LOS SERES
VIVOS Y SU
AMBIENTE
HABITAT O
BIOTOPO
Hábitat del meloncillo
El meloncillo es un animal de hábitos
diurnos y se distribuye principalmente
por el sur de la península Ibérica y
África.
Ciervo de los pantanos
Este ciervo, que habita en Brasil y
Argentina, se puede diferenciar de otro
más pequeño que habita también en
América del Sur gracias a sus enormes
orejas y a su color. Tal y como indica su
nombre, los ciervos de los pantanos viven
en zonas donde hay agua y vegetación
frondosa todo el año y donde pueden
comer hierba y matorrales. No hay muchos
representantes de esta especie en su
territorio debido a la destrucción de su
hábitat, a la caza masiva y a la propensión
a padecer enfermedades contagiadas por
el ganado.
Dorcaterio
El dorcaterio es el más pequeño de los
rumiantes (animales con un estómago
dividido en cuatro cámaras y un tracto
digestivo modificado para la
fermentación de la comida). Su hábitat
está restringido a las zonas rocosas del
bosque tropical de la India y Sri Lanka, y
por esta razón, se sabe poco sobre la
biología de este animal de costumbres
esquivas y nocturnas.
Gato de la pampa
El gato de la pampa, Lynchailurus
pajeros, toma su nombre de las pampas,
vastas planicies de hierba, que
constituyen su hábitat preferido. Caza al
anochecer y se alimenta de pájaros,
roedores, lagartijas e insectos.
Helecho
Los helechos están entre las plantas más antiguas de la
Tierra, donde viven desde hace más de 200 millones de
años. Son criptógamas, es decir, plantas productoras de
esporas. Viven en todo el mundo en lugares sombríos y
arraigan en el suelo, entre piedras y sobre otras plantas.
Miden desde unos pocos centímetros hasta casi 25 m de
altura. Los tallos subterráneos y las frondes de algunas
especies son comestibles.
Mona de Berbería
La mona de Berbería o mona de Gibraltar, Macaca sylvana,
habita en las zonas de matorral, áreas rocosas y bosques
de mediana y elevada altitud en la cordillera del Atlas de
Marruecos y en Argelia; además, hay una población
introducida en Gibraltar. Es de costumbres tanto terrestres
como arborícolas y se alimenta de raíces, hojas, cortezas,
frutas y pequeños invertebrados. En estado adulto, llega a
pesar entre 11 y 15 kilogramos.
Ibis eremita
El ibis eremita, que puede llegar a alcanzar
75 cm de estatura, utiliza su largo y
curvado pico para capturar insectos,
sapos, serpientes y peces. Este ibis habita
por lo general en regiones áridas en las
que abundan los acantilados, los salientes
y las cavernas. Aunque solía anidar en
toda Europa central y España, en la
actualidad se encuentra sólo en
Marruecos y el sureste de Turquía. El
envenenamiento debido a los pesticidas y
la pérdida de su hábitat son algunos de
Pudú
Este ciervo rechoncho, pequeño y silencioso, los factores que han llevado a esta
que habita en el norte de la Cordillera de los especie al borde de la extinción.
Andes, se desliza a través de la maleza de la
selva y come helechos y hojas de árboles
nuevos. El pudú puede pasar mucho tiempo
sin beber porque su dieta es muy rica en
agua. Parece ser que la razón por la cual los
grupos de pudús dejan sus excrementos en
grandes pilas comunes es marcar su
territorio. El pudú está en peligro de extinción
a causa de la destrucción de su hábitat, de la
introducción de ciervos de Europa y de los
constantes ataques de los perros salvajes.
HABITAT
Lugar concreto o sitio físico donde vive un organismo
(animal o planta), a menudo caracterizado por una
forma vegetal o por una peculiaridad física
dominante (un hábitat de lagunas o un hábitat de
bosque). Puede referirse a un área tan grande como
un océano o un desierto, o a una tan pequeña como
una roca o un tronco caído de un árbol. De manera
general, los hábitats pueden dividirse en terrestres y
acuáticos y en cada uno de ellos se pueden
establecer, a su vez, multitud de subdivisiones: así,
en el hábitat acuático se puede distinguir entre
hábitats dulceacuícolas y hábitats marinos.
Independientemente de su extensión, el hábitat es un
área o región bien delimitada físicamente. En un
hábitat concreto, como un pequeño lago, un arrecife
de coral o la cabecera de un río, pueden vivir varios
animales y plantas.
FACTORES QUE INFLUYEN
SOBRE LOS SERES VIVOS
El Medio Ambiente o Hábitat en donde se
desarrollan los seres vivos reciben la acción de
dos grupos de factores:
Factores abióticos o
físicos:
Son los factores
inanimados que
determinan las
condiciones ecológicas
como la luz, la
temperatura, el aire, el
agua, el espacio físico y
la calidad del suelo.
Factores bióticos:
Son todos los
organismos que en
forma directa o indirecta
afectan a un ser vivo. El
hombre, los animales y
los vegetales, son
factores bióticos.
TIPOS DE ECOSISTEMAS
TERRESTRES (BIOMAS)
• La Tierra se puede dividir, para su
estudio, en áreas geográficas que se
distinguen por el tipo de plantas y
animales predominantes. Así, en
cada continente hay desiertos,
sabanas y bosques.
• En fin, donde quiera que el clima sea
el mismo, los organismos son muy
similares aunque no sean familiares
cercanos.
Descargar

LOS SERES VIVOS Y SU AMBIENTE