PROPUESTAS SOBRE
REFORMA A LAS CAR
 Resaltamos que como comunidades ancestrales
basados en nuestra ley de origen, derecho mayor,
usos y costumbres, somos hijos de la Pacha Mama o
madre tierra, creadora de todo lo que esta y que
nuestro mundo, el de arriba, el del medio y el de abajo,
debe permanecer en orden de acuerdo con nuestras
prácticas.
 Recordamos que el gobierno nacional
tiene la obligación constitucional de
respetar nuestros territorios y autoridades
basados no solo en nuestra ley propia,
sino en preceptos legales y
constitucionales de la republica
colombiana.
 Creemos que nuestra relación con
nuestro territorio, su ambiente y todo
lo que en él se encuentra, es vital,
es espiritual y es fundamental para
la pervivencia de nuestros pueblos.
 No podremos jamás aceptar un
retroceso en los derechos ganados
por las luchas de nuestros mayores
que han derramado sangre y dado
su vida por la vida de nuestras
comunidades.
 Manifestamos nuestro absoluto rechazo por el
decreto que acepta lo que se denomina
lincencias express que vulnera nuestros
territorios y derechos al territorio efectivo goce
de nuestros derechos. Este decreto por afectar
de manera directa a nuestras comunidades
doquiera estas se encuentren, debe surtir el
proceso de la consulta previa y contar con
nuestros aportes siempre buscando respetar
de manera integral nuestro derecho
fundamental al territorio.
 Nuestra autoridad es autoridad integral, y no
puede deslindarse en pedazos aunque esa sea
la práctica colonial que imponen a nuestras
comunidades. Es así como nuestra autoridad
es autoridad ambiental en nuestros territorios y
no podrá jamás ser cedida a otros actores que
impongan sus mandatos en ellos. Esto no ha
sido solo avalado por nuestras autoridades
sino que la honorable corte constitucional ha
dado ya su voz reconociendo que la autoridad
indígena es autoridad ambiental.
 Es en efecto el surgimiento del concepto del Buen Vivir
lo que hace que las comunidades indígenas, no solo
por su cosmogonía y saberes ancestrales, sino porque
en la practica así se ha dado, consideramos que
nuestro conocimiento sobre el cuidado de la
naturaleza, del equilibrio natural, de la protección no
solo de las especies sino de todo el ámbito de vida, es
superior por sus resultados a cualquier visión que
pueda llegar a crearse desde una academia que está
atravesada por visiones sobre la explotación de los
bienes comunes, superando el concepto de los
recursos naturales.
 Nos permitimos recordar que el concepto
de desarrollo que se tiene sobre la
explotación, el manejo de los bienes
comunes, el extractivismo, no son
practica nuestras y no puede ejercerse
en nuestros territorios.
 Recordamos al Ministerio de Ambiente que el
resultado de esta consulta debe ser vinculante
ya que la consulta previa no es un simple
procedimiento para que nos oigan, sino que es
necesario que nos escuchen y que por lo
nosotros propuesto debe ser considerado de
forma clara y precisa en cualquier norma que
se trabaje desde la institucionalidad.
 Solicitamos que en la ley se cree un consejo
de administración que proteja recursos
mediante una CAR`S INDIGENA la cual debe
ser la autoridad administrativa rectora que
coordine desde nuestras prácticas propias
sobre el uso, ordenamiento y goce de los
recursos naturales, que debe ser protegido por
ser nuestra naturaleza la de protectores del
ambiente.
 En los consejos de las CARs que se creen, se
debe ampliar la cantidad representantes
indígenas y que estos deben ser elegidos por
nuestras autoridades. Así mismo que estos
delegados deben tener voz y voto para las
decisiones que nazcan de nuestras
comunidades y que cuando se trate de temas
en territorios indígenas se debe contar con la
autoridad indígena del territorio, la cual es la
MAXIMA AUTORIDAD AMBIENTAL en dicho
espacio territorial.
 Creemos que en cumplimiento de las normas
nacionales e internacionales, la autonomía de
nuestros pueblos en cabeza de sus
autoridades debe ser respetada y valorada.
