Glosario de términos de teoría, crítica e
historiografía literarias
1. Antipoesía
09. Efecto de sentido
17. Mímesis
2. Antropofagia
10. Efecto referencial
(o “efecto de real”)
18. Parodia
3. Apropiación
11. Efecto modalizante
19. Realismo
4. (El) canon, lo canónico
12. Ficción
20. Referencia
5. Connotación /
5. Denotación
13. Futurismo
21. Referente
6. Contexto de
6. producción,
6. contextos de recepción
14. Interpretación
22. Semiótica
7. Creacionismo
15. Intertextualidad
23. Vanguardias
8. Dialogismo
16. Isotopía
24. Verosímil
Bibliografía
Tendencia vanguardista (“-ismo”)
lanzada por el autor chileno Nicanor
Parra en contra de toda la tradición
poética tradicional, así como contra el
“creacionismo” de su compatriota Vicente
Huidobro. Se trata sobre todo de una
1D. ANTIPOESÍA rebelión anárquica, una manifestación de
escepticismo, la desmitificación de los
poderes “creadores” atribuidos al poeta
desde el romanticismo decimonónico y
exacerbados con el creacionismo. El
poeta es, así, “rebajado” a la condición
del hombre común. Véanse las entradas
“creacionismo” y “vanguardias”.
La originalidad de este movimiento
vanguardista brasileño liderado por Oswald de
Andrade consiste en apropiarse de la cultura
occidental tomando como modelo
(¿metafórico?) de la identidad mestiza
brasileña el supuesto canibalismo que
practicaron los indios tupís zampándose a los
evangelizadores portugueses, y en particular al
obispo Pero Fernández Sardinha; de esta
2M. ANTROPOFAGIA manera, los vanguardistas “antropófagos”
transforman el “buen salvaje” de Rousseau en
un mal salvaje, devorador del europeo, capaz
de asimilar al otro para dar vuelta a la
tradicional relación colonizador-colonizado.
Aunque el “Manifiesto Antropófago” de
Oswald de Andrade (publicado el 1 de mayo de
1928) está escrito en portugués, su aforismo
más célebre proclama: “Tupí, or not tupí, that is
the question”. Véase “vanguardias”.
El fenómeno de la apropiación (una
vez despojado este término de todas sus
connotaciones negativas) está
íntimamente ligado a los conceptos de
comprensión, interpretación y, por
supuesto, de contexto de recepción
(véanse las entradas
3P. APROPIACIÓN correspondientes).
Cualquier lector@, por el mismo hecho
(inicio)
de leer, está interpretando: está
apropiándose de lo que lee. El filósofo
francés Paul Ricoeur, que es ante todo un
hermeneuta (un especialista de la
hermenéutica o teoría de la
interpretación) señala a propósito de la
apropiación en su artículo del mismo
título:
3P. APROPIACIÓN
(final)
“Comprender no consiste simplemente
en proyectarse uno mismo en el texto;
es más bien recibir un ‘sí mismo’
ampliado (an enlarged self) a partir de
la aprehensión de los mundos
propuestos por el texto, los cuales
constituyen el auténtico objeto de la
interpretación”.
(Paul Ricœur. “Appropriation”. A Ricœur
Reader: Reflection and Imagination. Ed.
M. J. Valdés. New York/London/Toronto:
Harvester, 1991: 87; mi traducción).
4A. (EL) CANON,
(LO) CANÓNICO
Término tomado prestado del
discurso religioso, el canon es lo
preceptivo, el “modelo de
características perfectas”, mientras
que lo canónico es lo que se somete a
los sagrados cánones.
En sociología de la literatura y
sociocrítica, se dice que un texto, un
autor, un movimiento literario, etc. se
han convertido en “canónicos” cuando
las instituciones (universidades,
medios de comunicación, editoriales,
etc.) los erigen como modelos.
5X. CONNOTACIÓN /
DENOTACIÓN
(inicio)
La idea de connotación se empareja
y opone desde siempre a la de
denotación (= valor informativoreferencial de un término), en cuanto
indica una serie de significados
secundarios y potencialmente infinitos de
cualquier término. Así, zorro tiene un
significado denotativo, en relación al
referente (animal mamífero de la familia
de los cánidos), pero tiene también un
valor connotativo cuando,
metafóricamente, se refiere a una
persona: “Es un zorro” puede querer
decir que es astuto, pero también que es
hipócrita. Connotación es un concepto en
el que cabe todo, que engloba todas las
significaciones no referenciales.
