CENSURAR Y CASTIGAR
Camille Robles Fernández
¿QUIÉN LO ESCRIBIÓ?
Censurar y Castigar es la traducción al español
del libro Censure and Sanctions realizada por
Elena Larrauri en 1998.
 Censurar y Castigar fue escrito originalmente en
inglés por Andrew von Hirsch y fue publicado por
Oxford University Press en 1993.

ANDREW VON HIRSCH

Andrew von Hirsch nació el 16 de julio de 1934
en Zurich, Suiza. Es filósofo y teorista legal y es
también es fundador y director de el Centre for
Penal Ethics en la facultad de leyes en
University of Cambrige. Hirsch ha publicado
muchas teorías que han sido reconocidas por un
gran número de investigadores.
DEFINICIONES
Censurar


Según the Real Academia
Española, la censura es el
“Dictamen y juicio que se
hace o da acerca de una
obra o escrito.”
También se considera la
“intervención que ejerce el
censor gubernativo”.
Castigar


La Real Academia
Española define el castigo
como la “pena que se
impone a quien ha
cometido un delito o falta.”
Otros significados que se le
adjudican son la
“reprensión, aviso, consejo,
amonestación o corrección.”
¿DE QUÉ SE TRATA?
Censurar y Castigar trata muchos asuntos en el
área de justicia criminal.
 Es muy amplio.
 Muy muy amplio.


TEORÍA “JUST DESERTS”
La teoría “just deserts” destaca que el castigo
debe ser proporcionado a la seriedad del crimen
cometido. En ella se enfatiza la importancia de
sentencias predeterminadas y la ausencia de
discresión judicial mientras se sentencia al
acusado.
 Esta teoría influyó mucho en los Estados Unidos
en los años 70’s después de la publicación del
libro de Hirsch Doing Justice (1976). Él fue uno
de los principales líderes de esta teoría.

TEORÍA “JUST DESERTS”
“Just Deserts” es una teoría retributivista de
castigo. Esto significa que, a diferencia de otras
teorías que le dan prioridad a prevenir futuros
crímenes, esta teoría solo se ocupa de castigar
crímenes que ya se han cometido.
 Su modelo se deriva de las teorías de Immanuel
Kant.

TEORÍA “JUST DESERTS”
Para que esta teoría sea efectiva se necesitaría
una escala de crímenes y de sus castigos
correspondientes que sean proporcionales a la
severidad de la ofensa y de la culpabilidad del
acusado.
 Los crímenes deben ser categorizados de acuerdo
a su severidad (proporcionalidad ordinal) y esta
escala debe ser estandarizada para asegurar que
el acusado no sea castigado demasiado o muy poco
tomando en cuenta el crimen que se ha cometido
(proporcionalidad cardinal).

CRÍTICAS A ESTA TEORÍA
En teoría, esta teoría parece ser un método justo e
imparcial de sentencia. Sin embargo, han habido
varias críticas a el modelo de esta teoría.
 Por ejemplo, la criminóloga británica Barbara
Hudson ha argumentado que con aquel enfasis de
tratar crímenes similares igualmente, no se toma
en cuenta factores estructurales y/o económicos,
como la pobreza. Hudson critica la falta de
reconocimiento de las desigualdades en la sociedad
y dice que esta teoría solo perpetuaría más
agudamente el discrimen contra las distintas
minorías.

CRÍTICAS A ESTA TEORÍA

También critican a este modelo el sociólogo, John
Braithwaite, y el filósofo, Phillip Pettit. Ellos
desaprueban de que la sentencia sea proporcional
al crimen y creen en un modelo de justicia
llamado “reintegrative shaming”.
REINTEGRATIVE SHAMING

Reinterative shaming se refiere a una teoría en la
cual en vez de penalizar a una persona por un
crimen, se le hace comprender que lo que ha
hecho es moralmente incorrecto para que se
arrepienta.

