La descripción y el
retrato
La descripción
• Describir es conseguir que algo se vea. Se suele decir
que describir es pintar con palabras.
• Philippe Hamon define: “La descripción es una figura
retórica por desarrollo que, en lugar de indicar
simplemente un objeto, lo hace en cierta forma visible
exponiendo de manera viva y animada sus propiedades
y circunstancias más interesantes.”
• La descripción es, en verdad, un tipo de texto.
La descripción
• Tipos de descripción
1. Descripción pictórica, en
donde el objeto descrito y el
sujeto que describe están
inmóviles.
La descripción
2. Descripción topográfica, en donde el sujeto que
describe está en movimiento y el objeto está quieto (por
ejemplo, viajando en tren).
La descripción
3. Descripción cinematográfica: el sujeto permanece
inmóvil y el objeto en movimiento (un desfile militar, una
manifestación, por ejemplo).
El proceso descriptivo
Martín Vivaldi establece las etapas del proceso
descriptivo:
• Punto de vista: Nadie es omnisciente: ni lo sabemos
todo ni vemos todo. Cada uno ve una parte de la
realidad. Cuando describimos algo, debemos tener
en cuenta nuestro punto de vista.
• Observación previa: Para conseguir que alguien vea
lo que estamos describiendo, es preciso que con
anterioridad nosotros lo hayamos visto bien. Esta
actividad comprende el ejercicio de los cinco
sentidos. Se debe tratar de percibir la mayor
cantidad posible de detalles.
El proceso descriptivo
• Reflexión: Para que una
descripción sea completa,
no basta sólo con la
observación sino que
debemos profundizar hasta
evaluar qué elementos
tomaremos y con qué nivel
de detalle.
• Plan: los materiales deben
ser ordenados,
jerarquizados, y puestos
en un orden lógico acorde
con el punto de vista
adoptado.
El proceso descriptivo
Jean Michel Adam distingue cuatro procedimientos
descriptivos:
• Anclaje: se presenta el tema que será centro de la
descripción y se da un nombre.
El proceso descriptivo
• Aspectualización: a ese objeto presentado se le van
dando propiedades, detalles distintivos. Del todo se
elige una parte y de ella los detalles distintivos (color,
forma, sensaciones táctiles, olores, sonidos y ruidos).
El proceso descriptivo
• Puesta en escena: se coloca al objeto en relación con
el tiempo y el espacio.
El proceso descriptivo
•
Reformulación: es la etapa en donde se cierra la
descripción. Se da una frase o un “remate final”.
Ejemplos de descripciones
Topografía: descripción de un lugar.
Gabriel García Márquez, Cien años de soledad.
“Macondo era entonces una aldea de veinte casas de
barro y cañabrava construidas a la orilla de un río de
aguas diáfanas que se precipitaban por un lecho de
piedras pulidas, blancas y enormes como huevos
prehistóricos. En pocos años Macondo fue la aldea
más ordenada y laboriosa que cualquiera de las
conocidas hasta entonces por sus trescientos
habitantes. Era de verdad una aldea feliz, donde
nadie era mayor de treinta años y donde nadie
había muerto.”
Ejemplos de descripciones
• DESCRIPCIÓN OBJETIVA
”La región de Cérin”
“La región de Cérin corresponde a una isla situada
encima de un antiguo arrecife coralino cuyas calizas
se observan en los acantilados. En el interior de la
isla, pero en relación con el mar, unas lagunas de
aguas tranquilas, de extensión geográfica limitada,
elevan las depresiones”. (“Los dinosaurios saltadores”,
MUNDO CIENTÍFICO, Nº 45)
Ejemplos de descripciones
DESCRIPCIÓN DE UNA BALLENA
La ballena franca austral presenta un cuerpo
curvado y no posee aleta dorsal. Las hembras adultas
miden unos 13 metros, en tanto que los machos son
un poco más cortos, alcanzando los 12 metros. Los
ejemplares adultos pueden llegar a pesar entre 30 y 40
toneladas. La cabeza de estos animales representa el
25% del largo total del cuerpo. En la boca, que tiene
forma curva, se disponen unidas a la mandíbula
superior, unas 260 placas o barbas córneas, llamadas
originariamente "baleen", de donde proviene el nombre
castellano de "ballena". Cada una de estas mide unos
2,50 metros de largo.