5X. CONNOTACIÓN /
DENOTACIÓN
(final)
El discurso literario es
fundamentalmente connotativo:
cualquier palabra puede tener
significaciones múltiples y, por lo tanto,
un texto literario nunca tiene un único
sentido. Véanse las entradas
“referencia”, “referente”, “efecto de
sentido”, “efecto referencial” e
“interpretación”.
6Q. CONTEXTO DE
PRODUCCIÓN /
CONTEXTOS
DE RECEPCIÓN
(inicio)
Cualquier obra es tributaria de su
contexto de producción, es decir, del
momento y lugar específicos en que fue
compuesta; por ejemplo, el contexto
de producción de la novela Don
Quijote es el siglo XVII español,
mientras que el del cuento de Borges
“Pierre Menard, autor del Quijote” es el
de la primera mitad del siglo XX.
Sin embargo, cualquier texto escrito
tiene la particularidad de poder
transcender épocas y espacios. Un@
lector@ contemporáne@ no leerá Don
Quijote de la misma manera que se leía
en el momento de su producción,
incluso si conoce a la perfección todos
los detalles de la vida en la España del
siglo XVII.
6Q. CONTEXTO DE
PRODUCCIÓN /
CONTEXTOS
DE RECEPCIÓN
(final)
Sin embargo, cualquier texto escrito
tiene la particularidad de poder
transcender épocas y espacios. Un@
lector@ contemporáne@ no
interpretará Don Quijote de la misma
manera que se leía en el momento de
su producción, incluso si conoce a la
perfección todos los detalles de la vida
en la España del siglo XVII. Los
diferentes contextos de recepción de
[email protected] diferentes [email protected] influirá
decisivamente en sus maneras de
apropiarse el texto: es decir, de
interpretarlo. Véanse las entradas
“apropiación” e “interpretación”.
Tendencia vanguardista (“-ismo”)
lanzada por el autor chileno Vicente
Huidobro. Tanto en sus manifiestos
como en su obra poética, Huidobro
declara su pretensión de crear un
mundo propio, con sus árboles,
7K. CREACIONISMO montañas, ríos, mares y estrellas,
independiente del mundo existente
(véase las entradas “referencia”,
“referente” y “efecto referencial”).
Sus dos versos más célebres, tomados
del poema “Arte poética”, rezan así:
“Por qué cantáis la rosa, ¡oh, Poetas! /
Hacedla florecer en el poema”.
8U. DIALOGISMO
“El diálogo, en el sentido estrecho del
término, no constituye más que una de
las formas de la interacción verbal. Pero
puede entenderse la palabra ‘diálogo’ en
un sentido más amplio, es decir, no sólo
como la conversación en voz entre
individuos frente a frente, sino cualquier
intercambio verbal, de cualquier tipo que
sea” (Mijail Bajtin. El marxismo y la
filosofïa del lenguaje → Mikhaïl
Bakhtine. Le marxisme et la philosophie
du langage. Paris: Seuil, 1977: 105-106;
mi traducción).
En literatura, la manifestación explícita
más evidente de dialogismo es la
intertextualidad. Véase la entrada a este
término.
9B. EFECTO
DE SENTIDO
En teoría de la literatura, el efecto de
sentido es el conjunto (múltiple y, a menudo,
contradictorio) de las connotaciones de un
mensaje. El signo literario es un signo
connotado. Por lo tanto, el sentido no se
puede reducir al significado explícito.
Véanse las entradas “connotación /
denotación” e “interpretación”.
10C. EFECTO
REFERENCIAL
(o “EFECTO
DE REAL”)
Todos los textos de ficción, en particular
los llamados “realistas”, pretenden que
creamos en su carácter referencial, es
decir, en su relación de representación del
mundo empírico. Para ello, se movilizan
una serie de recursos de verosimilitud,
entre los que destacan los llamados
“puntos de anclaje” (temporal, espacial,
etc.): el texto nombrará lugares realmente
existentes, personajes que existen o han
existido, etc. Véanse “referencia” y
“referente”.
