Jesús en vos confío (2v)
Divina Misericordia, en vos confío, en vos confío.
*En tu Divina presencia Jesús misericordioso, venimos
todos tus hijos, confiados en tu grandeza, aurora
resplandeciente, rayos de amor infinitos, bendice hoy a
tu pueblo ¡Oh Rey de la gloria!, ¡Oh Dios de bondad!, con
llamas de luz eterna consuela mi alma que sedienta está.
*Divina Misericordia, hermosa hoy resplandeces, el
Corazón Santo y puro de Jesús quien nos protege;
torrente de gracia plena, desciende a mi sin tardar,
bendice a las familias, ¡Oh Rey de la gloria! ¡Oh Dios de
bondad!, con llamas de luz eterna, consuela mi alma que
sedienta está.
MEJOR QUE LA VIDA ES, MI ALMA LO SABE BIEN,
MÁS VASTA QUE AL ANCHO MAR,
MÁS ALTA QUE EL CIELO ESTÁ,
Su más alto atributo me ha entregado,
dispensando su gracia al hombre alejado;
acercarme a Jesús con plena confianza,
sentir su diestra de amor que perdona y sana.
En la Hostia sagrada esta mi descanso,
mi fuerza orante de amor, es la coronilla,
en su imagen sagrada reflejo mi alma,
y mi anhelo es contar sus maravillas.
Si las fuerzas me faltan para caminar
si el mundo ha dejado la Ley del amor;
en sus rayos de vida me refugiare
alzaré la copa de la salvación.
Mis pies y mis manos, son misericordiosos,
se acercan al hombre, sintiéndolo hermano,
en el pobre que sufre, veré otro Cristo,
reflejando su amor y su gran bondad.
Palabra, oración también son las obras:
fecundo andar que instaura su reino;
seré un fuerte refugio, para el sediento,
de estar libre de muerte y de pecado!
La iglesia es mi hogar y santa Faustina,
Dichosa maestra, que guía mis pasos;
La ciencia divina, ella me ha enseñado:
Su Misericordia es, la lección infinita.
Descargar

CANTOS FAUSTINUM.