LA PENITENCIA (confesión)
El Bautismo borra el
pecado original
y
nos da la
gracia
santificante,
pero no nos quita la
concupiscencia
(inclinación al mal)
que nos lleva al
pecado personal.
Para
recuperar la
vida divina,
que llevamos
en
vasos de
barro, y que puede perderse por el
pecado personal,
el Señor nos regaló el Sacramento de la
Penitencia, (Confesión) que nos cura de los
pecados cometidos después del Bautismo.
Institución del Sacramento de la Penitencia
Después de su resurrección, el Señor
dijo a sus Apóstoles:
“Recibid el
Espíritu Santo :
A quienes
perdonareis
los pecados,
les son
perdonados,
y a quienes
se los retuviereis
les serán
retenidos. ”.
Jn 20, 22-23
Nombres del Sacramento de la Penitencia
Se fija en lo más importante del Sacramento, que
es el Perdón que Dios concede.
S. del Perdón.
Se refiere especialmente al proceso del
arrepentimiento y conversión del penitente.
S. de la Penitencia.
Se fija, al llamarlo así, en el elemento
esencial de la declaración de los pecados a un sacerdote.
S. de la Confesión.
S. de la Reconciliación.
“Dejaos reconciliar con Dios”. 2 Cor 5, 20
Porque con este Sacramento, se intenta
cambiar de vida, volviéndose a Dios. Lc 15, 18
S. de la Conversión.
Llamada de Jesús a la CONVERSIÓN
El Bautismo es la
1ª conversión y la
Penitencia es la
2ª conversión.
Jesucristo nos invita y
nos llama muy
frecuentemente a la
conversión.
Mc 1, 15
Y la Iglesia también invita a los
hombres a la conversión, como lo
hizo su Maestro.
San Ambrosio
dice que en la
Iglesia existe una
doble conversión:
1ª la del Agua del Bautismo.
2º la de las Lágrimas de la
Penitencia.
La conversión interior
Es primero y ante todo
obra de la Gracia
(“conviérteme Señor y
me convertiré”) (Jer. 31, 18)
Es un cambio de rumbo
en la vida moral,
es una ruptura
con el pecado,
acompañado de un
profundo deseo
de ser perdonado.
El
arrepentimiento
interior
tiene varias
expresiones:
•A unos les llevA A lA orAción, Al Ayuno…
•A otros les lleva a participar activamente en la
Misa.
•A otros les conduce a la lectura y meditación de
la Sagrada Escritura.
•A otros les lleva a una preocupación
por los pobres y a luchar por la
justicia
Partes de la Penitencia (1)
• Materia de la Confesión.
a)
b)
Los actos del penitente (examen, contrición, acusación de los pecados…)
Materia alrededor de la cual giran los actos de la confesión (circa quam)
son los pecados. No pueden ser los pecados materia de la confesión
porque un sacramento no se hace con el mal del pecado.
• Forma. Las palabras de absolución: “Yo te absuelvo de tus pecados en el nombre del
Padre…”
• Ministro. El obispo y el sacerdote solamente.
• Sujeto. Todo bautizado que tenga pecados personales. Los p. graves o mortales hay
que decirles todos con las circunstancias que cambian la especie. Si tiene
sólo pecados veniales, solamente tiene obligación de acusarse de uno.
• Efectos. Continúa en la diapositiva siguiente…
Partes de la Penitencia (2)
Continúa de la diapositiva anterior…
• Efectos. Perdona la culpa, la pena eterna y parte de la pena temporal.
Se recupera la vida divina de la gracia, si está en pecado grave.
Nos reconcilia con la Iglesia.
Aumenta la vida divina de la gracia y otros dones, si sólo tiene pecados
leves.
Nos aumenta las fuerzas espirituales para luchar contra el pecado.
Trae la paz y el gozo al corazón por haber sido perdonado…
La Confesión individual hecha al
sacerdote, si hay pecados mortales, más
la absolución sacramental,
sigue siendo
el medio
ordinario
para
reconciliarse
con Dios y con
la Iglesia (o
sea, obtener
el perdón).
“yo te
Absuelvo…”
FORMAS DE LA CONFESIÓN SEGÚN EL RITUAL
•Confesión individual. (Confesión individual y
penitencia individual)
•Celebración comunitaria. (Los actos preparatorios son
comunes y la acusación de los
pecados es individual)
•Celebración comunitaria en
casos excepcionales. (Con confesión
general y absolución general en situaciones de
gran urgencia, ej.: el ejército que va a entrar en
guerra…).
LAS INDULGENCIAS
La indulgencia es la
remisión, ante Dios, de la
pena temporal merecida
por los pecados, ya
perdonados en cuanto a la
culpa, pero no en cuanto a
la pena temporal.
Para ganar las
indulgencias, Han de
cumplirse las
condiciones que
pone la Iglesia.
Divisiones de las indulgencias:
a)
La indulgencia es parcial o plenaria.
b)
La indulgencia es aplicable para sí mismo y
para las almas del purgatorio, en orden a
obtener la remisión de las penas temporales.
EL PROCESO DE CONVERSIÓN Y PENITENCIA
Este proceso
está
excepcionalmente
descrito
en la
parábola del
hijo pródigo,
cuyo centro
es el
Padre
Misericordioso.
Descargar

Diapositiva 1 - Presentaciones del Catecismo