EL TEXTO:
Es una unidad de comunicación completa, formada habitualmente por una sucesión ordenada
de oraciones que transmiten un mensaje y que se articulan en párrafos. Para analizarlo hay que
tener en cuenta la pragmática, rama de la Lingüística que se interesa por cómo afecta la situación
comunicativa.
Todo texto tiene, pues, tres características o propiedades:
EL TEXTO
ADECUACIÓN
COHERENCIA
COHESIÓN
-ADECUACIÓN:
Si una comunicación contraviene las normas de cortesía y las convenciones sociales, por ejemplo,
resultaría inapropiada. Para que exista esta adecuación deben respetarse estas “reglas”:
a) De referencia: Las palabras se conectan con determinadas realidades o se relacionan con
elementos anteriores o posteriores de dentro (contexto) y de fuera (situación) del enunciado.
Tienes la espalda mojada / Es un espalda mojada.
b) De presuposición: Las aseveraciones no expresadas resultado de la socialización (prejuicios
sociales, cosmovisión de un pueblo) portan un significado convencional que relaciona lo
explícito (dicho) y lo implícito (presupuesto).
Nos pidió mucho (parece catalán / está pasando un mal momento…)
c) De implicación: Las presuposiciones provenientes de la misma lengua pueden sugerir un
significado pragmático que difiere de lo que literalmente se dice (significado literal o recto).
Este problema lo resuelve incluso F. (F. no es muy listo).
Parecía una buena persona (no se ha comportado como tal).
Es feo pero simpático (no será agradable a la vista pero sí al entendimiento).
d) De inferencia o sobreentendido: Las deducciones extraídas del significado que persigue el
emisor cuando el discurso no nos da acceso directo a él. Las inferencias son conclusiones
pragmáticas, se utilizan cuando aún no hemos terminado de leer o escuchar el texto o si hay “ruido”
que obstaculiza su percepción, son menos sistemáticas que las presuposiciones sociales y las
implicaciones lingüísticas, requieren cierta competencia descodificadora, y provocan expectativas,
correctas o erróneas, en el receptor, que necesitará hacer sucesivas reestructuraciones.
¿Esta tarde trabajas?
Esta pregunta, por ejemplo, suele connotar una petición (ayudar a hacer algo, quedar…)
¿Cuándo lo conociste ya era así?
Toda pregunta parcial implica algo (se conocieron con anterioridad), pero en este caso ese “ya era
así” alude a una forma de ser seguramente detestable, reprobable o, al menos, peculiar.
e) El contexto situacional: El conjunto de datos accesibles a los participantes de una
conversación que se encuentran en el entorno físico inmediato restringe las posibilidades de
comunicarse (la relación jerárquica entre interlocutores, el marco espacio-temporal, el canal, el
código que debe utilizarse –nivel y registro-, el propósito).
Juan es rápido (en clase de gimnasia / en otras asignaturas / con matiz irónico).
Cierre la puerta, por favor (debe haber una puerta abierta en el lugar donde se hace esta educada
petición a un receptor al que se trata de usted).
-COHERENCIA:
Es la propiedad textual que indica cuál es la información que se ha de comunicar y cómo:
en qué orden, con qué grado de precisión o detalle, con qué estructura, etc.
Mientras que la cohesión debe estar patente en el texto, la coherencia es una propiedad
básicamente semántica que afecta a la organización profunda del significado del texto,
que responderá a un tema general, aunque la progresión o avance temático permitirá
incluir otros subtemas, que descubre el destinatario mediante la interpretación. La
coherencia tiene en cuenta:
a) La cantidad de información: ¿Cuál es la información pertinente? ¿Se aportan todos
los datos que se han de decir? ¿No hay exceso de información ni defecto?
b) La calidad de información:
¿Las ideas son claras y comprensibles?, ¿se exponen de forma completa, progresiva y
ordenada?, ¿con los ejemplos apropiados, la terminología específica y las
formulaciones precisas? ¿Se detectan ideas oscuras, sin concreción, demasiado
genéricas o excesivamente anecdóticas?
