Hermano
Policarpo
1801-1859
Roberto Juárez
El 21 de agosto de 1801, en
un pueblecito de los Alpes
franceses, nace Juan Hipólito
Gondre
Tercero de los cuatro hijos de
Juan José y María: María,
Virginia, Hipólito y Napoleón
A los cuatro años de edad
fallece su madre. Desde
entonces su amor por la
Virgen crece y la elige como
protectora
Poco después serían sus
hermanos los que fallecen y
se queda solo con su padre
Juan Hipólito crece rodeado de sus amigos. Durante el verano se dedica
a cuidar de los corderos y ovejas y durante el invierno asiste a la
escuela. De esta forma aprende a leer y escribir
Allá en el monte, junto a los chicos y chicas del pueblo, hace un
pequeño altar a la Virgen, donde se reúnen todos los días para rezarle a
la Madre y mostrar así su gran devoción a María
Poco a poco, entre el cuidado del rebaño y su asistencia a la escuela llega a
completar sus estudios y se convierte en maestro. Será su pueblo el primer
lugar donde desarrollará su labor educativa
Nos encontramos ya en 1820
Cinco años más tarde, un
vecino del pueblo, el Hno.
Bernardino, le propone a
Juan Hipólito entrar en la
Congregación de los
Hermanos del Sagrado
Corazón, recién fundada en
Lyón por un sacerdote
llamado Andrés Coindre
Hipólito no se lo piensa
mucho y se encamina a la
Casa del Pío Socorro en
Lyón, donde es recibido con
alegría por los hermanos
Dejará de ser Juan Hipólito y
tomará el nombre de Hno.
Policarpo
Desde el principio es querido
y escuchado por los niños y
jóvenes a su cargo
También entre los hermanos
es querido y visto como un
excelente religioso
En 1828 es nombrado
encargado de la formación de
los jóvenes religiosos
(aspirantes a futuros
hermanos)
Las cosas no iban nada bien.
La administración del Padre
Francisco (hermano de
Andrés Coindre, fallecido en
1826), no era muy buena. El
Hno. Policarpo se desvela y
preocupa en exceso por las
constantes bancarrotas y
acreedores a los que se debe
dinero
Finalmente en 1841, el Padre
Francisco es obligado a
dimitir y se elige al Hno.
Policarpo como Superior
General de los hermanos. Es
elegido por unanimidad (sólo
su voto en contra)
Sus desvelos por todos los
hermanos le llevaron a viajar
de un lado para otro
constantemente. Y en una
ocasión, un gendarme lo
confundió con un vagabundo
que descansaba en medio
del campo
El 27 de octubre de 1846 el Hno. Policarpo envía el primer grupo de hermanos
con destino a Estados Unidos. La lista de voluntarios estaba encabezada por
él, pero los hermanos consideraron que era más valioso en el cargo de
Superior que como misionero
Varios meses les costaría a estos hermanos llegar a su nuevo destino
Su amor y cariño a la Virgen
no había disminuido en
ningún momento. Ante ella
presentaba todos sus
problemas e inquietudes
Incluso llegó a fundar una
Cofradía dedicada al
Corazón Inmaculado de
María
El trabajo le iría agotando poco a poco y así a partir de 1847 caería enfermo
una y otra vez. A pesar de que se recuperaba de sus constantes caídas en
cama, la vela se iba apagando y a finales de 1858 caería en cama para no
volver a levantarse
El 9 de enero de 1859, a las cinco de la mañana, los ojos del Hno. Policarpo se
cerrarían para no volver a abrirse
Como agradecimiento a todo su trabajo, los hermanos le concedieron el título
de “Segundo Fundador del Instituto”
En 1927 se abre el proceso de canonización del Hno. Policarpo y en 1984,
Juan Pablo II le concede el reconocimiento como Venerable, lo que lo hace un
modelo y ejemplo para todos los CORAZONISTAS
“Este es mi mandamiento: que os améis
los unos a los otros como yo os he
amado. Esto os ordeno: amaos los unos a
los otros”. (Jn 15, 12. 17)
Descargar

Hno. Policarpo - Hermanos del Sagrado Corazón