“…reintegrative shaming occurs when the offenders
begin to understand and recognize their wrongdoings
and shame themselves.”
SHAMING

Como se explicó en el último slide, la pena tiene
que ser avergonzar al infractor. Para lograr esto,
la pena debe ser individualizada con un grado de
vergüenza apropiado para asegurar que el
infractor no cometa el crimen otra vez.
CASTIGOS HUMILLANTES
Estos son como una version extrema de shaming,
pero en vez de avergonzar, se humilla al
infractor, la mayoría de la veces negándole sus
derechos como ser humano.
 Cuanto más degradante sea el castigo, más
humillado será el infractor, pero debe ser
bastante leve para no traumatizar de forma
extrema al infractor. De esta forma (me imagino)
que se le hace reconocer a su moralidad de modo
que el infractor no cometa el crimen de nuevo.

OTROS ASUNTOS TRATADOS
Sentencias intermedias: multas, arresto
domiciliario, etc. Sirve para tratar a los delitos
intermedios/altos disminuyendo el uso de las
cárceles (castigo grave).
 Cualquier cosa es mejor que la cárcel: una
teoría en la cual se ve a la cárcel como algo
completamente peor que cualquier castigo
comunitario debido a que muchas cárceles aun
conservan sus prácticas humillantes.
 Tecnología: “Una intrusión no depende de la
tecnología, sino hasta qué punto afecta a la
dignidad e intimidad de las personas.”

EN CENSURAR Y CASTIGAR

El libro abarca sobre la teoría Just Deserts, en su
epílogo y destaca los siguientes puntos de
importancia para aspirar a una justicia criminal
más justa:

“Un Sistema legal debe ser operado con reglas […] Las
reglas jurídicas, no obstante, inevitablemente tratan casos
desiguales de forma similar y con ello crean solo una
apariencia de equidad.
EPÍLOGO

Hirsch también destaca los siguientes enunciados
en su epílogo:
“Un modelo de merecimiento asume que la conducta
delictiva es dañina y que por ello merece un reproche […]
Ello presupone un consenso acerca del bien y el mal y un
derecho penal capaz de dar expresión de autoridad a este
consenso. Sin embargo, en una sociedad moderna […] estas
condiciones no existen.”
 “Muchos delincuentes provienen de sectores sociales pobres.
[…] Hablar de estos delincuentes menos privilegiados como
merecedores de castigo e intentar calibrar sus castigos en
función de qué pena merecen es una ficción.”
 “La proporcionalidad […] entra en conflicto con otro valor:
la benignidad . Cuando se produce este conflicto, un sistema
penal humano debería optar por la benignidad.”

CENSURAR Y CASTIGAR
Sin embargo, Hirsch defiende a su teoría “just
desserts” tomando en cuenta estos factores,
tratando de adaptarla. Para no infligir una pena
demasiado severa y tampoco dejar al criminal con
una sanción defalcada, Hirsch propone la
censura, la cual estaría apoyando la teoría
Braithwaite-Pettit para reparar al criminal de
manera que no comita más infracciones.
 Sin embargo, Hirsch no mira a esa teoría de
forma positiva y piensa que el castigo debe
comunicar esta censura por si solo.

CONCLUSIÓN

Aspirar a una justicia criminal completamente
proporcional es algo subjetivamente imposible,
pero con la implementación de las leyes
apropiadas en los distintos casos, tomando en
cuenta siempre la moralidad humana, se puede
lograr algo por lo menos similar a la justicia.
BIBLIOGRAFÍA
Barton, Alana. “Just Deserts Theory.”
Encyclopedia of Prisons & Correctional Facilities.
Ed. Thousand Oaks, CA: SAGE, 2004. 504-07.
SAGE Reference online. Web. Ago. 1 2012.
 Hirsch, Andrew. «Censurar y Castigar» Colección
Estructura y Procesos: Serie Derecho. Editorial
Trotta, S.A., 1998.
 http://www.jstor.org/stable/2254628?seq=2#page_
scan_tab_contents
 http://www.jstor.org/stable/2185917?seq=3#page_
scan_tab_contents

BIBLIOGRAFÍA IMÁGENES
http://www.amazon.com/Censurar-y-CastigarSpanish-Edition/dp/8481642541
 http://www.bbc.co.uk/radio4/history/longview_200
20312.shtml

Descargar

Censurar y Castigar