NUESTRA NATURALEZA ORIGINAL Y
NUESTRA NATURALEZA CAIDA
Presentación con audio
El audio de esta presentación se encuentra también en esté link
http://www.ffpum.org.uy/servicio/2009.12.13.mp3
NUESTRO VALOR ORIGINAL
Cada persona es una realidad singular, inabarcable, incognoscible, irrepetible,
insustituible, impredecible, inconmensurable, única, libre y con una dignidad
irrenunciable; por eso las personas no son un medio, son un fin en si mismas.
Cada persona tiene originalmente un valor divino, eterno, único y cósmico:
1. Un valor divino. Tenemos la dignidad
intrínseca e inalienable de ser hijos e
hijas de Dios.
2. Un valor eterno. Somos seres eternos
que viviremos para siempre en el mundo
espiritual con Dios.
3. Un valor único. No hubo, no hay y no
habrá nunca alguien igual a cada uno de
nosotros. Somos únicos, irrepetibles e
irremplazables.
4. Un valor cósmico. Somos la
manifestación visible del creador
invisible, imagen y semejanza de Dios.
Somos un microcosmos del
macrocosmos.
Cada persona, por tanto es portadora de todos estos valores transcendentes y esto
constituye el fundamento de la dignidad y de los Derechos Humanos Universales.
La fórmula de la plena felicidad humana
Los tres deseos básicos de la naturaleza humana
Familia
Educación
DIOS
Valores
morales
Mente
Valores
morales
Cuerpo
Hombre
bueno
Prosperidad
Hombre
Valores
morales
Mujer
Familia
Buena
Seres
Humanos
Naturaleza
Mundo
Bueno
El “bien” se define como toda acción que conduzca al
cumplimiento del propósito de la creación (las tres
bendiciones) y el “mal” es todo aquello que lo impida.
Ningún aspecto básico del carácter humano es esencialmente malo.
El bien y el mal es un asunto de dirección, motivación y propósito
Las causas o raíces de los vicios o pecados resultan ser la inversión
de las principales fuerzas para la bondad y las virtudes
Cuando los deseos de nuestra naturaleza original
están mal dirigidos originan nuestra "naturaleza caída
Lujuria
Sexo libre
Promiscuidad
Despotismo
Tiranía
Codicia
"ego" vanidad y
arrogancia
DESEOS
ORIGINALES
DIRECCION
FALSA
DIRECCION
FALSA
DIRECCION
FALSA
AMOR
Relación
Personas
y cosas
DIRECCION
CORRECTA
DIRECCION
CORRECTA
Auto DIRECCION
perfección CORRECTA
Amor verdadero
Sexo conyugal
Fidelidad
Verdaderos padres
líderes y maestros
Generosidad
Buen carácter
Hijo de Dios
Humildad
“Los 7 PECADOS y VIRTUDES
CAPITALES”
Cada uno de “LOS 7 PECADOS CAPITALES” está
enraizado en lo más esencial de nuestra naturaleza original:
1. La soberbia es el falso orgullo o vanidad.
Es natural tener el sano orgullo de nuestra
dignidad como hijos de Dios, pero ese
orgullo mal dirigido cuando no estamos en
unidad con Dios se convierte en arrogancia y
soberbia. Cuidarse del orgullo que procede de la
ignorancia, el sabio reconoce que a través de nosotros
Dios inspira y realiza las grandes obras.
Soberbia
Humildad
arrogancia, vanidad, altivez,
insolencia, presunción,
egolatría, falso orgullo
"ego" vanidad y
arrogancia
DIRECCION
FALSA
modestia, sinceridad,
sencillez, mansedumbre
Auto perfección
DIRECCION
CORRECTA
Buen carácter
Hijo de Dios
Humildad
Cada uno de “LOS 7 PECADOS CAPITALES” está
enraizado en lo más esencial de nuestra naturaleza original:
2. La lujuria está enraizada en el deseo por el
sexo. Sin este deseo no podríamos consumar ni
expresar el amor conyugal permanente de marido
y esposa, el acto más sagrado del Universo por
el que transmitimos la vida y el linaje.
“Appetitus inorditatus delectationis venerae”
- Apetito desordenado de los placeres eróticos.
Lujuria
impureza concupiscencia, DIRECCION
FALSA
lascivia, inmoralidad,
promiscuidad
Castidad
DESEO
AMOR
ORIGINAL
DIRECCION
CORRECTA
pureza, fidelidad,
continencia, pudor,
honestidad, decencia,
honor, honra
Cada uno de “LOS 7 PECADOS CAPITALES” está
enraizado en lo más esencial de nuestra naturaleza original:
3. La envidia está enraizada en el deseo
de ser tan excelente como la persona más
excelente. La envidia es la mala dirección
y la tergiversación del deseo de ser la
imagen de Dios.