c) La estructuración de la información:
¿Cómo se organiza la información del texto? ¿La ideas y los datos se estructuran
lógicamente (según un orden cronológico, espacial, etc.)? ¿Cada idea se desarrolla en
un párrafo? ¿La información nueva se administra de forma progresiva?
d) El equilibrio entre lo que ya se sabe y lo desconocido asegura la comprensión y el
interés de la comunicación. Así, pues, hay dos tipos de información en un texto:
d.1-El tema o tópico: lo ya conocido por el receptor, sirve de base o punto
de partida.
d.2-El rema o el comentario: lo realmente nuevo, lo desconocido para el
receptor.
La tematización, base de la progresión temática (cómo va avanzando la
información en un texto), es el fenómeno por el que tema y rema van cambiando a
medida que el receptor descodifica el texto: Lo desconocido (rema 1) pasa a ser
sabido (tema 1), lo que hace de puente para presentar datos nuevos (rema 2) que
después, de nuevo, se convierten en información conocida (tema 2) y, así,
sucesivamente.
Un niño (R 1) llegó a mi casa. El niño (T 1) estaba sucio y sediento y me imploraba
una limosna para comprar un bocadillo y un botellín de agua (R 2). Le hice pasar y le
preparé un zumo y un bocadillo de jamón (T 2). En ese momento me acordé de la
máxima (R 3) de que es mejor enseñar a pescar que dar el pescado y decidí
proponerle algo… (T 4)
d) El párrafo: Unidad significativa y visual que desarrolla una única idea (compuesta
de una o varias oraciones) completa y distinta, marcada gráficamente con punto y
aparte. Suele separar las distintas partes de un texto: introducción, conclusiones,
argumentos... Y aportar diversos tipos de información: idea / matización / ejemplo,
tesis / argumentos, orden cronológico, etc.
-COHESIÓN:
Se produce por la relación entre oraciones contiguas y por la relación entre párrafos, y se
basa en los mecanismos contemplados en el sistema lingüístico: el poder asociativo de
las palabras, las relaciones morfológicas, sintácticas y semánticas, la conexión oracional y
supraoracional. Estos elementos lingüísticos son:
1-Procedimientos léxico-semánticos:
1.1-Recurrencia o repetición léxica de unas palabras clave: Se usa la misma palabra (a
este efecto, da igual el género, el número o las desinencias que conlleven las palabras
variables) o las integrantes una familia léxica (día, diario, diariamente).
1.2-Diferentes relaciones semánticas que repiten o remiten a unos mismos conceptos aun
por contraste (sinónimia, antonimia, palabras tabú / eufemismo / disfemismo, polisemia,
isotopías, palabras-baúl). Campos semánticos (fruta: peras, ciruelas, cerezas…) y el
consiguiente uso de hiperónimos (fruta) o hipónimos (cada tipo de fruta).
1.3- Puede haber paráfrasis (repetición de idénticos conceptos con distinta forma).
1.4-En un texto de carácter literario, además, podemos encontrar recursos retóricos de
tipo semántico de semejanza u oposición: la comparación, la metonimia, la metáfora, la
asociación, la antonimia, la paradoja, el oxímoron, las asociaciones fónicas (parónimos),
el epíteto, la sinestesia…
2-Procedimientos morfosintácticos o gramaticales:
2.1-Sustitución, por medio de proformas que aluden al contexto lingüístico y/o
situacional, de una cláusula entera o de alguna palabras por medio de:
2.1.1-La anáfora (pronombres, determinantes y adverbios que reproducen un
significado de algo ya mencionado):
Juan es buena persona. Él siempre está ayudando a los demás.
2.1.2-La catáfora (elementos que anticipan o anuncian lo que posteriormente se
nombra): Me lo dijo bien claro: O estudias o suspenderás.
2.1.3-La deixis (referencia a los interlocutores, al tiempo y espacio en que se
desenvuelve la conversación).
2.2-Concordancias: El niño llegó cansado. / Esta chica estuvo jugando un partido.
