La herejía
de
Ser y estar
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
1
¿Qué entendemos por
ser y estar?
¿Qué le decimos a
nuestros alumnos?
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
2
Ser es para cosas que
no cambian. Lo
permanente
estar es para cosas que
sí cambian. Lo
transitorio
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
3
Yo, por mi parte,
confieso haber
propagado esa herejía.
Pero ya me he retractado
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
4
Estas ideas, no
obstante, no han salido
de la nada. Son el
resultado de la
simplificación o la
lectura superficial de
las tesis de lingüistas
de mucho prestigio:
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
5
“...En líneas generales,
podemos decir que la idea
eje que separa los dos
verbos es la de
temporalidad: ser es la
intemporalidad en la
atribución, estar, en
cambio, la temporalidad...”
(Marcos Marín, 1980)
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
6
Si uno lee con prisa a
Marcos Marín, anota en
el cuaderno “ser no
cambia, estar, sí”, y paz
aquí y allí gloria
Es fácil salirse del dogma,
y las simplificaciones, por
ser sencillas, se propagan
rápido
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
7
Ahora veamos los
efectos de la herejía.
Partamos de la idea de un
alumno medianamente
inteligente, que quiere hablar
bien y que, como cualquiera,
espera soluciones del profe
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
8
Hablamos de una película
que vio hace poco. Y dice así
- La película ERA americana.
- ¡Bravo, Joe! ¿Qué más?
- Va de un castillo que ES en
Transilvania y...
- A ver, a ver, Joe, quieto ahí...
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
9
- ...Así no se dice. El castillo
ESTABA en Transilvania.
- “Que me devuelvan el dinero” –
piensa Joe.
¿Por qué se equivoca aquí el
bueno de Joe? ¿No le han
dicho que ser expresa lo
inmutable? ¿Acaso cambian de
sitio los castillos?
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
10
Nada. No hay dolor.
tiramos de botiquín:
- Mira Joe, lo que pasa es que para localización
geográfica usamos “estar”. Siempre.
- ¿Y si el lugar no cambia?
- Sí, siempre, cambie o no cambie
- “Ya empezamos” –piensa Joe, que como persona
inteligente, no es amante de las excepciones.
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
11
- Y en el castillo vive un conde que ES
muerto desde hace cinco siglos y chupa
sangre...
- Que ESTÁ muerto, Joe.
- Ah, vale, porque éste ESTÁ vivo otra
vez, ¿no? Pero si hablo de mi abuela,
entonces digo que mi abuela ES muerta...
- No, no, tu abuela, que en paz descanse,
también ESTÁ muerta.
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
12
- ¿Cómo que mi abuela ESTÁ muerta? Mi
abuela no ES vampira.
- Ya, pero es que lo de los muertos es
punto y aparte. Para los muertos decimos
que están muertos, será por lo de la
resurrección, no sé. Da igual, tú sigue, lo
importante es que hables, que hables, que
practiques mucho. Estas cosas se
aprenden con la práctica.
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
13
Ni hablar del
peluquín
Lo que nos traemos entre
manos hoy aquí es un caso de
error fosilizable, y de manual.
Sin un criterio sólido de
decisión, esto no se aprende.
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
14
Y además, ¿Cómo va dar igual?
Joe se está frustrando. En
pequeños grupos, ¿qué harías
vosotros como profesores en
esta situación?
Y otra pregunta. En esta sala, faltaría
más, somos todos muy comunicativos.
Que hablen, que hablen. Hasta aquí
todos de acuerdo... Pero, ¿Es
hacerles hablar, sin que sepan cómo,
lo que perseguimos? ¿no podemos ir un
poco más allá?
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
15
- Bueno Joe, “mostro”, sigue.
¿Qué más pasa en la película?
- Pues el conde quiere chupar la
sangre de una chica que ESTÁ
virgen, que se llama Mariló, y...
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
16
¿Qué os imagináis que va a
decirle el profe, que es de
los buenos -de los de
poner los puntos sobre
las íes- a Joe?
- Es que mira Joe, como la Virgen
María murió inmaculada, pues por
tradición debe de ser que se usa ser...
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
17
O bien, algo aún más
etéreo...
- Es que verás, las vírgenes es lo que tienen,
que son vírgenes mientras lo son, y ahí es
permanente, luego, cuando dejan de serlo,
pues se acabó la virginidad y a otra cosa.
