Pío Baroja
El escritor donostiarra Pío Baroja está considerado como uno de los más
importantes autores de la generación del 98. Entre sus características
destacan la habilidad del escritor para narrar historias posibles,
protagonizadas por personajes verdaderos los cuales se mueven en
ambientes reales, que plasma con total plasticidad. La naturalidad y viveza
con que dota a sus diálogos es otro rasgo característico de este autor. Mari
Belcha es un cuento breve y con él vamos a analizar las características de
este autor. En él podemos apreciar el dinamismo y la gran expresividad que
irradian las obras de Baroja. En ellas, mediante ligeras pero certeras
descripciones, logra crear un efecto que da velocidad al relato de una forma
sencilla y que llega directamente al lector. Un ejemplo es la descripción de
Mari Belcha realizada por el médico de forma breve y certera, utilizando
pocos adjetivos, muy precisos y dotados de mucha fuerza. De esta forma en
pocas líneas consigue crear una idea clara y precisa de las características del
personaje.
Llama la atención la espontaneidad que le da Baroja a su obra al comenzar
el cuento sin introducción; entra en el relato directamente consiguiendo una
mayor viveza.
También la utilización de preguntas retóricas y puntos suspensivos le dan
cierto dinamismo al texto y de este modo el lector se entrega más
profundamente a la lectura.
El uso que hace Baroja de la adjetivación da gran expresividad al texto. En
vez de decir el caserío negro, Baroja escribe el negro caserío, lo que refuerza
lo oscuro, apagado y aburrido que es.
La estructura del cuento es simple y sin mucha acción, este hecho queda
contrarrestado por frecuentes diálogos. Puede servir de muestra la
conversación entre Mari Belcha y su hermano pequeño en la cual Baroja
utiliza un lenguaje muy común e incluso infantil, “Mira a la Gorriya…,a esa
tonta…con esos cuernos…preguntale tu maitia: …”, llegando a introducir
palabras en euskera, su lengua natal. Con este tipo de diálogo Baroja se hace
más cercano al lector.
Las descripciones de lugares e historias son otra forma de hacer llevadera la
escasa acción de la obra, como sucede con la historia de la feria que le ayuda
a dar viveza y emotividad al texto.
Baroja nunca fue un hombre de acción quizá por ello en la inmensa mayoría
de sus obras los personajes son intrépidos y aventureros, no es el caso de
Mari Belcha. El autor refleja en la protagonista su propia personalidad, Mari
Belcha es una chica con una vida tranquila, que siempre sueña despierta con
aquella vida que el autor añora.
La protagonista en este cuento es lo contrario a un héroe, es decir, una
chica sencilla, que vive en una tranquila aldea vasca rodeada del cariño y
el calor de su familia.
El médico toma la forma de narrador, expresa de forma paralela la
historia de Mari Belcha y sus sentimientos hacia ella.
Este cuento es muy humano trata sobre la historia de una chica de pueblo
que vive en su mundo de sueños porque le gustaría que su vida fuera
diferente, que su vida tuviera acción. A su vez el amor que siente el
médico por la protagonista no es muy casual pero es totalmente posible.
En este texto podemos apreciar muchas de las características de el
escritor de la generación del 98, Pío Baroja, un autor que nos entretiene
con sus divertidas y rápidas obras.
FIN
ANA SÁNCHEZ
Descargar

Diapositiva 1