Colegio de bachilleres Plantel 6
Vicente Guerrero
Tecnología de la informática y
comunicación 2
Mendoza Juárez Brenda Ariadne
Sánchez Rivera Gabriel
• Componentes del cigarro
• Daños a la salud
• Motivos por los que los
adolecentes fuman
• Ayudas a dejar de fumar
Los peligros de fumar
• Los que usan tabaco, y las personas que viven con
los fumadores, presentan casi todos los casos de
cáncer del pulmón. Su riesgo de desarrollar cáncer
de la garganta, boca, esófago, páncreas, riñón,
vejiga y del cuello del útero es varias veces mayor
que entre las personas que no están regularmente
expuestas al humo del tabaco. El fumar es la causa
principal de enfisema, una enfermedad pulmonar
debilitante que destruye lentamente la habilidad
de una persona de respirar normalmente.
•
Nicotina:
Es sólo una más de las sustancias
peligrosas de los cigarrillos. Pero
además es la responsable de que el
tabaco sea tan adictivo.
•
Alquitrán:
Es la sustancia oscura y pegajosa
encargada de llevar la nicotina y
demás productos químicos del
tabaco hasta nuestros pulmones.
Podríamos decir que es el vehículo en
el cual todos los venenos presentes
en el cigarrillo, viajan hacia nuestro
torrente sanguíneo.
• Los daños a la salud
provocados por el
tabaquismo no se
manifiestan de inmediato,
lo que hace más difícil de
controlar la adicción, la que
se produce al poco tiempo
de empezar el consumo.
• Los riesgos y daños van
relacionados con el número
de cigarrillos al día, la edad
de inicio del habito y
tiempo de consumo, el tipo
de cigarros, el tipo utilizado,
si es pipa, cigarro o puro, si
se deja el cigarro en la boca
entre fumadas y si se fuma
hasta el final.
• Las mujeres que fuman
durante el embarazo
tienen el riesgo de
tener hijos con bajo
peso y propensos a
muchas enfermedades
La curiosidad natural propia
de la edad (púber y
adolescente).
La necesidad de ser
aceptado en un grupo..
El deseo de resaltar
feminidad o masculinidad.
La imitación de la conducta
de padres, hermanos,
amigos y familiares.
La disponibilidad de
cigarrillos.
La rebeldía contra las
prohibiciones.
El deseo de sentirse grande.
• Dígale a su familia, amigos y
compañeros de trabajo que
dejará de fumar y que
desea su apoyo. Pídales que
no fumen cerca de usted ni
dejen cigarrillos a la vista.
• Hable con su proveedor de
cuidado médico (por
ejemplo, médico, dentista,
profesional de la
enfermería, farmacéutico,
psicólogo o consejero para
dejar de fumar).
• Obtenga asesoría
individual, de grupo o
por teléfono. Mientras
más asesoría reciba,
mejores serán las
posibilidades de que deje
de fumar. Hay programas
que se ofrecen en
hospitales y centros
médicos locales. Llame al
departamento de salud
para obtener
información acerca de los
programas disponibles
en su área.
Descargar

Los peligros de fumar