!Un corazón ardiente es un corazón
transformado!
!Un corazón ardiente es un corazón que
tiene un amor ardiente por Dios, su
palabra y su obra!
Rev Luciano Pereira da Silva
Secretario General de CIEMAL
!El amor puede enfriarse!
• Mateo 24.12-14
• Jesús está diciendo que el amor puede enfriarse. Que
por la persecución el amor de muchos se enfriará. En el
texto la idea central es la profecía sobre la destrucción
del templo que iba a suceder en el año 70D.C. Pero
también el texto tiene su carácter escatológico,
hablando sobre la parusía, la segunda venida de Cristo.
De este modo, Jesús está indicando que una de las
señales de los tiempos es el enfriamiento del amor. El
deja claro que el amor es algo que debe ser ardiente,
que debe ser mantenido como una llama. ¿Cuáles son
las características de alguien que está en esta condición?
Pero antes de esto es importante marcar las causas del
corazón frío:
¿Por qué el amor se enfría?
• a- Note que Jesús está diciendo que por multiplicarse la iniquidad el
amor de muchos se enfriará. Es exactamente la influencia del mundo
habitado sobre lo que es la iglesia. Este es un punto central, la
iniquidad les ganó.
• b- awa (hw:[;), «hacer iniquidad». Este verbo se encuentra en la
Biblia 17 veces. En arábe tiene el significado de «doblar» o «desviarse
del camino». >Awah se usa a menudo como sinónimo de jata, «pecar»,
como en Sal 106.6: «Hemos pecado [jata] como nuestros padres;
hemos hecho iniquidad [>awah]; hemos actuado impíamente
[rasha>]» (rva).
• c- >awon (÷/['), «iniquidad; culpa; castigo». Este nombre, que se
encuentra 231 veces en el Antiguo Testamento, se limita al hebreo y
arameo bíblico. Los libros proféticos y poéticos usan >awon con
frecuencia. En el Pentateuco hay unos 50 casos del vocablo. Además, el
uso en los libros históricos es infrecuente. La primera enunciación de
>awon proviene de los labios de Caín, con la connotación especial de
«castigo»: «Y dijo Caín a Jehová: Grande es mi castigo para ser
soportado» (Gn 4.13).
¡El caso Laodicea!
• Tomemos como ejemplo la Iglesia de Laodicea.
• Apocalipsis 3:14-22
• Empezando por el nombre de la ciudad y de la iglesia, Laos – pueblo –
dicea – derecho. Laodicea era un importante centro comercial. Era una
ciudad realmente de ricos. Tenía importantes industrias de tejidos. Tenía
universidad de medicina, era un importante productor de un principio
activo para hacer colirio. Esta ciudad era tan próspera que cuando sufrió
un terremoto rechazó la ayuda del gobierno romano. Por sí solos se
levantarán; eran orgullosos de sus capacidades económicas. De hecho, la
Iglesia estaba viviendo influenciada por este modelo; era una iglesia que
vivía según el derecho y modelo del pueblo común y no según la voluntad
de Dios. De hecho, en esta Iglesia Jesús está fuera tocando la puerta y
pidiendo entrar. Esta es la causa de la tibieza, o sea, el amor de ella estaba
enfriándose. El corazón no ardía por Dios, por su voluntad. La influencia de
la ciudad era muy fuerte. Es interesante que es una Iglesia donde Jesús es
puesto fuera, pues los conceptos del mundo pasaron a dominar. Es igual
hoy si permitimos el consumismo, el materialismo, el egoísmo, etc…
¿Cuáles son las características de
quien el amor se está enfriando?
• a- Tropezarán- quiere decir esto, pies débiles, sin firmeza de
propósito, abandonarán la confianza por la presión. Jesús se torna
la piedra de tropiezo, pues dejan de creer en Él, como los israelitas
que creyeron arrogantemente en sus propias obras y no pudieron
aceptar la vida por la fe enseñada en Cristo. Romanos 9:32-33
• b- Odio – Como es importante notar que la prueba del amor
ardiente se dará siempre en las relaciones. Un amor frío por Dios
denotará desamor entre las personas. Si yo amo a Dios tengo que
amar a mi hermano. Fíjate lo que Pablo dice en Gálatas 5:13-15.