Pero ahí, en la película, Mariló era tan
virgen como la trajeron al mundo, por eso
“es virgen”. ¿Lo pillas?
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
18
Yo apuesto a que no. Y
vosotros, ¿cómo le
explicaríais a la clase que en
el barrio donde me crié, una
mujer SEA virgen una media de
16 años...
...pero que ESTÉ hasta la
coronilla del marido y los
niños prácticamente el resto
de su vida?
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
19
¿Y que los maridos SEAN
románticos los ocho
primeros meses...
...y ESTÉN parados desde
que los conozco?
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
20
Esto es un verdadero
misterio -no lo de la
gente de mi barrio, sino
lo de Ser y Estar- y
vamos a intentar
solucionarlo hoy aquí
entre todos
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
21
Yo, aunque no creo que
disponga de una verdad
absoluta al respecto...
...voy a compartir con
vosotros una
perspectiva que creo
que, al menos, se acerca
más a la realidad.
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
22
Ya que para verdades
absolutas, las de este
caballero...
...que habla ex cathedra.
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
23
Yo me limitaré a exponeros un
procedimiento didáctico –tan
dudoso como cualquier otroque trata de ayudar al alumno a
desarrollar su interlengua no a
partir de listas de uso, sino de
procesos cognitivos, o lo que es
lo mismo, a partir del control de
lo que está diciendo
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
24
Aunque es conveniente advertir de
antemano que a lo que aspiramos
con todo esto no es a erradicar
totalmente el error, sino a reducir
su porcentaje de aparición y
proporcionar al estudiante un
criterio de decisión que le permita
detectarlo de manera autónoma. Y
esto ya es un avance
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
25
Marcos Marín hablaba del
concepto de temporalidad
Yo, con el debido respeto,
no estoy de acuerdo
Creo que no es una
cuestión de tiempo, sino de
espacio
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
26
Ser es estático, mientras que
estar implica movimiento, un
llegar a ser…
… y áreas de conocimiento tan
ignoradas en nuestra profesión
como la Historia de la Lengua
vienen en nuestro auxilio:
Ser proviene del latín “sedere”,
es decir, “estar sentado”
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
27
Por tanto, Ser expresa
algo inmóvil, preexistente,
consustancial al sujeto:
A=B
A es B
Al margen de que este
criterio de identificación sea
permanente o transitorio
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
28
Mariló es virgen
No percibimos ningún
movimiento en está
afirmación.
Mariló se identifica con un grupo,
pertenece al club internacional
de vírgenes. Tiene un escaño en
ese congreso
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
29
ser proyecta a Mariló en nuestra
mente como miembro de una
comunidad determinada, sin que se
aluda al momento en que entró a
formar parte de ella.
Desde un punto de vista lógico, esto
se puede igualar a dos factores:
identidad y estatismo, factores
asociados al verbo ser en la
representación mental del nativo
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
30
Mariló es fea
Mariló se identifica con un
grupo, pertenece al club
internacional de las feas
Lo de fea tiene peor arreglo
que lo de virgen, pero el
verbo no cambia.
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
31
Mariló es testiga de Jehová
Mariló es diabética
Mariló es burgalesa
Mariló es carnicera
Mariló es terca
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
32
Todo lo que hemos hecho
ha sido incluir a Mariló en
diversos grupos humanos,
identificarla.
El hecho de que la
pertenencia a esos grupos
sea transitoria o permanente,
al verbo ser no le importa
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
33
Ser se relaciona con la esencia del
sujeto. Esto explica que pueda
conectar dos sustantivos, y que
estar no pueda, salvo auxiliado por
partículas translativas:
El médico es el tesorero
Jesucristo es Dios
En estos ejemplos resulta de lo más
complicado decidir cuál es el
sujeto y cuál el atributo
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
34
El médico está de
tesorero
En esta construcción, tesorero
aparece como suplemento, no
como atributo, lo que pone de
manifiesto la circunstancialidad
de la atribución…
…pero no nos adelantemos…
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
35
Zapatero es el presidente
Aznar era el presidente
Declaraciones con SER que, en sí mismas,
implican el cambio.
Mi amigo Amancio es bilingüe
Y lo más probable es que lo siga siendo de
por vida.