“Tristia de bono alteriusin quantum est diminutivum
propiae gloriae et excellentiae” - Tristeza o pesar en
nuestro ánimo por el bien del otro, por verlo como
perjudicial a nuestra gloria.
Envidia
celos, rivalidad,
animadversión
DIRECCION
FALSA
Relación con
personas y
cosas
Caridad
DIRECCION misericordia, solidaridad,
piedad, empatía,
CORRECTA
compasión
Cada uno de “LOS 7 PECADOS CAPITALES” está
enraizado en lo más esencial de nuestra naturaleza original:
4. La avaricia (codicia) está
enraizada en el deseo de tener
dominio sobre todas las cosas, que es
una de las grandes bendiciones que
Dios nos dio para llegar a ser los
verdaderos señores de su Creación.
Avaricia, egoísmo
codicia
DIRECCION
FALSA
Relación con
personas y
cosas
DIRECCION
CORRECTA
Generosidad
altruismo, desapego,
benevolencia,
magnanimidad
Cada uno de “LOS 7 PECADOS CAPITALES” está
enraizado en lo más esencial de nuestra naturaleza original:
5. La ira es una desviación del enfado y el
enojo. Es natural estar enfadado cuando
somos tratados con injusticia, la
indignación por la injusticia es buena.
“Appetitus inordinatus vindictae”
“Apetito desordenado de venganza”
Ira
saña, encono, odio,
DIRECCION
rabia, venganza, rencor,
FALSA
impaciencia
Relación con
personas y
cosas
Paciencia
DIRECCION
CORRECTA
tolerancia, aguante,
prudencia, armonía,
apaciguamiento,
imperturbabilidad
Cada uno de “LOS 7 PECADOS CAPITALES” está
enraizado en lo más esencial de nuestra naturaleza original:
6. La gula (glotonería) está enraizada
en el deseo por la comida, un deseo
natural dado por Dios
Gula
Glotonería
DIRECCION
FALSA
Relación
con la
comida
DIRECCION
CORRECTA
Templanza
frugalidad, moderación,
sobriedad, austeridad
Cada uno de “LOS 7 PECADOS CAPITALES” está
enraizado en lo más esencial de nuestra naturaleza original:
4. La pereza está enraizada en el deseo
por el descanso, un deseo necesario y
bueno que incluso está pedido por Dios.
Pereza
holgazanería, vagancia,
negligencia, desidia en
esfuerzo y trabajo
DIRECCION
FALSA
Relación
con el
descanso
DIRECCION
CORRECTA
Diligencia
dedicación, perseverancia,
constancia, determinación
El verdadero AMOR gradualmente
transforma nuestra:
Soberbia
Avaricia
Lujuria
Ira
Gula
Envidia
Pereza
en
en
en
en
en
en
en
Humildad
Generosidad
Castidad
Paciencia
Templanza
Caridad
Diligencia
Deberíamos cambiarnos a nosotros mismos
antes de poder cambiar el mundo
LA LINEA DE FRENTE (OCULTA) DE LA
BATALLA COSMICA ENTRE EL BIEN Y EL MAL
Desde los albores de la historia, una
meta clave de los intereses seculares y
anti-religiosos, (aunque a menudo se
ocultan, tergiversan, disfrazan y no se
habla abiertamente de ellos), ha sido el
de "liberar" la sexualidad humana de los
códigos morales de la religión y de los
remordimientos de la conciencia (aunque
esto último sin éxito).
De hecho, SATANAS MISMO ES EL
PADRE DE ESTE MOVIMIENTO. La queja
fundamental de Satanás era que Dios
insistió en imponer un código sobre la
conducta sexual humana. La prohibición
de Dios de la relación sexual entre ángeles y
humanos era sin duda el principal punto de
desacuerdo - Más información en la
presentación: http://www.slideshare.net/jegonzal/lacaida-humana-pecado-original
LA ASTUCIA DEL DIABLO
Después de haber causado la caída,
Satanás ha extendido su poder y
fortalecido su dominio sobre la
humanidad. Aunque Satanás inició
esta situación, él ha estado acusando
a la humanidad por la violación de la
ley celestial cometida por los
primeros antepasados.
La meta de Satanás es siempre
separarnos de Dios y mantenernos en
la ignorancia espiritual acerca de
nuestro verdadero valor y posición
como Sus hijos.
LA ASTUCIA DEL DIABLO
El hace esto en dos formas. Por un lado,
nos acusa constantemente de desobedecer
las leyes del Creador. Y por otro lado,
constantemente nos seduce y tienta a
actuar mal y probar que sus acusaciones
son válidas. Satanás manipula nuestra
tendencia a pecar. El explota nuestras
debilidades, ambiciones, orgullo, pasiones
y egocentrismo. Actúa de tal forma que
pensamos que estamos expresando
nuestros deseos o haciendo simplemente lo
que queremos. No somos los esclavos de
un amo extraño, sino más bien sus
complacientes súbditos. Su influencia es
enteramente espiritual, y a causa de que
nuestra percepción espiritual está
deteriorada, no podemos fácilmente
identificar su influencia negativa.