Ejemplos de descripciones
La utilidad de estas barbas se manifiesta cuando el
animal se alimenta, sirviéndoles de filtro para retener su
comida. Su principal alimento lo constituyen unos
pequeños camarones conocidos como Krill. Una de
sus características distintivas es la presencia de
callosidades, distribuidas en la parte superior y
costados de la cabeza, siendo exclusivas de esta
especie de ballena. La más grande y llamativa de estas
callosidades es el "bonete" ubicada en la punta de la
mandíbula superior. La distribución, dimensiones y
formas de esas callosidades son particulares para
cada individuo y, a semejanza de las huellas dactilares,
son utilizadas por los investigadores para identificar a
cada ejemplar.
Ejemplos de descripciones
Así, se llegó a diferenciar 600 animales que visitan la
Península Valdés. La piel de la ballena es lisa,
elástica y de color negro, a veces moteada de pardo y
gris. Los ballenatos presentan un color más claro que
los adultos. Debajo de la epidermis existe una
gruesa capa de grasa que tiene entre 14 y 36
centímetros de espesor, que la protege de las bajas
temperaturas de los mares australes. También
presenta grandes manchas ventrales blancas, de
distinta forma y tamaño, además de manchas
dorsales blancas o grises. Ubicados en la parte
superior de la cabeza, se encuentran dos orificios por
los que el animal respira, los espiráculos.
Ejemplos de descripciones
Al expulsar violentamente el aire, este se condensa por
la diferencia de temperaturas y dibuja dos columnas
en forma de V, lo que dio origen a la creencia de que
las ballenas lanzaban chorros de agua.”
Ejemplos de descripciones
• Describir no es enumerar. Es decir, cuando se
describe un objeto es necesario utilizar un estilo vivo,
plástico, rápido y claro. Deben evitarse las frases largas
y aburridas y se debe captar la atención del lector
desde el principio del texto.
• DESCRIPCIÓN LITERARIA: estilo descriptivo
Ejemplos de descripciones
Algunos recursos literarios para enriquecer la
descripción:
• Comparación: compara dos objetos: “La luna como una
moneda”.
Ejemplos de descripciones
• Metáfora: compara dos objetos, pero sin utilizar el
pronombre relativo como: “Los pequeños ojos brillantes
de la noche espiaban desde el cielo”.
Ejemplos de descripciones
• Personificación: otorga características humanas a un
objeto, animal o idea abstracta: “El muñeco aguardaba
pacientemente en el rincón que lo alimentaran”.
Ejemplos de descripciones
• Hipérbole: exagera intencionalmente detalles o ideas:
“El mozo sirvió al cowboy un bife de lomo que aún
mugía”.
Ejemplos de descripciones
• Sinécdoque: toma una parte para representar el todo:
“Cientos de pies danzaban ballet”.
Ejemplos de descripciones
“Paisaje Grana”
“La cumbre. Así está el ocaso, todo empurpurado,
herido por sus propios cristales, que le hacen sangre
por doquiera. A su esplendor, el pinar verde se agria,
vagamente enrojecido; las hierbas y las florecillas,
encendidas y transparentes, embalsaman el instante
sereno de una esencia mojada, penetrante y
luminosa.
Yo me quedo extasiado en el crepúsculo. Platero, granas
de ocaso sus ojos negros, se va, manso, a un charco
de aguas carmín, de rosa, de violeta, hunde
suavemente su boca en los espejos, que parece que
se hacen líquidos al tocarlos él; y hay por su enorme
garganta como un pasar profundo de umbrías aguas
de sangre.
Ejemplos de descripciones
El paraje es conocido, pero el momento lo trastorna y lo
hace extraño, ruinoso, monumental. Se dijera, a cada
instante, que vamos a descubrir un palacio
abandonado... La tarde se prolonga más allá de sí
misma, y la hora, contagiada de eternidad, es
infinita, pacífica, insondable...
-Anda, Platero...”
Juan Ramón Jiménez, Platero y yo.
El retrato
• La descripción de personas se denomina retrato, que
suele realizarse mediante la combinación de
prosopografía (descripción de la apariencia externa de
una persona, los rasgos físicos y la indumentaria) y
etopeya (descripción del carácter, acciones y
costumbres de una persona). Ni una ni otra suelen
aparecer aisladas.
• Aunque predomine la descripción física, el autor suele
introducir comentarios relacionados con el carácter del
personaje o hace derivar de los rasgos físicos alguna
peculiaridad psicológica de la persona retratada.
El retrato
• Según la intención con que se realice el retrato o el
tono empleado en su redacción, hablamos de retrato
objetivo o subjetivo, laudatorio o satírico.
• La caricatura es la descripción exagerada de los
rasgos físicos y del carácter de una persona con un fin
cómico.
