Por:
Prof. Gregorio Colmenarez.
La Navidad es;
• Tiempo de reflexionar
• Tiempo para compartir
• Tiempo de amar y vivir en
paz.
Deseo
que
las
Ondas
Electromagnéticas
de
luz,
irradien tu vida y a tu familia,
para que en estas navidades, la
felicidad
sea
infinita,
elevándola a la enésima
potencia.
Que el sonido de las campanas,
cuya velocidad de las ondas,
alcancen tus oídos y produzcan una
melodía en el umbral audible menor
a 60 decibeles. Para que puedas
disfrutar del Calor en familia;
aunque la Temperatura Decembrina
no supere los 28ºC.
Que el gozo del intercambio
de regalos, producto de la
interacción de contacto, a
través de un abrazo; resalte el
valor cuántico de dicho
regalo, gracias a la ley de
Acción y Reacción (El que da
recibe).
Las comidas y bebidas, presentes
en la cena navideña:
El calor de las hallacas (70ºC – 90ºC)
El frío en los vinos (0ºC – 10ºC)
La presión gasífera en las botellas
de champañas.
El hielo flotando (principio de
Arquímedes) en las bebidas, necesario
para mantener la temperatura baja.
El olor de las hojas
de las hallacas, al
ser servidas en cada
plato, debido al
gradiente oloroso,
que genera a su
alrededor, en un radio
de unos 20m.
El problema para algunos viene en
Enero; ya que se ha incrementado la
masa corporal, por disfrutar en
exceso de las comidas Decembrinas.
Que tus ojos puedan
disfrutar del panorama de
las luces navideñas, de las
diferentes longitudes de
onda del espectro visible,
en los bombillitos del
árbol de navidad y del
pesebre.
No debemos olvidar, agradecerles a
quienes hacen posible, la magia de
la navidad en nuestros hogares, las
madres de familias, quienes por su
arduo Trabajo y Energía, lo hacen
posible año tras año, a ellas
muchas gracias.
Y a nuestro Dios; quien nos regalo la
vida y la navidad, a EL sea la gloria,
también nos regalo la Física cuántica,
la cual nos permite entender a través
del principio de Incertidumbre que El
puede estar presente en todas partes
en un mismo instante de tiempo.
Gracias Dios; por llenar los hogares
Venezolanos de alegría en estas
navidades.
(Hagan esto en memoria mía)
A punto de las 12 de la noche, el 31
de Diciembre con los corazones
acelerados, por estar todos unidos
como los protones en el núcleo del
átomo, creando una fuerza de unión
perpetua.
Cuando el reloj que se rige
por el huso horario (Caracas
Venezuela), marque las 12,
la familia se desea un Feliz
año, permitiéndole a las
leyes de la Física comprender
la naturaleza y el ambiente
que nos rodea…
En fin:
“que podamos
disfrutar de la
vida, en paz y en
Amor. A todos
ustedes; Feliz
Navidad”.
Atte: Familia
Colmenarez Nieves
Descargar

Diapositiva 1