Esto no es un simple enunciado, es un
ejercicio vital y fundamental sobre el que se
basa el Estado colombiano y que hace parte
de sus principios, ordenamiento y formas de
gobierno.
 Mucho tiempo han estado técnicos buscando
definiciones y argumentos para hablar de lo
ambiental, pero han olvidado el saber ancestral
que tienen nuestros pueblos y comunidades al
respecto. Los conceptos aplicables al
ambiente, en especial entratandose de los
territorios indígenas, deben partir de nuestra
cosmovisión, ley de origen y derecho mayor.
 Hacemos un llamado para que desde el
Gobierno Nacional, y desde la norma misma,
se realicen acciones contundentes y reales
para evitar la contaminación de la naturaleza,
que es dadora de vida y no puede seguir
siendo maltratada ni por multinacionales ni
actores con intereses económicos que buscan
lucrarse de la vida.
 Reiteramos que las decisiones que se
tomen en materia ambiental, como en
cualquier otra materia, si trata de
nuestros territorios, debe ser tomada por
nuestra máxima autoridad que es la
comunidad indígena y por nuestras
autoridades elegidas, que mandan
obedeciendo.
 Recordamos que la situación real de los
pueblos y comunidades indígenas esta
íntimamente ligada al territorio, por lo que
el gobierno nacional debe asignar
recursos para la compra de tierras y
poder realizar proyectos que beneficien a
toda nuestra comunidad.
 Creemos que nuestros planes de vida
son integrales, y que en lo ambiental
estos planes deben ser reconocidos por
el gobierno nacional. Los planes de vida
ambientales son nuestra forma de seguir
perviviendo y deben las entidades del
gobierno entenderlos, aceptarlos y
protegerlos.
 Recordamos que hay puntos en la tierra que
son sagrados. Nuestros sitios sagrados son
espacios de vínculo con los tres mundos y que
permiten el balance y existencia de nuestras
comunidades. El respeto por estos sitios debe
llegar a la norma porque no son solo puntos
geográficos sino puntos vitales para toda
nuestra cosmovisión.
 En la norma debe contemplarse que
nuestras estructuras propias de gobierno
incluyen a la guardia indígena, la cual
queremos que también sea contemplada
como guardia ambiental y se le deben
dar todas las garantías para su existencia
y actividad permanente.
 En la ley las mencionadas tasas por
concesiones y otras a que haya lugar
deben ser administradas por la autoridad
indígena para que esta pueda hacer
reinversiones en la comunidad, esto en el
ejercicio de autoridad ambiental que le
corresponde.
 Las zonas de explotación minera deben ser
realmente asignadas por la autoridad
ambiental que en el caso de los territorios
indígenas no puede ser otra que la autoridad
indígena. Esas zonas de explotación deben ser
concertadas y tratadas por la comunidad que
será la que decida bajo sus usos y costumbres
que se puede llegar a ejecutar.
 Que la zonas de reserva ambiental, reserva natural,
parques naturales y áreas protegidas deben ser
concertadas y no puede ir en detrimento de la
comunidad. En lo especifico creemos que para el
Resguardo de San Juan y todos los de nuestros
territorios, debe aplicarse el derecho fundamental a la
consulta previa y el consentimiento previo, libre e
informado de acuerdo con los requerimientos de la ley
nacional e internacional que regula esta materia.
 La ley debe considerar la protección de
los páramos como fuente de vida,
nacimiento de agua, ejemplo del cual
está el Paramo Paja Blanca.
 Es necesario que existan compensaciones por
hechos cumplidos por parte del gobierno
nacional, ya que de manera inconsulta ha
realizado afectaciones a nuestro territorio. El
oleoducto transandino o la hidroeléctrica en las
Lajas son solo algunos ejemplos de la grave
situación que se ha vivido y que el Estado
colombiano debe reparar de manera
concertada con las comunidades.
 No puede olvidarse de ninguna manera
el seguimiento al plan RAMSAR y debe
hacerse de manera eficaz, eficiente y
debe incluir las decisiones de nuestras
autoridades.
Descargar

EJES DE PROGRAMA DE GARANTIAS