
¿En qué casos el mentir no fue
condenado en la Biblia?
Cuando evitaron HOMICIDIOS.
1.La parteras hebreas Sifra y Fua mintieron
para evitar un GENOCIDIO.
2.Rahab mintió para SALVAR la VIDA de
los espías.
Pero estos ejemplos no son para
justificar nuestra falsedad. Mentir
está mal en si mismo. Mentir es un
pecado contra DIOS
“La multitud de los que habían creído
era de un corazón y un alma. Ninguno
decía ser suyo propio nada de lo que
poseía, sino que tenían todas las cosas
en común … Así que no había entre
ellos ningún necesitado...
porque todos los que poseían
heredades o casa, las vendían, y
traían el producto de lo vendido y lo
ponían a los pies de los apóstoles; y
se repartía a cada uno según
su necesidad”
Hechos 4.32, 34-35
Un hombre llamado José
“vendió una heredad que tenía y
trajo el producto de la venta y la
puso a los pies de los apóstoles”
Hechos 4.36-37
Fue una ofrenda generosa y los
apóstoles le dieron un nuevo
nombre: Lo llamaron Bernabé, que
significa “Hijo de consolación”
“Pero cierto hombre llamado Ananías,
con Safira su mujer, vendió una
heredad, y sustrajo parte del precio.
Sabiéndolo también su mujer; luego
llevó solo el resto y lo puso a los pies
de los apóstoles”
Hechos 5.1-2
Ananías
mintió...
“Ananías, ¿por qué llenó Satanás
tu corazón para que mintieras al
Espíritu Santo y sustrajeras del
producto de la venta de la
heredad? ...
... Reteniéndola, ¿no te quedaba a
ti?, y vendida, ¿no estaba en tu
poder? ¿Por qué pusiste esto en tu
corazón? No has mentido a los
hombres, sino a Dios”
Hechos 5. 3-4
“Al oír Ananías estas palabras,
cayó y expiró. Y sobrevino un gran
temor sobre todos lo que lo oyeron.
Entonces se levantaron los
jóvenes, lo envolvieron, lo sacaron
y lo sepultaron”
Hechos 5.5-6
“Pasado como un lapso como de
tres horas, sucedió que entró su
mujer, sin saber lo que había
acontecido”
Hechos 5.7
“Dime, ¿vendiste en tanto la heredad?
Pero ella dijo: “Si, tanto … ¿Por qué
convinisteis en tentar al Espíritu Santo
del Señor? He aquí a la puerta los pies
de los que han sepultado a tu
marido, y te sacarán a ti”
Hechos 5.8-9
“Al instante ella cayó a los pies de
él, y expiró. Cuando entraron los
jóvenes, la hallaron muerta; la
sacaron y la sepultaron
junto a su marido”
Hechos 5.10
• ¿Fue justo que ellos murieran por esa
mentira?. Si lo fue, porque mentir es un
PECADO MORTAL.
“Destruirás a los que hablan mentira”
Salmo 5.6a
...y estas palabras se hicieron realidad
cuando ellos cayeron muertos.
“Y sobrevino gran temor sobre la
iglesia y sobre todos los que
oyeron estas cosas”
Hechos 5.11
Las únicas personas que merecen
entrar en el reino de Dios son quienes
OBEDECEN el noveno mandamiento.
Jesús dijo:
“El lago que arde con fuego y azufre”
Apocalipsis 21.8;
es el lugar al que pertenecen
LOS MENTIROSOS.
Lo que le sucedió a Ananías y
Safira fue un ejemplo del
JUICIO POR VENIR.
Hay algo que Dios detesta: las
mentiras que los cristianos dicen
para LUCIR ante los demás como
más RECTOS de lo que en
REALIDAD son.
Nuestro testimonio es que somos
INICUOS, y que NO EXISTE
manera alguna de que podamos ser
salvos si no es por medio de la
GRACIA de Dios en Cristo Jesús
La mayor mentira de todas es
aquella con la que vivimos cada
día, aquella mentira que tratamos
de mantener a toda costa.
La de querer APARENTAR lo que
NO SE ES.
“¡Ay de vosotros … hipócritas! …
vosotros por fuera, a la verdad, os
mostráis justos a los hombres,
pero por dentro estáis llenos de
hipocresía e iniquidad”
Mateo 23.27-28
Es sólo cuando decimos la VERDAD
sobre nuestro PECADO que somos
capaces de ver lo mucho que
necesitamos de un SALVADOR,
El Salvador que dijo:
“y conoceréis la verdad y la verdad
os hará libres”
Juan 8.32
Descargar

decir la verdad