11T. ESTILO
MODALIZANTE
Se funda en la relación del hablante con
su propio discurso. Se establece un criterio
de verdad del discurso, actuando por
comparación con el mundo. Puede
identificarse por el empleo de verbos como
poder ser y de adverbios modales (quizá,
ciertamente, es posible, sin duda, etc.).
Compárense estas dos frases:
Este curso va a ser fácil.
Parece que este curso va a ser fácil...
12O. FICCIÓN
El mundo literario es un mundo ficticio:
las manifestaciones hechas en una novela,
en un poema o en un drama no son
literalmente ciertas. Un personaje de
novela, por ejemplo, es distinto de una
figura histórica o de una persona del mundo
empírico (de la “vida real”). ¿Por qué?
Porque sólo existe en las frases que lo
retratan. No tiene pasado ni futuro, salvo el
referido en el texto en el que aparece.
13I. FUTURISMO
Tendencia artística y literaria
vanguardista nacida en Italia al iniciarse el
siglo XX y difundida en Francia y en
América Latina a partir de 1911. Este
movimiento trataba de expresar la
simultaneidad de las sensaciones y
exaltaba el maquinismo, la velocidad, la
violencia y la guerra. Su representante
más conocido es Marinetti. Véase la
entrada “vanguardias”.
14N. INTERPRETACIÓN
(inicio)
La interpretación literal de cualquier
texto ordinario concierne al aspecto
denotativo de las palabras que lo
componen, mientras que la interpretación
de un texto literario es una exploración
compleja de éste, que parte del nivel
denotativo hasta llegar a la connotación
del texto (véase la entrada “connotación
/ denotación”).
14N. INTERPRETACIÓN
(final)
Como para cada lector@ cualquier
texto literario tiene diferentes
connotaciones (evoca “cosas” distintas), la
interpretación del texto literario nunca se
agota, pues no hay “un sentido único” que
descifrar. Dos interpretaciones
completamente opuestas de un texto
pueden ser ambas válidas... siempre y
cuando sean coherentes consigo mismas
y puedan justificar sus tesis con
evidencias textuales.
15H. INTERTEXTUALIDAD
Todo nuevo texto se sitúa, implícita o
explícitamente, en conjunción con otros
textos del pasado de los cuales es
relectura, imitación, parodia... o que
simplemente le permiten “existir,” ser
comprensible. Véanse las entradas
“dialogismo” y “parodia”.
16S. ISOTOPÍA
Conjunto redundante de categorías
semánticas que hace posible una lectura
uniforme del texto.
Ejemplo: en el soneto de Góngora La
dulce boca que a gustar convida las
palabras empleadas se estructuran en
dos isotopías:
a) dulce boca, licor sagrado,
amantes, flor, rosas, manzanas,
amor;
b) veneno, armado, sierpe, tántalo,
no rosas, huir, veneno.
Los términos de a) se refieren al amor
y la sensualidad, mientras que los de b)
connotan peligro y muerte. En la tensión
entre ambas isotopías se articula el
poema.
17E. MÍMESIS
Término aristotélico (Poética) bien
implantado en la mentalidad occidental: las
relaciones entre la literatura y lo real son
relaciones de imitación de un modelo
(véase la entrada “efecto referencial”).
El arte moderno, desde las
vanguardias (primeras décadas del
siglo XX), tanto en pintura como en
música, literatura o teatro, es en gran parte
antimimético: es decir, se define por una
ruptura radical con la concepción de la
imitación del mundo o de la realidad en
una representación lineal, armónica o
coherente.
18R. PARODIA
“El arte y la forma de la parodia consisten en
incorporar los textos canónicos, pero su función es
de contraste, de separación. Al contrario que la
imitación, la cita o incluso la alusión, la parodia
requiere distancia crítica. Es cierto que si el lector
no percibe o identifica la distancia, la naturalizará,
adaptándola al contexto del trabajo parodiado”.
