Ovogénesis
EL APARATO REPRODUCTOR FEMENINO.
Está formado por:
Los órganos genitales
internos
(ovarios, trompas de
Falopio, útero y vagina),
Los órganos genitales
externos
(vulva, clítoris e himen),
Las mamas.
En la corteza del ovario se
hallan folículos en diferentes
grados de desarrollo, dentro
de los cuales se encuentra
el ovocito.
El folículo desarrolla, junto
con el ovocito, siguiendo la
siguiente secuencia:
• Folículo primordial
• Folículo primario
• Folículo secundario
• Folículo maduro (o de
D’Graff).
La ovogénesis es el proceso de
formación y maduración del óvulo.
a) Fase de proliferación. La ovogénesis
comienza con su proliferación, por
mitosis en el ovario, durante el
desarrollo prenatal, generando un
enorme número de células, los
ovogonios (2n)
b) Crecimiento. También antes del
nacimiento, éstas crecen, con lo que se
originan muchos ovocitos primarios (2n).
c) Maduración. Cada uno de ellos inicia
la primera división meiótica, pero
detienen este proceso en la profase, de
modo que una mujer nace con miles de
ovocitos primarios detenidos en la
profase de la primera división meiótica.
La mujer al nacer tiene, aproximadamente, 400 000 folículos primordiales, de los
cuales, en la etapa fértil, sólo se llegan a desarrollar aproximadamente 400.
Al iniciarse la pubertad, un ovocito I
(para ser rigurosos, son varios, pero
normalmente uno solo llega hasta el
final del proceso) continúa con la
primera división meiótica hasta
terminarla, originando dos células
haploides;
una que se queda con casi todo el
citoplasma, el ovocito II, y otra que no
es más que un medio para
deshacerse de un núcleo que está
sobrando, llamada primer corpúsculo
polar o polocito I, que ha de
eliminarse.
El ovocito II inicia la segunda división
meiótica, pero no la termina, sino que
es expulsado del ovario hacia el
oviducto durante la ovulación, para
que participe en la fecundación,
cuando está metafase.
La razón por la cual las divisiones meióticas de la ovogénesis no producen células
del mismo tamaño, sino una muy grande y otra muy pequeña, es que el objetivo
de este proceso es generar un solo gameto que posea la mayor cantidad posible
de material nutritivo, y no muchos gametos.
Los polocitos se producen porque no hay otro medio para eliminar los núcleos que
están sobrando.
El reinicio de la primera división meiótica por parte del ovocito I (primario) en el ovario
coincide con el inicio de la menstruación, con lo que la mujer puede saber que un
ciclo está comenzando.
La ovulación, en cambio, salvo raras excepciones, no va acompañada de ningún
signo observable, por lo que, para la mayoría de las mujeres, pasa inadvertida.
El ciclo menstrual se divide en 2 fases, la primera es llamada fase folicular y
abarca desde el primer día de la menstruación hasta la ovulación.
La segunda se llama fase lútea y va desde la ovulación hasta la
menstruación siguiente.
En la mujer, el nivel de
hormonas
gonadotróficas
hipofisiarias varía en
forma cíclica.
Estas hormonas actúan
sobre los órganos
genitales que sufren
ciertos cambios los
cuales se van
sucediendo
aproximadamente
cada 28 días.
Este patrón recurrente
de niveles hormonales y
de cambios en los
tejidos en la mujer se
conoce como ciclo
menstrual.
El sistema de regulación hormonal
es extremadamente complejo.
En él participan las hormonas
femeninas ováricas (estrógenos y
progesterona), las hormonas
gonadotróficas hipofisiarias (FSH y
LH) y la hormona liberadora de
gonadotrofinas (GnRH) del
hipotálamo.
La ovulación dura 24 horas, este
es el período en el cual el óvulo
puede ser fecundado, luego se
desintegra y es reabsorbido por
unas células que se encuentran
en las trompas de Falopio.
Cuando en el par 23 se da XX, el
sexo del individuo es
cromosómicamente llamado
hembra.
El cromosoma X contiene 1100
genes, casi el 5% del genoma
humano, además de información
que puede ayudar a mejorar el
diagnóstico de enfermedades como
la hemofilia, la ceguera, el autismo,
la obesidad y la leucemia.
El corpúsculo de Barr representa el
cromosoma X inactivo en las
células somáticas femeninas (de
acuerdo con la generalmente
aceptada hipótesis de Lyon).
Descargar

Diapositiva 1 - Equipos de Salud