"Un aspecto esencial para resguardar el
corazón es la guerra contra las pasiones. Por
pasión se entiende cualquier apetito o anhelo
desordenado y compulsivo que violentamente
toma posesión del alma como: enojo, celos,
glotonería, avaricia, lujuria, orgullo y demás.
Nuestro objetivo no es eliminar las pasiones
sino el dirigir su energía. Convertir la rabia
desenfrenada en la indignación virtuosa y
justa, los celos rencorosos en el celo por la
verdad, la lujuria sexual en una sexualidad
sana (eros) que es pura en su fervor.
Obispo Kallistos Ware
De esa forma, las pasiones no serán
destruidas sino que serán purificadas, serán
educadas y no erradicadas; se usarán
positivamente y no negativamente. Animamos
a no suprimir las pasiones sino a
transformarlas, canalizarlas, sublimarlas".
LOS DOS LOBOS
Un anciano Cherokee contaba a
su nieto acerca de la lucha que se
desarrollaba dentro de cada uno
de nosotros. Hijo mío, ésta es
como una batalla entre dos
lobos...
"Uno es diabólico: iracundo,
lujurioso, arrogante, envidioso,
mentiroso, ladrón, abusador y
asesino.
El otro es bueno: pacífico,
amoroso, humilde, generoso,
compasivo, fiel, bondadoso,
compasivo y honesto".
El nieto, después de unos
minutos de reflexión, preguntó a
su abuelo: "¿Y qué lobo ganará?"
El anciano Cherokee simplemente
respondió: "El que yo alimente".
DISCERNIMIENTO
Facultad de distinguir
Intuición
VERDADERO
BUENO
REAL
Altruismo
Recto
Justo
Util
Importante
ETC.
CONCIENCIA
N
W
E
S
FALSO
MALO
ILUSORIO
Egoísmo
Erróneo
Injusto
Inútil
No importante
ETC.
BASE DE LA SABIDURIA
LA CONCIENCIA
Padre, Maestro y
Soberano verdadero
N
W
E
S
Brújula para
guiarnos por la vida
Dios nos creo como sus hijos para ser soberanos de
la creación. Con este fin, El nos dio a cada uno de
nosotros el más alto y grande de los dones: la
conciencia. Este don especial de la conciencia se nos
da a nosotros como una brújula para guiarnos por la
vida en este mundo terrenal. Podemos decir que
nuestro tiempo de vida pueden ser cien años. … La
función mas elevadaza de la conciencia es su papel
como nuestro padre, maestro y dueño verdadero. En
otras palabras, nuestra conciencia actúa como un
padre verdadero, un maestro verdadero y un
verdadero dueño en lugar de Dios, guiando nuestras
vidas y educándonos desde la hora en que nacemos.
Nuestra conciencia funciona como una guía,
observando y registrando cada una de nuestras
acciones en cada momento. Está pendiente de cada
una de nuestras palabras pensamientos y acciones
aún antes que nuestros padres, maestros o Dios.
Dios infundió en la conciencia la función fundamental
de guiar y supervisar nuestras vidas.
(El Principio de los Tres Grandes Sujetos interconectados desde
el punto de vista de la Providencia de Dios - Mensaje de Paz No.
15 - 4 de julio de 2007)
Verdadero
amor
Coherencia
Conciencia
Palabras
Cuerpo
Acciones
Integridad
Carácter maduro
Valores practicados
Principios aplicados
Leyes universales autoevidentes
Tres principios básicos
para la moralidad y la gobernabilidad:
1. Honestidad absoluta,
2. Pureza sexual absoluta,
3. Servicio absoluto.
Tres Leyes Inmutables:
• Mantener la pureza y la
fidelidad sexual absoluta
• No herir el corazón de los
demás
• No mal usar el dinero o las
cosas públicas
Si violas estas leyes o principios siempre pagarás
por ello. La justicia es ciega y nadie está por encima
de la ley universal.
DESARROLLO DE UN BUEN CARÁCTER
“Cuida tus PENSAMIENTOS,
pues se convierten en PALABRAS
Escoge tus PALABRAS,
pues se convierten en ACCIONES.
Comprende tus ACCIONES,
pues se convierten en HABITOS.
Estudia tus HABITOS,
pues se convierten en tu CARÁCTER
Desarrolla tu CARÁCTER,
pues se convierte en tu DESTINO.
“Carácter es destino”
Heráclito, Filósofo Griego
El buen carácter nos conduce a realizar
las cuatro esferas del corazón
Amor de padre y madre
Amor conyugal
Amor entre
hermanos y
hermanas
Amor de hijos e hijas
Dedicación y Compasión
Fidelidad y
Compromiso
Armonía y pureza
Respecto y gratitud