“El papel de ciertos textos que se quieren
revolucionarios consiste en retrabajar discursos
cuyo peso se ha vuelto tiránico. No se trata de
imitación; tampoco se pretende controlar el
discurso del otro. Se trata, más bien, de una
reapropiación dialógica, paródica del pasado”.
Véanse las entradas “canon, canónico” y
“dialogismo”.
(Linda Hutcheon. Theory of Parody. The
Teachings of Twentieth-Century Art Forms.
New York: Methuen, 1986: 34, 72; mi
traducción)
19L. REALISMO
Doctrina que postula que el fin
último de la actividad literaria es un
conocimiento preciso y objetivo de
la realidad.
El realismo pretende, entre otras
cosas, que la lengua puede copiar
lo real, y que ésta es secundaria,
exterior, en relación con lo real: lo
expresa, pero no lo crea.
Pero, ¿qué es “la realidad”? “La
realidad” no es otra cosa que lo que
una época, un grupo, una sociedad
consideran como tal (véase la
entrada “verosímil”).
20J. REFERENCIA
Relación entre un signo
(lingüístico, semiótico) y un objeto
real (“referente”; véase la entrada
a este término).
21F. REFERENTE
Realidad no lingüística evocada
por el signo (a través del fenómeno
llamado “referencia”, véase la
entrada a este término)
22W. SEMIÓTICA
Ciencia de los signos que se ha
consolidado como una de las
ciencias humanas más importantes
del siglo que acaba de terminar.
Una teoría semiótica de la literatura
tratará ante todo de analizar ésta en
su especificidad formal, en su
funcionamiento: cómo se
interrelacionan los signos para
constituir un texto literario.
23G. VANGUARDIAS
Así se llama al conjunto de
movimientos literarios (o “-ismos”:
futurismo, dadaísmo, surrealismo,
etc.; y en particular en América
Latina creacionismo,
martinfierrismo, negrismo,
antipoesía, antropofagia [Brasil],
etc.) que proponen orientaciones
renovadoras, referidas sobre todo al
campo de la literatura y el arte.
Todos estos “-ismos” tienen la
pretensión de liquidar el pasado –la
tradición literaria y artística
precedente– y proponer un arte
nuevo. Véanse las entradas
“futurismo”, “creacionismo” y
“antropofagia”.
24V. VEROSÍMIL
No debe confundirse con
“verdadero.” Lo verosímil de un
signo, un relato, etc., implica el buen
funcionamiento de su efecto
referencial (parecer verdad),
independientemente de su
conformidad con el mundo “real,”
empírico (ser verdad). Véase
“efecto referencial”.
Bibliografía
Glosario adaptado de:
• Angenot, Marc. Glossaire pratique de la critique contemporaine. Montréal: HMH, 1979.
• Bakhtine, Mikhaïl. Le marxisme et la philosophie du langage. Paris: Seuil, 1977.
• Beristáin, Helena. Diccionario de retórica y poética. México: Porrúa, 1997.
• Hutcheon, Linda. Theory of Parody. The Teachings of Twentieth-Century Art Forms. New
York: Methuen, 1986.
• Marchese, Angelo y Joaquín Forradellas. Diccionario de retórica, crítica y terminología
literaria. Barcelona: Ariel, 1989.
• Oviedo, José Miguel. “Las constelaciones de la vanguardia internacional”. En Historia de la
literatura hispanoamericana, v. 3. Postmodernismo, vanguardia, regionalismo. Madrid:
Alianza, 2001.
• Pacheco C., Alipio. Diccionario práctico para análisis y redacción literaria. Santiago de
Chile: Madrigal, 1998.
• Reis, Carlos. Comentario de textos. Metodología y diccionario de términos literarios.
Salamanca: Almar, 1979.
• Ricoeur, Paul. “Appropriation”, en A Ricœur Reader: Reflection and Imagination. M. J.
Valdés, Ed. New York/London/Toronto: Harvester, 1991.
• Schwartz, Jorge. Las vanguardias latinoamericanas. Textos programáticos y críticos.
Madrid: Cátedra, 1991.
• Verani, Hugo J. Las vanguardias literarias en Hispanoamérica (manifiestos, proclamas y
otros escritos). México: Fondo de Cultura Económica, 1995 (primera edición de 1986).
Descargar

Document