El retrato
• Para escribir un retrato, se
deben tener en cuenta los
siguientes aspectos:
• Eligir el punto de vista desde el
que va a mirar al personaje.
• Decidir cuál es la intención con
la que se hace el retrato: que el
personaje caiga bien, que sea
desagradable, que emocione, que
impresione…
• Describir los rasgos físicos y
hacer apreciaciones personales
sobre ellos.
El retrato
• Ordenarlos según la
importancia que tienen
dependiendo del punto
de vista elegido: cara,
cuerpo, cómo está
vestido, etc.
• Describir la
personalidad: carácter,
inteligencia, simpatía,
modales,
• La personalidad se
describe también por lo
que hace y por lo que
dice.
El retrato
“Felipe IV” de Manuel Machado
A Antonio de Zayas
Nadie más cortesano ni pulido
que nuestro Rey Felipe, que Dios guarde,
siempre de negro hasta los pies vestido.
Es pálida su tez como la tarde,
cansado el oro de su pelo undoso,
y de sus ojos, el azul, cobarde.
Sobre su augusto pecho generoso,
ni joyeles perturban ni cadenas
el negro terciopelo silencioso.
Y, en vez de cetro real, sostiene apenas
con desmayo galán un guante de ante
la blanca mano de azuladas venas.
El retrato
Felipe IV
El retrato
“Mr. Jacques” de Juvenilia de Miguel Cané
“…Mis recuerdos vivos y claros en todo lo que al maestro
querido se refieren, me lo representan con su estatura
elevada, su gran corpulencia, su andar lento, un tanto
descuidado, su eterno traje negro y aquellos amplios y
enormes cuellos abiertos, rodeando un vigoroso
pescuezo de gladiador. La cabeza era soberbia,
grande, blanca, luminosa, de rasgos acentuados. La
calvicie le tomaba casi todo el cráneo, que se unía, en
una curva severa y perfecta, con la frente ancha y
espaciosa, surcada de arrugas profundas y
descansando, como sobre dos arcadas poderosas, en
las cejas tupidas que sombreaban los ojos hundidos y
claros, de mirar un tanto duro y de una intensidad
insostenible;
El retrato
la nariz, casi recta, pero, ligeramente abultada en la
extremidad era de aquel corte enérgico que denota
inconmovible fuerza de voluntad. En la boca, de
labios correctos, había algo de sensualismo; no
usaba más que una ligera patilla que se unía bajo la
barba, acentuada y fuerte, como las que se ven en
algunas viejas medallas romanas.
M. Jacques era áspero, duro de carácter, de una
irascibilidad nerviosa, que se traducía en acción con
la rapidez del rayo, que no daba tiempo a la razón
para ejercer su influencia moderadora, "No puedo con
mi temperamento", decía él mismo, y más de una
amargura de su vida provino de sus arrebatos
irreflexivos.
El retrato
“Sinfonía en gris mayor”
Rubén Darío
El mar como un vasto cristal azogado,
refleja la lámina de un cielo de zinc;
lejanas bandadas de pájaros manchan
el fondo bruñido de pálido gris.
El sol como un vidrio redondo y opaco,
con paso de enfermo camina al cenit;
el viento marino descansa en la sombra
teniendo de almohada su negro clarín.
El retrato
Las ondas que mueven su vientre de plomo,
debajo del muelle parecen gemir.
Sentado en un cable, fumando su pipa,
está un marinero pensando en las playas
de un vago, lejano, brumoso país.
Es viejo ese lobo. Tostaron su cara
los rayos de fuego del sol de Brasil;
los recios tifones del mar de la China
lo han visto bebiendo su frasco de gin.
El retrato
La espuma impregnada de yodo y salitre,
ha tiempo conoce su roja nariz,
sus crespos cabellos, sus bíceps de atleta,
su gorra de lona, su blusa de dril.
En medio del humo que forma el tabaco,
ve el viejo el lejano, brumoso país,
adonde una tarde caliente y dorada,
tendidas las velas, partió el bergantín.
El retrato
La siesta del trópico. El lobo se duerme.
Ya todo lo envuelve la gama del gris.
Parece que un suave y enorme esfumino
del curvo horizonte borrara el confín.
El retrato
•
Redactar un retrato objetivo en no más de 8 líneas
El retrato
•
Redactar un retrato objetivo en no más de 8 líneas
El retrato
•
Redactar un retrato objetivo en no más de 8 líneas
Descargar

El diálogo (David Bohm)