Marzo 2013
Llegaron a Elim, donde había doce fuentes de agua y
setenta palmeras, y acamparon allí junto a las aguas.
Este lugar a donde el pueblo de Dios llegó está situado en
el desierto, y vino a ser un lugar de reposo
No se menciona en las escrituras si regresaron a este
lugar, pero sabemos que ha quedado como uno de los
lugares mas deseables para el pueblo cristiano
Y es que este lugar tiene un gran significado
Este lugar representa el lugar de refugio cuando estamos
en tiempos de prueba o de aprendizaje
Es conocido como el oasis por excelencia en el mundo
cristiano
Lugar para refrescar y renovar fuerzas
Ellos acababan de pasar la experiencia de Mara, un lugar
en el desierto que también tenía agua, pero esas aguas
eran amargas
Ni la ley ni el maná habían sido dados aun al pueblo
Dios desea que sepamos que EL es el Reposo
Reposo de lo que dejamos
Reposo de lo que hemos de pasar
Donde podemos renovar la
esperanza de la promesa y
renovar nuestras fuerzas
Este lugar nos muestra de la misma manera lo que
seremos nosotros mismos
Es como una representación de la meta que tiene para
sus hijos
La palma que aquí se encuentra en
este lugar es la palma datilera
No da cocos, sino dátiles
En cuanto a lo demás es como otras
palmas, que resiste la embestida del
viento porque sus raíces son
profundas en la tierra
Este lugar nos muestra de la misma manera lo que
seremos nosotros mismos
Es como una representación de la meta que tiene para
sus hijos
Los árboles tipifican al hombre permitiéndonos
descubrir el carácter escondido en nosotros mismos
Jesús es el Árbol de la Vida
Nosotros somos asimismo árboles
De donde tomamos el agua para nutrirnos es crucial
para el sano desarrollo del nuestra vida
En Isaías 12 habla de esta agua, que es
sacada de los manantiales de la
salvación
Son las palmas las que representan el
cristiano maduro, aquel que puede
estar sin ningún problema en medio de
cualquier situación
Y solo se dobla, pero no se quiebra, sino
se levanta de nuevo
Juan 4.14 – pero el que beba del agua que yo le daré, no
tendrá sed jamás, sino que el agua que yo le daré se
convertirá en él en una fuente de agua que brota para
vida eterna.
Revelación 22.1
Revelación 22.17
Descargar

Palmeras en el Desierto