2.3-Elipsis: supresión de elementos como el sujeto o el verbo (cuyo sujeto
gramatical alude al léxico en cada caso concreto, por ejemplo) que se
sobreentienden fácilmente por el contexto.
2.4-Hay ciertos recursos literarios como los enlaces fraseológicos (anáforas,
quiasmos, anadiplosis, paralelismos…).
2.5-También la insistencia en determinadas intenciones del hablante representadas
por medio de ciertas modalidades oraciones, los enlaces tonales (¿?, ¡!), pueden
colaborar en aportar cohesión.
3-Marcadores textuales, enlaces extraoracionales o conectores discursivos
(palabras o locuciones que señalan las relaciones lógicas entre sus oraciones o párrafos
y expresan el desarrollo de los razonamientos). Aunque lo ejemplifique con oraciones
compuestas por cuestiones de extensión, se producen al margen de la sintaxis
convencional, ya que se establece en el conjunto del texto:
3.1-Conjunción. Ambas cláusulas deben ser verdaderas. Se suman.
3.2-Disyunción. Al menos una de las cláusulas ha de ser verdadera y debe existir un
tema de conversación común (de no existir se producen absurdos: “Estudia o lloverá”).
3.3-Nexos contrastivos. Oponen cosas distintas a las expectativas del hablante: aunque,
si bien, pero, con todo, no obstante… Ej: “Cayó del tercero, pero quedó ileso”, “Aunque
fui a pescar, no picó un pez”, “Quiere comprarse un coche, sin embargo, no tiene dinero”.
3.4-Relaciones de implicación lógica (subordinadas condicionales, concesivas, de
finalidad, causa, consecuencia).
VEAMOS:
Al escribir debemos evitar las redundancias, si bien tenemos que
introducir reiteraciones continuas que se fijen de forma inconsciente en
la mente del lector. El refuerzo de lo conocido con reiteraciones invisibles
para fijar la atención de éste y la inclusión de aspectos o datos aún
desconocidos y acciones o situaciones novedosas son los ejes de
composición de cualquier historia.
A)Averigua las dos ideas sobre las que pivota "La Noche de los feos",
relato de Mario Benedetti, (en De la muerte y otras sorpresas), conceptos
que son la causa y la consecuencia de los hechos:
Ambos somos feos. Ni siquiera vulgarmente feos. Ella tiene un pómulo
hundido. Desde los ocho años, cuando le hicieron la operación. Mi asquerosa
marca junto a la boca viene de una quemadura feroz, ocurrida a comienzos
de mi adolescencia. (…) Nos conocimos a la entrada del cine, haciendo cola
para ver en la pantalla a dos hermosos cualesquiera. (...) Allí fue donde por
primera vez nos examinamos sin simpatía, pero con oscura solidaridad; allí
fue donde registramos, ya desde la primera ojeada, nuestras respectivas
soledades. En la cola, todos estaban de a dos, pero además eran auténticas
parejas: esposos, novios, amantes, abuelitos, vaya uno a saber. Todos —de
la mano o del brazo— tenían a alguien. Sólo ella y yo teníamos las manos
sueltas y crispadas.
B) Lee con atención el texto siguiente y responde a lo que se te propone a
continuación:
Ahora estudio cuarto curso, aunque mi padre es calvo y labrador. Mi padre tiene unas
tierrecitas en la ribera. Yo cursé primero y segundo en Albacete y mi madre trabaja en un
supermercado. Mi padre empezó a perder el pelo cuando tenía veinte años. Mi familia
está constituida por mi padre, mi madre, mi hermana y yo. Estoy terminando la
enseñanza secundaria, pero mi hermana estudia en Ciudad Real. Yo tengo quince años.
Ejemplo de Toni Cassany
B.1-Este texto es incoherente ¿por qué, qué os parece equivocado?
B.2-Extraed ideas relevantes. Ordenadlas (jerárquica, cronológica o espacialmente)
B.3-Elaborad un texto coherente.
