PADRES
E HIJOS
Cada vez que veas que tus hijos no hacen lo que tú
les dices y parecen fuera de control, consuélate
pensando que ni siquiera la omnipotencia de Dios
sirvió para que sus hijos le hicieran caso.
Después de crear el cielo, la tierra
y los mares, el sol, la luna y las
estrellas, las plantas y los
animales, Dios creó a Adán y a
Eva, y las primeras palabras que
les dijo a uno y otro fueron:
¡NO LO HAGAS!
- ¿Qué es lo que no debo
hacer? –preguntó Adán-.
- No comas la fruta prohibida –respondió
Dios.
- ¿Fruta prohibida? ¿Tenemos una fruta
prohibida? –preguntó de nuevo Adán y,
sin esperar respuesta, rápidamente, llamó
a Eva:
- ¡¡¡Hey, Eva, tenemos una fruta
prohibida!!!
- ¡NO comas la fruta! – ordenó Dios
- ¿Por qué? –preguntó Adán otra vez.
- ¡Porque soy tu Padre y digo
que NO! - respondió Dios, a
punto de perder la paciencia.
Minutos después, Dios vio a sus
criaturas comiendo la manzana
prohibida ... y se preguntó por qué
no había detenido la creación
después de crear a los elefantes.
- ¿No os dije que no comierais la fruta?
preguntó Dios, nuestro primer Padre.
- Ajá … - dijo Adán.
- Y entonces, ¿por qué lo habéis hecho?
- No sé... - dijo Eva.
- ¡Ella empezó! – respondió Adán.
- ¡No fui yo! – le contestó Eva.
- ¡Sí que fuiste!
- ¡Que no! No fui yo.
Cansado de los dos, el castigo de Dios fue que
Adán y Eva tuvieran sus propios hijos.
Desde entonces, el patrón quedó establecido
para siempre.
Y si tú, paciente y amorosamente, has tratado de dar
sabiduría e inculcar sentido a tus niños y ellos han
sido indiferentes a tus esfuerzos, no seas duro
contigo mismo y no te agobies más de lo necesario.
Si Dios tuvo problemas criando a
sus hijos...
¿Por qué iba a ser más fácil para ti?
Consejo del día:
Si la tensión y el estrés de ser padre o madre te
dan dolor de cabeza …
Sigue las instrucciones de la caja de aspirinas:
"Tome dos aspirinas" y "Manténgase alejado de
los niños"
Y es que pasas los dos primeros años de sus
vidas enseñándoles a caminar y a hablar.
Y cuando aprenden, no paran
quietos y repiten palabra por palabra
lo que nunca debiste haber dicho.
Entonces pasas los siguientes 16
años diciéndoles que se sienten y
se callen.
Y cuando son adolescentes.... descubres
por qué algunos animales se comen a sus
cachorros.
Si esto es así, que lo es, ¿por qué celebramos entonces
fiestas de niños?.
Hay un buen motivo.
El principal propósito de hacer fiestas para niños …
es que podamos comprobar y recordarnos a
nosotros mismos que hay algunos niños peores que
los nuestros.
Sé bueno con tus hijos.
¡¡¡Ellos elegirán tu
geriátrico!!!
Descargar

Padres e hijos - Presentaciones.org