Silvia es muy guapa
Pero que se lea aquello de En tanto que de
rosa y azucena…
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
36
Pedro, al que le dicen el Puma,
es un hortera
Espero que cambie, aunque no las tengo todas
conmigo
Estambul es la última ciudad en la
que he coincido con José Plácido
Pero nos volveremos a ver en algún otro sitio.
Hoy es viernes
Pero mañana hoy será sábado...
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
37
Lo que acabamos de hacer
ha sido identificar, hablar
de atributos, carácter,
cualidades, o de lugares y
momentos esenciales.
En definitiva, de lo que es
consustancial a cada uno
de los sujetos aludidos.
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
38
Sin que, como hemos visto,
eso implique de ninguna
manera la permanencia de
la atribución
La identidad de algo o
alguien suele ser estable,
pero no, necesariamente,
permanente
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
39
En cambio, Estar expresa
algo circunstancial al
sujeto:
A>B
A experimenta B
A ha llegado a ser B
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
40
Mariló está gorda
Aquí estamos
expresando una
circunstancia de mariló
Planteamos la
información desde la
idea de un estado que
mariló ha alcanzado
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
41
Frente al carácter estático e
identificativo de ser, estar
nos permite expresar una
noción dinámica, de cambio de
estado, que aísla al sujeto
del grupo al que pudiera
adscribirse y lo representa en
función del él mismo y del
cambio de estado que
experimenta
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
42
Hablar es
representar
el mundo
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
43
El alumno, y también el
profesor, suelen buscar
tras cada forma
lingüística la expresión
de un hecho distinto, de
una escena diferente.
Pero la Lengua parece
desmarcarse de afán.
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
44
En su magistral artículo
“Potencial pedagógico de
la Gramática Cognitiva
para la elaboración de una
gramática pedagógica de
español/LE”, Alejandro
castañeda nos lleva a la
siguiente reflexión:
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
45
...Este modelo (el cognitivo) hace
hincapié en el hecho de que
muchas estructuras lingüísticas
se distinguen más por ofrecer
una configuración
representacional distinta de una
misma situación concebida que
por corresponder a diferencias
factuales o reducibles a
condiciones de verdad”
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
46
O lo que es lo mismo,
muchas veces, lo que
decimos no expresa hechos
diferentes, sino diferentes
maneras de concebir el
mismo hecho
Y con cierta frecuencia,
esto es lo que ocurre con
ser y estar
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
47
- Este chico tan relleno que veis
sosteniendo a mi sobrino es lo
queda de mi hermano Sergio.
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
48
Que no es poco, Por
cierto: más de 100 kilos.
Y aunque la imagen
parezca desmentirlo,
cuando vivíamos los
dos, no hace tanto, en
casa de mis padres,
pesaba 40 kilos menos.
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
49
Pero fue casarse, hace
seis años, y empezar a
engordar a razón de
kilo por mes
En los últimos años
apenas habré pasado
con él
14 días, en total.
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
50
Dejamos de vivir en la misma
casa cuando yo tenía 25 y él
23. Hasta ese momento,
Sergio había sido para toda
la familia, “el flaco, el
canijo”
Y en mi mente, claro está,
sigue siéndolo
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
51
Para mí, Sergio está gordo.
Es demasiado pronto para
que yo pueda identificar a mi
hermano como una persona
gorda. De momento, sus 110
kilos los considero una
circunstancia
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
52
(Aunque mis esperanzas de
que vuelva a ser el de antes,
dicho sea de paso, son nulas)
Yo, al decir que “Sergio está gordo”,
exteriorizo mi apreciación de la
realidad. Estoy expresando que -en
sentido aristotélico, que consteconsidero su sobrepeso como
accidente, un devenir.
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
53
Seguramente Sergio siga pasado de
peso eternamente y para siempre, pero
eso no es determinante en mi criterio de
decisión entre ser y estar: lo
determinate es mi perspectiva del hecho
Al decir que Sergio está gordo, lo
separo del resto de los gordos del
mundo, no lo identifico como gordo,
como miembro de una comunidad. Lo
considero solo a él y presento sus 110
como un hecho que le afecta, no como
un rasgo que lo identifica
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
54
Distinta cosa sería lo
que diríais cualquiera de
vosotros, que no lo
habéis tratado durante
esos 23 años en los que
fue una anguila, si os lo
tropezarais en la playa
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
55
Al decir que “Sergio está
gordo”, el foco recae
sobre Sergio y sus
circunstancias…
…en la idea de
circunstancia, de devenir,
de alcanzar un estado.
