Cerrando la
puerta al
pecado
Mariely Said.
Cerrando la puerta al pecado
El efecto del pecado
 El pecado no es un simple desenfreno o un
acto descarriado.
 El pecado no es algo que podamos
minimizar, porque Cristo tuvo que
morir por el.
 Jesús pagó con su sangre para
limpiarnos del pecado.
El pecado es cualquier transgresión
al carácter Santo de Dios.
El efecto del pecado
•El pecado es lo opuesto a la santidad de Dios.
•La esencia del pecado es la independencia de Dios.
•Adán y Eva probablemente pensaron: “Nosotros
queremos ser más, queremos vivir según nuestra
voluntad, no queremos sujetarnos a nadie”.
•Recibir a Cristo es rendir nuestra voluntad en las
manos de Dios, es reconocer el sacrificio de Jesús en
la cruz, es morir a nosotros mismos para que Cristo
viva en nosotros.
Efectos del pecado
1. Destruye la vida espiritual
El pecado comienza de manera sutil a destruir
nuestra vida espiritual, emocional y física.
Proverbios 20:9
“¿Quién podrá decir: Yo he limpiado mi corazón,
Limpio estoy de mi pecado?”.
Salmo 41:4
“Yo dije: Jehová, ten misericordia de mí; Sana mi
alma, porque contra ti he pecado”.
Efectos del pecado
2. Perdemos la comunión con otros:
1º Juan 1:6
“Si decimos que tenemos comunión con él, y andamos
en tinieblas, mentimos, y no practicamos la verdad”.
•Cuando hay pecado no hay comunión con Dios ni los
unos con los otros.
•Adán y Eva pecaron contra Dios y comenzaron sus
conflictos con Dios y entre ellos.
Efectos del pecado
3. Perdemos vivencia del amor de Dios:
•Cuando hay pecados sin confesar nos sentimos lejos
de Dios, vacíos, poco amados. Porque el pecado nos
separa de Dios.
•Tenemos la promesa de quien ama a Dios permanece
en EL.
Efectos del pecado
4. Se produce una atadura espiritual:
Cada vez que damos lugar al pecado y lo dejamos que germine en nuestra vida,
va tomando posesión de nuestra vida.
El pecado termina con nuestra vida de oración, nos quita el gozo, nos genera
amargura.
1º Juan3:8-10
El que practica el pecado es del diablo; porque el diablo
peca desde el principio. Para esto apareció el Hijo de
Dios, para deshacer las obras del diablo. Todo aquel que
es nacido de Dios, no practica el pecado, porque la
simiente de Dios permanece en él; y no puede pecar,
porque es nacido de Dios. En esto se manifiestan los
hijos de Dios, y los hijos del diablo: todo aquel que no
hace justicia, y que no ama a su hermano, no es de Dios.
Lista de pecados I
1º Corintios 6:9-11
¿No sabéis que los injustos no heredarán el reino de Dios? No erréis; ni los fornicarios, ni los
idólatras, ni los adúlteros, ni los afeminados, ni los que se echan con varones, ni los ladrones, ni
los avaros, ni los borrachos, ni los maldicientes, ni los estafadores, heredarán el reino de Dios. Y
esto erais algunos; mas ya habéis sido lavados, ya habéis sido santificados, ya habéis sido
justificados en el nombre del Señor Jesús, y por el Espíritu de nuestro Dios.
- Fornicación se refiere a la inmoralidad sexual. Dios es el dueño de la
sexualidad y quien la creó. Las relaciones prematrimoniales son pecado
delante de Dios.
- Ladrones, avaros: implica robar cuando no pagamos lo que debemos,
o cuando tomamos lo ajeno.
- Maldicientes se refiere al hablar mal, chismes, criticas,
descalificaciones.
-Borrachos: se refiere a beber sin control.
1º Cor. 6:12
Todas las cosas me son lícitas, mas no todas convienen; todas las
cosas me son lícitas, mas yo no me dejaré dominar de ninguna.