POSIBLE RESOLUCIÓN (una vez eliminado lo no pertinente: calvicie paterna):
Mi familia está constituida por mi padre, mi madre, mi hermana y yo. Cada uno tiene sus
ocupaciones. Mi padre es labrador, tiene unas tierrecillas en la ribera. En cambio, mi
madre trabaja en un supermercado. Mi hermana y yo estudiamos: ella, en Ciudad Real;
yo estudio cuarto curso de Enseñanza Secundaria por lo tanto estoy terminando esta
etapa pues tengo quince años.
EJERCICIOS GENERALES:
1-Explica la inaceptabilidad de los siguientes enunciados:
•Se enteró de que su esposa le engañaba pero era mentira.
•El portero nos impidió pasar pero no hicimos caso y entramos.
•He llegado tarde a clase porque tengo un buen despertador.
•Tengo calor, así que, por favor, enciende la calefacción.
•Tenía bastante dinero para comprarlo. Sin embargo, me lo compré.
•-¿Falta mucho para llegar a tu casa?
-Cincuenta metros, tres decímetros y siete centímetros
•Aunque te gustó la película, es una lástima que no pudieras verla.
•A la derecha hay un papel y debajo un escritorio.
•-Yo no sabía que tu hermano estaba casado.
-Pues sí, se casa el mes que viene.
•-¿Tiene usted hora?
-Por supuesto que tengo hora.
2-¿Es un texto “¡Cuidado!”? ¿Y “Encienda las luces de cruce”? Justifica tu respuesta.
3-Explica los marcadores textuales subrayados:
Sergio estaba fastidiado. Había perdido el autobús, lo que le supuso, en primer lugar, tiritar de frío en
la parada hasta que pasó el siguiente; y, en segundo, llegar tarde a clase. Además, cuando ésta
terminó, el profesor le dijo que se quedase un momento. Sergio pensó que iba a reñirle por el
retraso. En cambio, él deseaba felicitarle por su última redacción, es decir, quería comunicarle que
tenía una buena nota. Finalmente, aquel día, que había empezado tan mal, terminó bien.
4-¡Ojo…! porque no todo el monte es orégano. Argumenta si estos
fragmentos son textos:A veces leemos fragmentos de falsos textos que
incumplen algunas de estas características (B, a partir de un tema común
divaga), y textos que lo son por cumplir su función comunicativa pese a faltarle
elementos habituales (*A, puede considerarse texto aunque es discutible, lo
sería si se entiende como extracto de titulares de prensa):
A) Texto coherente no cohesivo:
“Sumario de actualidad: Terremoto en Irán. Dimite presidente francés. Derrota
de los conservadores en Inglaterra. El paro disminuye de nuevo. El Castellón
asciende a la división de Plata.”
B) Texto cohesivo no coherente.
“Compré una máquina de escribir en Nueva York. Nueva York es una ciudad de
los Estados Unidos. Las grandes ciudades tienen a veces problemas de
tráficos y delincuencia. Yo no soy un delincuente. Algunos delincuentes se
pertrechan de armas en bazares. Hay muchos bazares chinos en mi zona”.
5-Explica el elemento cohesivo y la referencia que expresa:
•El viernes pasado tuvimos una reunión con el Secretario de Salud quien nos ilustró
sobre el peligro del dengue hemorrágico.
•Jorge tenía mucho interés en realizar una investigación pero su proyecto no fue
aprobado.
•Ellos hablaron mucho con Alfredo; le explicaron por qué no debía tomar esa
actitud.
•Ante la situación preocupante de la institución los trabajadores decidieron entrar en
asamblea permanente; ellos no tomaron ninguna reacción.
•Cuando miraba hacia el patio, vi allí un azulejo con un diseño magnífico.
•Tú llamaste a Pedro y le invitaste a una reunión el próximo fin de semana.
•Todos hemos aprendido ya mucha teoría; ahora debemos trasladarla a la práctica.
•La droga afecta física y psíquicamente a sus víctimas. Unas pierden la
personalidad; otras pierden su capacidad de pensar.
•La cohesión es más difícil que la puntuación.