• c- Son fácilmente engañados – porque están en búsqueda de
satisfacer sus placeres; por lo tanto, creen en promesas falsas. Son,
como dice Pablo en Efesios 4:14 “niños fluctuantes” Aun siendo
líderes que ganan todo quieren crecer, quieren ver sus iglesias
crecer; a veces por una intención de tener sus nombres
engrandecidos, dejan llevarse por la vanidad.
!Hay un remanente!
• “El amor de muchos se enfriará” ¡Pero no de todos!
Lo maravilloso es que Jesús declara que hay un
remanente fiel. Hay personas que mantendrán la llama
del amor encendida, que su corazón todavía estará
ardiendo. Creo que debemos pensar en esto; nosotros
somos llamados para ser estos remanentes fieles. A
Dios no le agrada los que retroceden; Él nos llama para
seguir en la búsqueda, en la caminata. Acá nos
acordamos del profeta Elías, cuando está huyendo,
pensando estar solo, pero Dios le dijo: “ Y yo haré que
queden en Israel siete mil, cuyas rodillas no se doblaron
ante Baal, y cuyas bocas no lo besaron.”1Reyes 19:18.
Características de alguien con un
corazón lleno del amor ardiente
• A- “más el que persevere hasta el fin” – vs 13 –
podemos leer también Hebreos 10:35-39: Alguien que
tiene un corazón ardiente es definitivamente un
perseverante. No desiste, no se desanima, no se dobla ante
las circunstancias negativas. No es alguien dominado por el
alma, por los sentimientos, aún que su exterior esté
pasando por situaciones difíciles, su interior se está
renovando día a día. “Estamos atribulados en todo, mas no
angustiados;
en apuros, mas no desesperados;
perseguidos, mas no desamparados; derribados, pero no
destruidos.” 2 Corintios 4:8-9. Una característica principal
del corazón ardiente no es que tiene todo lo que le gusta o
que tiene victoria en todos sus emprendimientos. En
cambio, es alguien que no desiste de seguir a Cristo aunque
la situación sea difícil.
!El testimonio del Espíritu!
• B- “será salvo” vs 13- En el texto vemos que está indicando el
futuro, será salvo, será librado de la destrucción final. Pero sabemos
que el concepto de salvación es para hoy. Nosotros somos salvos, y
seguiremos salvos si así permaneciéramos en la vid. Pero es
importante notar que la salvación se da en el momento de la
conversión genuina. De este modo, los que tienen el corazón
ardiente de amor tienen el testimonio del Espíritu. Wesley sintió su
corazón ardiente, y después de eso sintió el perdón de sus pecados,
que era hijo de Dios. “ Ejemplo de Juan Wesley, en 24 de mayo de
1738. “Cerca de un cuarto para las nueve de la noche, mientras el
predicador describía el cambio que Dios obra en el corazón a través
de la fe en Cristo, yo sentí un extraño ardor en mi corazón. Sentí que
confiaba en Cristo, solo en El para la Salvación, y recibí un seguridad
que Él me había quitado todos mis pecados aun los míos, y me
había librado de la ley del pecado y de la muerte.” De hecho el
testimonio del Espiritu es una evidencia de una transformación
completa, o sea, ahora yo soy salvo. Soy de la familia de Dios.
Romanos 8:16. “ El que tiene al Hijo tiene la vida; el que no tiene al
Hijo de Dios no tiene la vida.” 1juan:5:12.
!Es impulsado a predicar!
•
•
C- “será predicado este evangelio”
Es alguien que tiene el sentido de la urgencia de la predicación del evangelio.
Alguien que mantiene el fuego del amor por Dios en su corazón; está desesperado
por ver predicado el evangelio. No descansa, está en una búsqueda constante por
realizar esta tarea, sabe claramente que nadie puede creer si no hay quien
predique. Romanos 10. Es interesante que Pablo al hablar con su hijo Timoteo lo
exhorta a predicar a tiempo y fuera de tiempo. Justamente él cita el problema del
mundo, de la iniquidad que muchos no suportaran la sana doctrina, y que había
una resistencia muy grande a su ministerio, pero él debería predicar, predicar,
predicar. 2 Timoteo 4:1-8. Es muy interesante pues Timoteo era un joven pastor a
cargo de una importante Iglesia, la Iglesia de Éfeso, tal vez también responsable
por mas iglesias en el Asia menor. Pero el desafío para Timoteo era no sucumbir
ante las adversidades, seguir predicando. Veremos cómo de hecho el fuego, el
ardor es lo que impulsa a un creyente. Vea que Pablo está diciendo al joven pastor
Timoteo. “Por lo cual te aconsejo que avives el fuego del don de Dios que está en ti
por la imposición de mis manos.” 2 Timoteo 1:6 O sea, el fuego del don, el ardor, la
llama del amor por Dios, por su obra. El corazón ardiente es lo que puede
hacernos predicadores a tiempo y fuera de él. Fíjate también que el don sin el
fuego no sirve; el fuego es lo que empuja el don, es el combustible del don. “Todo
cristiano debe estar listo para predicar y morir” John Wesley.
