Tejidos meristemáticos
Ápice de raíz, CL
En esta imagen se observan las células meristemáticas con los núcleos más
evidentes y formando un tejido compacto. En la zona inferior se aprecian las
células de la cofia o caliptra, con citoplasma más claro.
Tejidos meristemáticos
Peciolo de hiedra (Hedera helix), CT
En este corte se puede apreciar cómo se está formando el cámbium
(meristemo secundario lateral), con sus células algo aplanadas y formando
cortas hileras, entre el floema (a la izquierda) y el xilema (a la derecha).
Parénquima
Peciolo de hiedra (Hedera helix), CT
Este tejido está formado por células relativamente grandes, con pared celular
fina, y no suele tener células especializadas.
Se pueden observar claramente los espacios intercelulares, que son más
pequeños que las células.
Colénquima
Peciolo de hiedra (Hedera helix), CT
El colénquima es el tejido que se puede ver a continuación de la epidermis (que
es el más exterior, con la cutícula de color morado por fuera), formado en este
caso por 4-6 capas de células, con su pared celular notablemente más gruesa (y
de grosor desigual) que las del parénquima, que se puede ver a continuación del
colénquima, con sus células más grandes, de pared más delgada.
En el colénquima no se aprecian espacios intercelulares, es un tejido compacto.
Esclerénquima
Rizoma de grama (Cynodon dactylon), CT
El esclerénquima aparece aquí como una vaina rodeando al haz vascular, con
las paredes celulares teñidas de rojo. Por dentro de la vaina se observan el
floema (en la parte superior) y xilema (en la parte inferior), que incluye dos
vasos de gran diámetro.
Por fuera de la vaina de esclerénquima, el haz está rodeado por parénquima.
Xilema
Las células estrechas de paredes teñidas intensamente de rojo forman la vaina de
esclerénquima del haz; las células mayores, rectangulares, de paredes delgadas,
corresponden al parénquima que rodea al haz.
Epidermis, estoma
Hoja de caléndula (Calendula arvensis)
Detalle de las dos células oclusivas y, entre ellas, el ostiolo. Se puede
apreciar el espesor de su pared (primaria) y su citoplasma denso (con
cloroplastos).
Las células epidérmicas vecinas tienen citoplasma menos denso, sin
cloroplastos, y aparecen parcialmente superpuestas a las oclusivas ya que el
estoma se sitúa en un plano un poco inferior al del resto de la epidermis.
Súber
Tallo de fresno (Fraxinus sp.), CT
El súber está generalmente formado por varias capas de células que se
disponen en hileras, a modo de pilas de monedas, que se han teñido en este
caso de un tono morado; las más externas están muertas y tienden a
desprenderse. Se originan en el felógeno, que se presenta como una única
capa de células más aplanadas, teñidas de un tono más azulado (flecha). El
felógeno también da lugar, hacia adentro, a las 2-3 capas de células de
paredes más gruesas que constituyen la felodermis.
Descargar

Diapositiva 1