La era del Imperio
1880 - 1914
El reparto del mundo
Durante el último cuarto del siglo XIX
algunas naciones conquistaron, anexaron y
administraron vastos territorios del continente
africano y asiático. Con esto se afirmó el dominio
formal o informal de los países que se habían
lanzado en su tarea expansiva. Así lo hicieron
Alemania, Inglaterra, Francia, Italia, los Países
Bajos, Bélgica, Estados Unidos y Japón. Esto se
realizó, en parte, a expensas de los viejos
imperios coloniales como España y Portugal.
Las grandes potencias y sus posesiones
El Imperialismo en África
Imperialismo Económico
Antecedentes:
Creación de una economía capitalista global: Nueva
fase de mayor crecimiento.
► El incremento del consumo de masas en los países
centrales, significó la expansión del mercado para
los productos alimentarios.
► Mejoramiento de las condiciones de transporte y
almacenaje.
►
El Imperio Británico
El Imperio Francés
El Imperio Otomano en 1914
Características Imperialismo
(1880-1914)
A) Exportación de capital. Inversiones en países periféricos.
B) Aparición Monopolios industriales y financieros.
C) Explotación materias primas de las naciones sometidas.
D) Mayor influencia política de los países desarrollados
sobre los atrasados.
E) Expansión territorial.
Expansión territorial
►
Reino Unido, anexionó Birmania a su imperio Indio, y
reforzó su zona de influencia en el Tíbet, Persia, el Golfo
Pérsico, Afganistán, y algunas posesiones en la costa
suroriental de China.
►
Rusia, penetró más en el sector de Asia Central y en los
territorios de Manchuria discutido posteriormente con
chinos y japoneses.
►
Holanda, estableció un mayor control sobre Indonesia.
►
Francia, conquistó la región de Indochina y el norte de
África (Túnez, Argelia y parte de Marruecos)
►
Japón, ocupó territorios de Corea, Taiwán y en algunas
ocasiones de China y Rusia, entre 1895 y 1905.
Bloques en la Primera Guerra Mundial
(1914-1918)
Consecuencias primera Guerra:
Reordenamiento territorial Europa
Descargar

La era del Imperio 1880