CUIDANDO LA
SALVACION
¿Cómo escaparemos nosotros, si descuidamos
una salvación tan grande? La cual, habiendo
sido anunciada primeramente por el Señor, nos
fue confirmada por los que oyeron,
(Heb 2:3)
O A.
Tenemos el gran privilegio de gozar de la salvación.
(Vida eterna.) Ese es el propósito de cada uno de
nosotros. Pero nadie es salvo ya, nadie está gozando de
vida eterna. Con Cristo. Piense un momento lo que paso
con el pueblo de Israel, a ellos se les promete llevar a un
lugar lleno de muchas bendiciones, donde era un lugar
que fluía leche y miel.
O B. El pueblo camino 40 años con los ojos puestos en la
tierra prometida, pero durante ese tiempo, ellos tuvieron
muchos momentos difíciles, y muchos quedaron fuera de
poseer la tierra prometida.
O C. Hoy usted está caminando con los ojos puestos en
la vida eterna. Es obvio que mientras este en este mundo,
abra muchas dificultades, que le aran renunciar a ese
premio (la vida eterna)
I FACT
ORES ESENCIALES A LA
SALVACION.
O A.
El estudio de la biblia, es un factor importante, solo ella
puede tenerle seguro en el camino del Señor.
O B. Desechando,
pues, toda malicia, todo engaño,
hipocresía, envidias, y todas las detracciones,(1Pe 2:1)
desead, como niños recién nacidos, la leche espiritual no
adulterada, para que por ella crezcáis para salvación,(1Pe
2:2)si es que habéis gustado la benignidad del Señor. (1Pe
2:3)
O C.
Debemos deleitarnos con la palabra de Dios, y
crecerá para salvación.
O 1. Escudriñad las Escrituras; porque a vosotros os
parece que en ellas tenéis la vida eterna; y ellas son las
que dan testimonio de mí; (Juan 5:39) la palabra de
Dios es para es para tener vida y en abundancia. Es la
que nutre el alma.
O 2. Y éstos eran más nobles que los que estaban en
Tesalónica,
pues recibieron la palabra con toda
solicitud, escudriñando cada día las Escrituras para ver
si estas cosas eran así. (Hechos 17:11) la palabra
escudriñar, no es simplemente leer. Sino analizar,
meditar, en lo que lee. Comprobar lo que escucha
O 3.
Toda la Escritura es inspirada por Dios, y útil para
enseñar, para redargüir, para corregir, para instruir en
justicia, (2Ti 3:16) toda la escritura es inspirada por
Dios.
O y que desde la niñez has sabido las Sagradas
Escrituras, las cuales te pueden hacer sabio para la
salvación por la fe que es en Cristo Jesús. (2Ti 3:15)
II PONER EN PRACTICA LA
PALABRA DE DIOS.
O A.
La calificación del precepto: “sed prontos para oír:”
“sed hacedores… no solamente oidores”: no
meramente “haced” la palabra, sino “sed hacedores”
sistemática y continuamente, como si tal cosa fuera
vuestro negocio ordinario. Aquí se refiere al Sermón del
Monte (Mat_7:21-29). Engañándoos—por la falacia
lógica (el griego lo expresa) de que el mero oír sea todo
lo necesario.
O B. Pero sed hacedores de la palabra, y no tan
solamente oidores, engañándoos a vosotros mismos.
(Santiago 1:22)
O C.
Es bueno ser oidor y leedor de la palabra, pero lo
más importante para la salvación es ser hacedor de ella.
O D.
Porque si alguno es oidor de la palabra pero no
hacedor de ella, éste es semejante al hombre que
considera en un espejo su rostro natural. (Santiago
1:23) por lo general somos olvidadizos, pero lo mejor es
poner en practica la palabra de Dios.
O E.
Porque—el autoengaño lógico (v. 22) ilustrado. oye…
no hace—El griego: “oidor de la palabra, y no hacedor”,
como en el v. 22. El verdadero discípulo—dicen los
rabinos—aprende a fin de hacer, y no meramente a fin
de saber o de enseñar. su rostro natural—“el rostro de su
nacimiento:” la cara con que nació. Como el hombre
puede contemplar su cara natural en el espejo, así el
oidor puede percibir su imagen moral en la palabra de
Dios. El fiel retrato del alma del hombre en la Escritura
es la prueba más fuerte de la verdad de la misma. En
ella, también, vemos reflejada la gloria de Dios, tan bien
como vemos nuestra vileza natural.
III LLEVAR ACABO LOS
MANDAMIENTOS DEL SEÑOR.
O Solo los obedientes entraran a gozar de vida eterna. Los
rebeldes, no los que dicen que hacen y no hacen, esos
que dicen que obedece a Dios, y le quitan y ponen a la
palabra de Dios no entraran, Juan 14:15 Lucas 6:46
Cuidemos esta salvación tan grande y nada ni nadie nos
quite el derecho de luchar por esta carrera, y gozar de la
salvación.
O Carlos Morgan
Descargar

CUIDANDO LA SALVACION - IGLESIA DE CRISTO MATEO 16:18