Lista de pecados II
Romanos 1:18- 2:6
“Porque la ira de Dios se revela desde el cielo contra toda
impiedad e injusticia de los hombres que detienen con injusticia
la verdad; porque lo que de Dios se conoce les es manifiesto,
pues Dios se lo manifestó. Porque las cosas invisibles de él, su
eterno poder y deidad, se hacen claramente visibles desde la
creación del mundo, siendo entendidas por medio de las cosas
hechas, de modo que no tienen excusa. Pues habiendo
conocido a Dios, no le glorificaron como a Dios, ni le dieron
gracias, sino que se envanecieron en sus razonamientos, y su
necio corazón fue entenebrecido. Profesando ser sabios, se
hicieron necios, y cambiaron la gloria del Dios incorruptible en
semejanza de imagen de hombre corruptible, de aves, de
cuadrúpedos y de reptiles. Por lo cual también Dios los entregó
a la inmundicia, en las concupiscencias de sus corazones, de
modo que deshonraron entre sí sus propios cuerpos, ya que
cambiaron la verdad de Dios por la mentira, honrando y dando
culto a las criaturas antes que al Creador, el cual es bendito por
los siglos. Amén.
Lista de pecados II
Por esto Dios los entregó a pasiones vergonzosas; pues aun sus
mujeres cambiaron el uso natural por el que es contra naturaleza
y de igual modo también los hombres, dejando el uso natural de
la mujer, se encendieron en su lascivia unos con otros,
cometiendo hechos vergonzosos hombres con hombres, y
recibiendo en sí mismos la retribución debida a su extravío. Y
como ellos no aprobaron tener en cuenta a Dios, Dios los entregó
a una mente reprobada, para hacer cosas que no
convienen; estando atestados de toda injusticia, fornicación,
perversidad, avaricia, maldad; llenos de envidia, homicidios,
contiendas, engaños y malignidades; murmuradores, detractores,
aborrecedores de Dios, injuriosos, soberbios, altivos, inventores
de males, desobedientes a los padres, necios, desleales, sin
afecto natural, implacables, sin misericordia; quienes habiendo
entendido el juicio de Dios, que los que practican tales cosas son
dignos de muerte, no sólo las hacen, sino que también se
complacen con los que las practican.
Lista de pecados II
Por lo cual eres inexcusable, oh hombre, quienquiera que seas tú
que juzgas; pues en lo que juzgas a otro, te condenas a ti mismo;
porque tú que juzgas haces lo mismo. Mas sabemos que el juicio
de Dios contra los que practican tales cosas es según verdad. ¿Y
piensas esto, oh hombre, tú que juzgas a los que tal hacen, y
haces lo mismo, que tú escaparás del juicio de Dios? ¿O
menosprecias las riquezas de su benignidad, paciencia y
longanimidad, ignorando que su benignidad te guía al
arrepentimiento? Pero por tu dureza y por tu corazón no
arrepentido, atesoras para ti mismo ira para el día de la ira y de la
revelación del justo juicio de Dios, el cual pagará a cada uno
conforme a sus obras”.
Cerrando las puertas de las heridas I
Las puertas se refieren a la necesidad de recibir
sanidad interior en el área de nuestras
emociones.
Todos en algún momento de la vida hemos sido
objeto de algún tipo de daño emocional: falta de
amor, control, abandono, rechazo.
Es probable que nuestros padres no nos hayan
podido o no hayan sabido como amarnos como
lo necesitábamos.
Hechos de nuestra vida temprana dejan
profundas huellas en nuestro corazón a lo largo
de la vida adulta.
Cerrando las puertas de las heridas II
Dependiendo cómo fue la relación con nuestros
padres provocara seguridad, comprensión, simpatía
y tolerancia hacia nosotros y los demás, nos hará
sentir seguros y menos solos o puede ocurrir todo lo
contrario.
Los padres pueden ser agentes de salud o de
enfermedad.
Definición de herida o trauma
Es un acontecimiento de la vida de las persona que
se caracteriza por:
-Es un suceso que se produce con intensidad
- Es un suceso en el cual no pudimos responder
adecuadamente
-Es un suceso que provoca un efecto
desequilibrante en nosotros.
Cerrando las puertas de las heridas III
Cuando hablamos de trauma hacemos referencia a un
hecho que deja su marca, su sello, algo que fractura nuestro
interior.
Frente a todo hecho traumático los seres humanos
reaccionamos con distintos mecanismos de defensa, por
ejemplo:
-Represión
-Proyección
-Formación reactiva
Situaciones específicas que dejan marcas profundas
1. El abuso
(Físico, emocional, sexual, espiritual)
2. El rechazo
Rechazo manifiesto
Rechazo encubierto
3. La inferioridad
Proverbios23:7
“Porque cual es su pensamiento en su corazón, tal es él. ”
4. La falsa culpa
5. La inferioridad
Gracias.
Descargar

Cerrando la puerta al pecado