 La historia de la aparición de la “Virgen de
la tablita” en Arboledas , data de 1.948, en
la vereda del Uvito en la finca cuyo dueño
actual es Marcos Gelves.
Cuentan los pobladores,
que José Ignacio Parada
Rodríguez, se dedicaba al
cultivo y fabricación de
tabacos, y para éste
oficio utilizaba una
tablita con la que medía
las hojas para cortarlas y
luego al enrollarlas le
quedaran de la misma
medida.
 Con el tiempo éstas tablitas se cambiaban por
nuevas y se quemaban o votaban; pero ésta tubo un
destino distinto, pues en ella se percibía una
sombra que tenía forma de un rostro de mujer, por
eso José Ignacio la guardó y ese rostro empezó a
tener cambios por lo que empezaron a venerar a
María Santísima ya que era claro que se trataba del
“Rostro purísimo de la Santa Madre de Dios”.
José Ignacio trabajaba
como jornalero en diferentes
fincas y llevaba siempre “la
tablita” para mostrarla y
como buen devoto de María
Santísima buscarle un lugar
digno para alumbrarla y
dedicarle el rezo del Santo
Rosario en compañía de la
familia que lo acogía, antes
de retirarse al descanso
nocturno
Al morir José Ignacio,
hereda “la tablita de la
Virgen” Lucrecia
Moncada, quien vivía
en la vereda Peñitas,
pero un tiempo
después ésta señora se
desplaza a Venezuela,
a la ciudad de Rubio,
donde vivió cerca de
un año para volver a
Arboledas
y al presentir su muerte, deja al
cuidado de éste tesoro Mariano a
su hermana Rita Elisa, quien
con gran devoción recorría “la
tablita” para la veneración de la
Virgen María por las veredas de
Peñitas y chicaguá alto; para ese
entonces la imagen era más
visible y también ganó devotos en
el pueblo por eso la bajaba
regularmente.
Al morir doña Rita Elisa, queda
la imagen en manos de Isaac
Moncada y su esposa Sabina,
en la finca Llano Grande, en la
vereda Guacamayas, hacia el
año 1.975. Esta familia
construyó una habitación
especial en su casa a manera de
santuario para la veneración de
La Sanísima Virgen María, bajo
la advocación de “Virgen de la
tablita”
Justo Moncada y su hermano José Esdras, quedaron al
cuidado de la imagen que al morir también como sus
padres, dejaron al cuidado de la Virgencita a Alejandrina
Contreras.
Los cambios que todos los
Arboledanos, los devotos y curioso
hemos percibido en los últimos
tiempos son sorprendentes ya que se
avivaron los colores, se observa
plenamente a la Virgen Santísima con
el Divino Niño Jesús en su brazo
izquierdo y muchos detalles,
entre otros las manos de las dos imágenes
una carita a sus pies…
una sombra de una carita en lo que parece su
corona,
su mano
derecha
en posición
de sostener
un cetro o
quizá
una cruz o
camándula.
El Padre Carlos Saúl Jaimes en
su estadía como párroco y en
colaboración con el gobierno
municipal y los fieles, arregló el
camino, empedrándolo desde la
vía principal que va para la vereda
chicaguá alto
.
animó a la Señora Alejandrina a
Formar un presidio de la Legión de
María, que se dedicara con más
compromiso a la veneración de la
Santísima Virgen María, desde
entonces todos los sábados a las
2:00 p.m. se reúnen para rezar el
Santo Rosario que agrada tanto a
nuestra Madre del cielo y hacer la
reunión semanal.
Todos los Arboledanos
debemos demostrar
nuestro amor a María
Santísima, orándole
con fervor, propagando
la devoción, visitándola,
fortaleciendo los
movimientos Marianos
y eclesiales.
colaborar para la
construcción de un santuario
que albergue más
peregrinos y sobre todo,
imitar sus virtudes para
alcanzar las promesas de
Nuestro Señor Jesucristo.
Legión de María.
Presidium “Nuestra Señora
de la Tablita”
Guacamayas
Descargar

Descarga - VIRGEN DE LA TABLITA. ARBOLEDAS. FOTOS 2.013