!Su visión es ampliada!
• D- “todo el mundo, para testimonio a todas las naciones”. Un corazón
ardiente tiene una visión misionera para más allá de las fronteras de su país, de su
continente. Es una visión de todo el (οἰκουμένη) oikoumené, el mundo habitado.
Todo el mundo habitado necesita ser evangelizado. Entiende que el mundo es de
hecho nuestra parroquia. Mira que empezamos diciendo que: La iglesia se enfría
por la influencia de la iniquidad presente en el mundo habitado. Estamos diciendo
ahora que los que se mantiene en el ardor del amor son aquellos que no se dejan
influenciar, más bien influencian, como levadura en medio de la masa. Como luz
del mundo y sal de la tierra. Si leemos Hechos 1:8 vemos exactamente esta visión,
hasta lo último de la tierra. Jesús ha dado la forma, recibiréis poder, para ser
testigos. O sea, este poder, es exactamente el poder del amor. El Espíritu derrama
este amor que quema en nuestro pecho, que nos impulsa a ir, a salir de nuestras
zonas de comodidad. Jesús está diciendo a sus discípulos, ustedes recibirán un
amor tan grande (ágape) a punto de morir por mí. Serán capacitados a amar
incondicionalmente, sacrificialmente, a ser mártires. Este es el significado de la
palabra testigo, el amor será tan ardiente que ustedes serán capaces de amar más
la vida de Dios que su propia vida. La sangre de los mártires es la semilla de la
iglesia (Tertuliano). Pablo entendió muy bien este concepto, pues él declara en
(Hechos 20:22-24 ) “Ahora, he aquí, ligado yo en espíritu, voy a Jerusalén, sin saber
lo que allá me ha de acontecer; salvo que el Espíritu Santo por todas las ciudades
me da testimonio, diciendo que me esperan prisiones y tribulaciones. Pero de
ninguna cosa hago caso, ni estimo preciosa mi vida para mí mismo, con tal que
acabe mi carrera con gozo, y el ministerio que recibí del Señor Jesús, para dar
testimonio del evangelio de la gracia de Dios.”
!Tiene seguridad de hacer parte de un
plan más grande!
• E- – Los que tiene un corazón ardiente tiene un sentido
claro de que están esperando y apresurando la venida de
Cristo, que están en esta esperanza de que lo más pronto el
mundo sea evangelizado, que Biblias estén en todos los
idiomas lo más pronto posible. Que lo más pronto todos
los lugares del mundo, todas las naciones tengan la
oportunidad de oír de Cristo. Podemos apresurar su
venida. Pedro recomienda esperando y apresurando. 2
Pedro 3:8-12. Somos el cuerpo de Cristo, somos la boca de
Dios en el mundo. El mundo no conocerá a Cristo de otra
manera. La Iglesia tiene Cristo en sus corazones esto le da
esperanza y lo impulsa a hacer lo más rápido posible que
más personas en más lugares conozcan la gracia.
Conclusión:
• Que podamos mantener nuestros corazones ardientes
de amor por Dios, por su palabra y su obra. Tal vez tú
necesitas ser lleno de este amor. Es el tiempo para ello,
pues de hecho solamente esta presencia podrá
producir los cambios necesarios.
• La Iglesia podrá impactar al mundo con personas que
tengan un corazón ardiente de amor. Que sean
perseverantes, que tengan ganas de predicar, que
tengan una visión mundial. Finalmente, que sepan con
claridad que hacen parte de un plan más grande, de
esperar y apresurar la venida. La Iglesia participa en lo
que es la salvación del mundo.
Descargar

Un corazón ardiente es un corazón transformado! Un corazón