“Yo soy la
resurrección
y la vida”
(Domingo 5A
Cuaresma)
¡Qué alegría cuando me
dijeron: “Vamos a la casa
del Señor”!
Ya están pisando nuestros
pies tus umbrales,
Jerusalén.
Liturgia
de la
Palabra
Procesión de la Biblia
Tu Palabra me da vida,
Confío en Ti, Señor.
Tu Palabra es eterna,
En ella esperaré.
Dichoso el que con vida intachable
camina en la ley del Señor.
Dichoso el que guardando sus
preceptos
lo busca de todo corazón.
Tu Palabra me da vida,
Confío en Ti, Señor.
Tu Palabra es eterna,
En ella esperaré.
Vayamos a Betania
para aprender a VIVIR
Con Jesús convirtamos la muerte en Vida
Creer en la Resurrección es
atravesar el límite de la materia
para entrar en la UTOPÍA
más inimaginable,
atravesar el límite y encontrarse a
uno mismo Trascendido en
el TODO DISTINTO
En aquel tiempo, un cierto Lázaro, de
Betania, la aldea de María y de
Marta, su hermana, había caído
enfermo. María era la que ungió al
Señor con perfume y le enjugó los
pies con su cabellera; el enfermo era
su hermano Lázaro. Las hermanas
mandaron recado a Jesús, diciendo:
"Señor, tu amigo está enfermo."
Señor, el mundo que amas está enfermo
No clic
Afganistan...
Palestina...
Irak...
Bahrein...
Libia...
Siria...
Desde
http://www.elformiguer.org/Pagines/les_guerres.htm
1990 se
Sudan...
han
producido
Somalia...
más de 90
guerras
Yemen...
¿Por qué matamos en lugar http://www.elform
iguer.org/Pagines/l
de construir amando?
es_guerres.htm
Jesús dijo: “Esta enfermedad
no acabará en la muerte,
sino que servirá para la
gloria de Dios, para que el
Hijo de Dios sea glorificado
por ella."
Jesús amaba a Marta, a su
hermana y a Lázaro.
6 Sin embargo, cuando
oyó que este se
encontraba enfermo,
se quedó dos días más en
el lugar donde estaba.
7 Después dijo a sus
discípulos: «Volvamos a
Judea».
Los discípulos le
dijeron:
«Maestro, hace
poco los judíos
querían apedrearte,
¿quieres volver
allá?».
Respondió Jesús:
"¿Acaso no son
doce las horas del
día?
Si alguien
camina de día no
tropieza porque
ve la luz
de este mundo;
pero si alguien
camina de noche
tropieza porque
no tiene luz".
Dicho esto, añadió: "Lázaro, nuestro amigo,
está dormido; voy a despertarlo." Entonces
le dijeron sus discípulos: "Señor, si duerme,
se salvará." Jesús se refería a su muerte;
en cambio, ellos creyeron que hablaba del
sueño natural. Entonces Jesús les replicó
claramente: "Lázaro ha muerto, y me alegro
por vosotros de que no hayamos estado allí,
para que creáis. Y ahora vamos a su casa."
Entonces Tomás, apodado el Mellizo, dijo a
los demás discípulos: "Vamos también
nosotros y muramos con él."
Cuando Jesús llegó, Lázaro
llevaba
ya
cuatro
días
enterrado.
Betania distaba poco de Jerusalén:
unos tres kilómetros; y muchos
judíos habían ido a ver a Marta y a
María, para darles el pésame por
su hermano.
Iglesia actual de Betania
La luz de este mundo
nos deslumbra...
A menudo
tropezamos
confundiendo
la noche
en día
Betania (restos bizantinos)
Oremos a Dios
desde este
abismo de
muerte en que
hemos caído
(Salmo)
¿Sabremos
transformar, por fin,
la muerte en Vida
Real?
Betania, iglesia que recuerda el milagro de la Resurección de Lázaro
Interior
de
la Iglesia
de
Betania
20 Al enterarse de que Jesús
llegaba, Marta salió a su
encuentro, mientras María
permanecía en la casa.
21 Marta dio a Jesús:
«Señor, si hubieras estado aquí,
mi hermano no habría muerto.
22 Pero yo sé que aún ahora,
Dios te concederá todo lo que le
pidas».
23 Jesús le dijo:
«Tu hermano resucitará».
24 Marta le respondió:
«Sé que resucitará en la
resurrección del último día».
Jesús le dijo: «Yo soy la Resurrección y la Vida.
El que cree en mí, aunque muera, vivirá:
y todo el que vive y cree en mí, no morirá jamás. ¿Crees esto?».
Ella le respondió: «Sí, Señor, creo que tú eres el Mesías,
el Hijo de Dios, el que debía venir al mundo». .
Y dicho esto, fue a llamar a su hermana
María, diciéndole en voz baja:
"El Maestro está ahí y te llama."
Apenas lo oyó, se levantó y salió adonde
estaba él; porque Jesús no había entrado
todavía en la aldea, sino que estaba aún
donde Marta lo había encontrado.
