


Biografía:
Su nombre completo es Pedro Salinas
Serrano. Nació en Madrid el 20 de
noviembre de 1891.
Hijo de Pedro Salinas Elmas y Soledad
Serrano Fernández. Salinas estudió
Derecho y Filosofía y Letras.
En 1915 se casó con Margarita Bonmatí
Botella, a quien escribió “Cartas de Amor a
Margarita” y con quien tuvo dos hijos,
Soledad y Jaime.
En 1918, Salinas gana un Cátedra en la
Universidad de Sevilla. Fue nombrado profesor
de la Escuela Central de Idiomas y Secretario
General de la Universidad Internacional de
Verano de Santander. Aquí conoció a Katherine
R. Whitmore con quien sostuvo una relación y a
la que le dedicó varias obras como La voz a ti
debida, Razón de amor y Largo lamento.
Al llegar la Guerra Civil, Salinas tuvo que
exiliarse a América, trabajando en la docencia
en EEUU, en la Universidad de Wellesley College
y en la Universidad de Johns Hopkins.
Pedro falleció en Boston el 4 de diciembre de
1951, a los 60 años. Sus restos se encuentran en
Puerto Rico.
Obras:
Las obras de Pedro Salinas se clasifican en tres
grupos: Poesía, Teatro y otras obras.
Poesía:
-Presagios
-Fábula y Signo
-Razón de Amor
-La voz a ti debida
-Poesías Completas
Teatro:
-El director
-La bella durmiente
-La isla del tesoro
-Judit y el tirano
-La cabeza de la
medusa
Otras Obras:
- Cartas de amor a
Margarita
- Carta a Katherine
Whitmore
- Vísperas del Gozo
- La bomba increíble
Su obra poética se divide en tres etapas:
Etapa inicial (1923/1932):
marcada por la influencia de
la poesía pura y los ecos de
las vanguardias futuristas y
ultraísta.
Etapa de plenitud (1933/1939): formada por la
mitología amorosa inspirada en su amor por
Katherine. Los versos son heptasílabos y octosílabos
blancos o sin rima. Usa la enumeración y hay un tono
conceptista.
Etapa del exilio (1940/1951): es
destacada por su obra “Cero”,
un impresionante poema
suscitado por la destrucción que
provocan las bombas atómicas.
También escribió “El
Contemplado” y la obra
“Confianza”.
Presagios
Cuánto rato te he mirado
sin mirarte a ti, en la imagen
exacta e inaccesible
que te traiciona el espejo!
«Bésame», dices. Te beso,
y mientras te beso pienso
en lo fríos que serán
tus labios en el espejo.
«Toda el alma para ti»,
murmuras, pero en el pecho
siento un vacío que sólo
me lo llenará ese alma
que no me das.
El alma que se recata
con disfraz de claridades
en tu forma del espejo.
Cristina Algaba Nevado (4ºB)
Inés Muñoz Gutiérrez (4ºB)
IES La Escribana
Villaviciosa de Córdoba
1/junio/2011
Descargar

Pedro Salinas - IES La Escribana