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
56
estar se relaciona con el
accidente del sujeto. De ahí
que no pueda conectar dos
sustantivos sin auxilio de las
partículas translativas que
mencionábamos antes:
*El médico está el tesorero
*Jesucristo está Dios
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
57
El médico y el tesorero son la
misma persona, y según la
mayoría de las confesiones
cristianas, Dios y Jesucristo
también lo son.
Por lo tanto, estos hechos no pueden
ser considerados circunstanciales,
sino consustanciales, y
consecuentemente, expresables solo
mediante el verbo ser
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
58
Resumiendo,
consideremos los
siguientes ejemplos:
Juanma es el coordinador de B1
Es indudable que ser
coordinador de nivel es
transitorio, pero ahora estamos
identificando a Juanma con este
atributo
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
59
Juanma está de coordinador de
B1
Aquí el carácter de la
coordinación no es menos
transitorio, pero no identifica a
Juanma, expresa un devenir, una
circunstancia. Lo utilizaríamos,
por ejemplo, unido a la idea de
que la anterior coordinadora
acaba de ser madre
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
60
En definitiva, cuando ser y
estar son susceptibles de
aparecer en un enunciado que
nos remite a la misma escena,
la elección entre uno u otro
dependerá de nuestra
respresentación mental, de
nuestra concepción de dicha
escena, no de diferencias
factuales.
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
61
A la hora de presentar todo esto
en clase, es crucial no caer en el
error de usar la palabra
circunstancia como sinónimo de
algo transitorio, sino de un
devenir, un llegar a ser
Pero recapitulemos...
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
62
Ser expresa algo
consustancial al sujeto:
A es B
A=B
Al margen de que la cualidad
que lo identifica sea
permanente o transitoria
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
63
En cambio, Estar expresa algo
circunstancial al sujeto:
A>B
A experimenta B
A ha llegado a ser B
Al margen de que sea una
circunstancia permanente o
transitoria
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
64
Y llegados a este punto,
vamos a interpretar, por
grupos, una serie de
enunciados
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
65
Juanma es calvo
Juanma es raro
Juanma es camarero
Juanma es feo
Juanma es un
enamorado de Pepi
Juanma es un muerto
Juanma es un borracho
Juanma es antipático
Juanma es gracioso
Juanma es viejo
Juanma está calvo
Juanma está raro
Juanma está de camarero
Juanma está feo
Juanma está
enamorado de Pepi
Juanma está muerto
Juanma está borracho
Juanma está antipático
Juanma está gracioso
Juanma está viejo
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
66
Y para finalizar
brillantemente la sesión -y
antes de poneros a trabajar-,
querría que analizásemos el
cuadro de antes desde la
perspectiva del hereje
En cada columna, ¿qué cosas
pueden cambiar y cuáles no?
Razonadlo
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
67
Juanma es calvo
Juanma es raro
Juanma es camarero
Juanma es feo
Juanma es un
enamorado de Pepi
Juanma es un muerto
Juanma es un borracho
Juanma es antipático
Juanma es gracioso
Juanma es viejo
Juanma está calvo
Juanma está raro
Juanma está de camarero
Juanma está feo
Juanma está
enamorado de Pepi
Juanma está muerto
Juanma está borracho
Juanma está antipático
Juanma está gracioso
Juanma está viejo
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
68
Y dicho todo esto, que
no ha sido poco, aquí
acaba esta
presentación. Vamos ya
a por el café.
Pero antes de irnos, no
os olvidéis de una
cosa...
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
69
Ni al Emperador...
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
70
...ni a los señores del Santo
Oficio y sus hogueras...
71
...les importa –por
fortuna- la herejía de
Ser y Estar...
...pero una buena
manera de evitar el
síndrome del profesor
quemado...
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
72
...es, precisamente, actualizar
nuestros conocimientos y
entrar en clase siempre con
cosas nuevas.
Y seguro que nuestros
alumnos lo van a
agradecer tanto...
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
73
… como yo la
atención que
me habéis
prestado.
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
74
Muchas
gracias y nos
vemos en la
cafetería
© Juan Manuel Real Espinosa
MarcoELE. Revista de Didáctica
75
Descargar

Ser y estar - Español para inmigrantes y