La
contaminación del suelo consiste en la introducción de un elemento
extraño al sistema suelo o la existencia de un nivel inusual de uno propio
que, por sí mismo o por su efecto sobre los restantes componentes, genera un
efecto nocivo para los organismos del suelo, sus consumidores, o es
susceptible de transmitirse a otros sistemas.
- Erosión.
- Desertización.
- Salinización.
- Desarrollo Contenido.
- Galería De Fotos.
La erosión (pérdida) del suelo la provocan principalmente factores
como las corrientes de agua y de aire, en particular en terrenos secos
y sin vegetación, además el hielo y otros factores. La erosión del
suelo reduce su fertilidad porque provoca la pérdida de minerales y
materia orgánica.
Varias actividades del hombre aceleran el proceso de erosión del
suelo como la construcción de carreteras y edificios que eliminan
comunidades vegetales autóctonas, así como, la tala sin control de
bosques para la producción de madera y de pulpa de papel.
Es un problema nacional e internacional al que se le ha dado poca
importancia en los medios
- Desarrollo Contenido.
- Noticias.
- Galería De Fotos.
Se llama desertización a la transformación de tierras usadas para cultivos
o pastos en tierras desérticas o casi desérticas, con una disminución de la
productividad del 10% o más. La desertización es moderada cuando la
pérdida de productividad está entre el 10% y el 25%. Es severa si la
pérdida está entre el 25% y el 50% y muy severa si es mayor.
El proceso de desertización se observa en muchos lugares del mundo y es
una amenaza seria para el ambiente y para el rendimiento agrícola en
algunas zonas. Cuando está provocado por la actividad humana se le
suele llamar desertificación.
El gran responsable, aunque no el único, de la extendida erosión en los
suelos españoles es el clima. La España seca, árida o semiárida, recibe
pocas precipitaciones al año, pero cuando cae la lluvia lo hace,
frecuentemente, de forma torrencial, habitualmente en otoño, con una
fuerza capaz de erosionar fácilmente los terrenos. La falta de agua
provoca, también, que la vegetación sea escasa y que aporte poca materia
orgánica al suelo y le proporcione una débil protección.
El riesgo de desertización amenaza
ya al 22 por ciento del territorio de
Andalucía
20:02:28 - 16/06/2006
Vocento VMT
La desertización avanza en España
y afecta ya a más del treinta por
ciento del territorio
El 22,3 por ciento del territorio
andaluz sufre un riesgo "alto o muy
alto" de desertización, la novena
mayor tasa de las comunidades
autónomas españolas, según datos
del Ministerio de Medio Ambiente.
La desertización avanza en España
y afecta ya a más del treinta por
ciento del territorio, localizado sobre
todo en el sureste peninsular, aunque
sus efectos se extienden también
hacia el interior.
Ante la celebración mañana del Día
Mundial de lucha contra la
Desertización y la Sequía, varias
organizaciones e instituciones han
incidido en la amenaza que supone
para la humanidad la erosión del
suelo, y en que ningún continente se
libra de las consecuencias de ese
fenómeno.
Según datos del Ministerio de Medio
Ambiente,
159.337 kilómetros
cuadrados (de los 506.061 que ocupa
España) sufren un riesgo alto o muy
alto de desertización, lo que supone
un 31,49 por ciento del total, y en
109.712 kilómetros cuadrados (el
21,68 por ciento) el riesgo es medio.
En tres comunidades (Murcia,
Valencia y Canarias) el riesgo de
desertización alto o muy alto afecta
casi al cien por cien del territorio; en
Murcia es del 99,09 por ciento, en la
Comunidad Valenciana del 93,04 y
en Canarias del 90,48.
Por detrás se encuentran CastillaLa Mancha (el riesgo alto o muy
alto de desertización afecta al
43,68 por ciento de su territorio),
Cataluña (41,88), Madrid (37,52),
Aragón (28,66), Baleares (25) y
Andalucía (22,30), y en el resto el
riesgo es muy bajo o nulo. El Día
Mundial de Lucha contra la
Desertización y la Sequía fue
instituido por la ONU en 1994
para sensibilizar a la sociedad de
la necesidad de la cooperación
internacional para luchar contra
este fenómeno, después de las
graves consecuencias que las
sequías provocaron en varios
países, sobre todo africanos.
Para mitigar los efectos de la
desertización en España, el
Ministerio de Medio Ambiente
tiene previsto invertir en el
cuatrienio 2005-2008 y en
colaboración
con
trece
comunidades Autónomas, unos 83
millones de euros.
El Ejecutivo ha planeado en
colaboración con las comunidades
autónomas actuaciones como la
implantación de cubierta vegetal
protectora y fijadora de suelos,
que tolere las condiciones de
aridez extrema, la escasez de agua
y las tensiones derivadas del
cambio climático.
- Desarrollo Contenido.
- Galería De Fotos.
La Salinización de los suelos es el proceso de acumulación en el mismo,
de las sales disueltas en el agua. Esta puede darse en forma natural,
cuando se trata de suelos bajos y planos, que son periódicamente
inundados por ríos o arroyos; o si el nivel de las aguas subterráneas es
poco profundo y el agua que asciende por capilaridad contiene sales
disueltas. Este proceso también puede tener origen andrógeno,
generalmente asociado a sistemas de riego. Las consecuencias de la
salinización del suelo son la perdida de su fertilidad. Es un proceso
reversible, si bien que costoso, mediante el “lavado” de los suelos. En la
planificación de los sistemas de riego modernos este es un parámetro
que se considera desde el comienzo, pudiendo de esta forma prevenirse
la salinización dimensionando adecuadamente las estructuras y
estableciendo practicas de riego adecuadas.
Descargar

Diapositiva 1