Los judíos que estaban con ella en casa
consolándola, al ver que María se levantaba y
salía deprisa, la siguieron, pensando que iba
al sepulcro a llorar allí.
Cuando llegó María adonde estaba Jesús, al
verlo se echó a sus pies diciéndole:
"Señor, si hubieras estado aquí, no habría
muerto mi hermano.”
Jesús, al verla llorar, y a los judíos, que también lloraban, lanzó un
hondo suspiro y se emocionó profundamente.
Después les preguntó:
-¿Dónde lo habéis sepultado?
Ellos contestaron:
-Ven, Señor, y te lo
mostraremos.
Entonces Jesús
rompió a llorar.
Todos se dan cuenta y decían entonces los judíos: "Miren cómo
le amaba". Pero algunos de ellos dijeron:
"Este que abrió los ojos del ciego, ¿no podía haber impedido que
muriese?". Jesús dijo: "Quiten la piedra".
Un grupo de
personas va a
cumplir la
orden. Pero
Marta, la
hermana del
difunto, le dijo:
"Señor,
ya hiede, pues
lleva cuatro
días".
Escalera
para bajar
al sepulcro
de Lázaro
Conjunto de la Tumba de Lázaro
“Quien no sabe sufrir, no sirve para
edificar” (“La ciencia del sufrir” de Torres i Bages)
Detalle de la Tumba de Lázaro
Cuando rodaron la piedra, Jesús, mirando al cielo,
exclamó: -Padre, te doy gracias, porque me has
escuchado. Yo sé muy bien que me escuchas siempre; si
hablo así es por los que están aquí, para que crean que
tú me has enviado.
Después de
decir esto,
gritó con
voz fuerte:
«¡Lázaro,
ven
afuera!».
El muerto salió con los pies y las
manos atados con vendas, y el
rostro envuelto en un sudario.
Jesús les dijo:
«Desátenlo para que pueda
caminar».
Quitar losas
y desatar, es
propio de Jesús
y de los
cristianos
¿Desatamos,
o creamos
dependencias?
Y muchos judíos que
habían venido a casa
de María, al ver lo que
había hecho Jesús,
creyeron en él.
Los tres mandatos de Jesús, en que
pide nuestra colaboración para
ayudar a Lázaro, son:
1 - “Quiten la losa”
¿Estamos listos para salir de la
tumba del odio?¿Para perdonarnos?
2 - “Lázaro, sal fuera”
3 - “Desátenlo y déjenlo andar”.
Otras enseñanzas de Jesús:
1 – Nos muestra su poder: “Yo soy la
resurrección.” Marta: “Creo, Señor”.
2 – La res. de Jesús es un anticipo
de nuestra resurrección.
3 – A las autoridades judías les
estorba Jesús y deciden matarlo.
Pero Jesús sigue con su doctrina de
amor y de vida.
En el proyecto creador de Dios las personas no están destinadas a la muerte,
sino a la vida plena y definitiva.
Tal es el proyecto del Padre y la obra mesiánica de Jesús.
El grupo de Jesús es una comunidad de hermanos y amigos,
en la que rigen relaciones de afecto y amor, que está dispuesta a afrontar
el máximo riesgo por ayudar a los que lo necesitan.
No estamos amenazados de muerte. Estamos “amenazados de vida”.
Florentino Ulibarri
El aire puro de la mañana
anuncia su presencia
y proclama su derecho a entrar en
cada casa.
Ábrele las puertas.
Quítate las escamas.
Levanta tu frente.
Rinde tu pecho.
Abrázalo con tus manos humanas.
Deja ese tufo ácido que te sofoca,
olvida mortajas pasadas,
enjuga tus lágrimas,
habla, canta,
arroja la desesperanza.
No dejes que te corten, planta.
Piensa en las albas que vendrán.
Pon cerco a los recuerdos que te atan.
Deja entrar la mañana clara en tu casa,
y que Dios se sienta a gusto
diciéndote su fresca palabra.
Ulibarri Fl.
Señor, Jesús, haz que
resucitando contigo,
vivamos la Pascua
LIBERADOS
Creo en Dios Padre todopoderoso,
creador del cielo y de la tierra.
Creo en Jesucristo,
su único Hijo, nuestro Señor,
que fue concebido por obra
y gracia del Espíritu Santo,
nació de Santa María Virgen,
Padeció bajo el poder de
Poncio Pilato, fue crucificado,
muerto y sepultado,
descendió a los infiernos,
al tercer día resucitó
de entre los muertos,
subió a los cielos y está sentado
a la derecha de Dios Padre
Todopoderoso.
Desde allí ha de venir a juzgar
a vivos y muertos.
Creo en el Espíritu Santo,
la Santa Iglesia católica,
la comunión de los santos,
el perdón de los pecados,
la resurrección de la carne
y la vida eterna.
Amén.
Créditos:
José Martínez de Toda, S.J.
([email protected])
Román Mendoza
([email protected])
“En todo amar y servir”
Descargar

V Domingo de Cuaresma, Ciclo A. San Juan 11, 1