•En el invierno de 1986 tuvimos la oportunidad de dialogar con Savater en el Centro
George Pompidou de la capital francesa; ahora tenemos que disertar al lado de
Derrida y Habermas
6-Localiza los elementos de cohesión de los siguientes fragmentos (previamente te
puedes servir de una tabla como la que te inserto):
a)
Hablaba, y hablaba, y hablaba, y hablaba, y hablaba, y hablaba, y hablaba. Y venga
hablar. Yo soy una mujer de mi casa. Pero aquella criada gorda no hacía más que
hablar, y hablar, y hablar. Estuviera yo donde estuviera, venía y empezaba a hablar.
Hablaba de todo y de cualquier cosa, lo mismo le daba. ¿Despedirla por eso? Hubiera
tenido que pagarle sus tres meses. Además hubiese sido muy capaz de echarme mal
de ojo. Hasta en el baño: que si esto, que si aquello, que si lo de más allá. Le metí la
toalla en la boca para que se callara. No murió de eso, sino de no hablar: se le
reventaron las palabras por dentro. FIN.
Max Aub, Crímenes ejemplares
b) En la época que nos ocupa reinaba en las ciudades un hedor apenas concebible para el
hombre moderno. Las calles apestaban a estiércol, los patios interiores hedían a
orina, los huecos de las escaleras atufaban a madera podrida y excrementos de rata;
las cocinas, a col podrida y grasa de carnero; los aposentos sin ventilación, a polvo
enmohecidos; los dormitorios, a sábanas grasientas, a edredones húmedos y al
penetrante olor dulzón de los orinales. [...] Hombres y mujeres apestaban a sudor y a
ropa sucia; en sus bocas apestaban los dientes infectados, los alientos olían a cebolla
y los cuerpos, cuando ya no eran jóvenes, a queso rancio, a leche agria y a tumores
malignos. Apestaban los ríos, apestaban las plazas, apestaban las iglesias y el hedor
se respiraba por igual bajo los puentes y en los palacios.
P. Süskind, El perfume.
6-Localiza los elementos de cohesión de los siguientes fragmentos (previamente te
puedes servir de una tabla como la que te inserto):
a)
Hablaba, y hablaba, y hablaba, y hablaba, y hablaba, y hablaba, y hablaba. Y venga
hablar. Yo soy una mujer de mi casa. Pero aquella criada gorda no hacía más que
hablar, y hablar, y hablar. Estuviera yo donde estuviera, venía y empezaba a hablar.
Hablaba de todo y de cualquier cosa, lo mismo le daba. ¿Despedirla por eso? Hubiera
tenido que pagarle sus tres meses. Además hubiese sido muy capaz de echarme mal
de ojo. Hasta en el baño: que si esto, que si aquello, que si lo de más allá. Le metí la
toalla en la boca para que se callara. No murió de eso, sino de no hablar: se le
reventaron las palabras por dentro. FIN.
Max Aub, Crímenes ejemplares
b) En la época que nos ocupa reinaba en las ciudades un hedor apenas concebible para el
hombre moderno. Las calles apestaban a estiércol, los patios interiores hedían a
orina, los huecos de las escaleras atufaban a madera podrida y excrementos de rata;
las cocinas, a col podrida y grasa de carnero; los aposentos sin ventilación, a polvo
enmohecidos; los dormitorios, a sábanas grasientas, a edredones húmedos y al
penetrante olor dulzón de los orinales. [...] Hombres y mujeres apestaban a sudor y a
ropa sucia; en sus bocas apestaban los dientes infectados, los alientos olían a cebolla
y los cuerpos, cuando ya no eran jóvenes, a queso rancio, a leche agria y a tumores
malignos. Apestaban los ríos, apestaban las plazas, apestaban las iglesias y el hedor
se respiraba por igual bajo los puentes y en los palacios.
P. Süskind, El perfume.
Recurso
Repeticiones
Sinónimos
Sinónimos
contextuales
Campos
semánticos
Proformas
(anafóricas
o catafóricas).
Determinantes
Pronombres
Adverbios
Deixis
Marcadores
o conectores
Otros
Línea/s
Ejemplo concreto (observaciones)
Descargar

Diapositiva 1