Curso de formación Animadores Juveniles
Camp de trabajo con infancia - 2014
La riqueza que nos
empobrece
Fabio Monsalve
Etica y
clase social
Mintiendo…
solo lo justo
Economía y
felicidad
Ética y clase social
Mintiendo... solo lo justo
Economía y felicidad
Ética y clase social
Ética y clase social
Mintiendo... solo lo justo
Economía y felicidad
¿Influye la gama del coche en nuestro civismo?
Ética y clase social
Mintiendo... solo lo justo
Economía y felicidad
Clases sociales y comportamientos éticos
¿Existe relación entre niveles crecientes de riqueza y
comportamientos menos éticos?
Ética y clase social
Mintiendo... solo lo justo
Economía y felicidad
El mito de la “codicia es buena”
“La codicia…es buena… La
codicia está bien. La codicia
permite superarse y alienta los
espíritus visionarios. La codicia,
en todas sus manifestaciones…
ha determinado la evolución de
la humanidad”
Ética y clase social
Mintiendo... solo lo justo
Economía y felicidad
La desmitificación de que la “codicia es mala”
Ética y clase social
Mintiendo... solo lo justo
Economía y felicidad
Enfrentando arquetipos
Ética y clase social
Mintiendo... solo lo justo
Economía y felicidad
Mintiendo… solo lo justito
Ética y clase social
Mintiendo... solo lo justo
Economía y felicidad
La (honesta) verdad sobre la deshonestidad
Ética y clase social
Mintiendo... solo lo justo
Economía y felicidad
Tipos de honestidad
La de los “malos”
La de los “honestos”
Ética y clase social
Mintiendo... solo lo justo
Economía y felicidad
Engañando en los exámenes
Experimento I.- Alumnos de Harvard; cobrar 10 cts por aciertos test
Grupo
Descripción
Control
Entregan Test
Formulario blanco que entregarán
32,6
Entregan Test
Formulario (con respuestas marcadas) que
entregarán
36,2
Autocontrol +
hoja rota
Rompen Test
Formulario (premarcado) que entregarán
35,9
Autocontrol +
hoja rota +
jarra $
Rompen Test
Rompen formulario (premarcado)
Cogen Dinero de un bote
36,1
Autocontrol
Rdos
La mayoría de las personas hacen trampas, pero sólo un
poquito… con independencia del riesgo.
Ética y clase social
Mintiendo... solo lo justo
Economía y felicidad
El pensamiento ético
Experimento II.- Resolver problemas mátemáticos sencillos/10$
Grupo
Descripción
Rdos
Control
Imposibilidad trampas
3,1
Autocontrol + libros
Posibilidad de trampas
10 libros que recodaran
4,1
Autocontrol +
mandamientos
Posibilidad de trampas
10 mandamientos
3
Cuando se nos aleja de cualquier pauta de pensamiento
ético, tendemos a caer en la deshonestidad.
Ética y clase social
Mintiendo... solo lo justo
Economía y felicidad
El virus de las deshonestidad
Participantes de los experimentos
con gafas de sol falsas… mayor
tendencia a mentir
Ver a alguien “engañar” con
impunidad, puede alentar la
deshonestidad y… justificarla
Un pequeño acto inmoral hará que el siguiente nos parezca
más acceptable, lo que “relajará” nuestros criterios
morales en ese y otros ´ambitos.
Ética y clase social
Mintiendo... solo lo justo
Economía y felicidad
¿Somos buenos?
Juego del ultimátum.Preferimos rechazar ganancia (racionalidad)…
…a un acuerdo humillante (justicia).
Economía y Felicidad
Economía y Felicidad
Ética y clase social
Mintiendo... solo lo justo
Economía y felicidad
Consumo presuntuoso vs necesario
Consumo conspicuo o
presuntuoso vs consumo
necesario.
Ética y clase social
Mintiendo... solo lo justo
Economía y felicidad
¿Cuánto es suficiente?
Keynes profetizó, que la humanidad podría
satisfacer sus necesidades trabajando
menos y dedicar el tiempo liberado a las
cosas importantes; los placeres de las
relaciones humanas y el disfrute de la
belleza
“Good Life” es una vida deseable o
merecedora de ser deseada, no meramente
la ampliamente deseada.
La insaciabilidad nos aparta de la “buena vida” y en eso se basa el
capitalismo: en la inagotabilidad de los deseos, lo que ha eliminado la
conciencia de “tener suficiente”
La “buena vida” no es la mera felicidad, en cuanto estados mentales
placenteros, si no aquella que incorpora los “bienes” humanos
básicos: salud, seguridad, respeto, personalidad, armonía con la
naturaleza, amistad y ser querido, ocio.
Ética y clase social
Mintiendo... solo lo justo
Economía y felicidad
Prosperidad sin crecimiento
Tesis: no somos más prósperos por ser más ricos
pues, "al final del día la prosperidad va más allá
del placer material. Transciende las
preocupaciones materiales. Reside en la calidad
de nuestras vidas y en la salud y felicidad de
nuestras familias. Se halla presente en la fortaleza
de nuestras relaciones y en la confianza en
nuestra comunidad. Se evidencia en la
satisfacción con nuestro trabajo y en el
compromiso con un significado y objetivos
compartidos. Se transmite en nuestro potencial
para participar plenamente en la vida de la
sociedad".
Modelo Occidental de felicidad basado en un consumo posicional, que
aporta poco a la felicidad pero que agota los recursos…
como especie, hemos confundido lo que importa con lo que
reluce.
Ética y clase social
Mintiendo... solo lo justo
Economía y felicidad
El precio de la desigualdad
Un cierto grado de desigualdad económica es fundamental
para estimular el progreso y el crecimiento (recompensar
talento y el esfuerzo de quienes tienen la ambición necesaria
para innovar y asumir riesgos empresariales) pero la riqueza
extrema (al igual que la pobreza extrema) es una amenaza.
Los ricos están jugando con fuego en su visión cortoplacista;
no se dan cuenta de que su destino está unido al resto de la
población. "A través de la historia, esto es algo que el 1 por
ciento superior finalmente acaba aprendiendo. Demasiado
tarde".
Ética y clase social
Mintiendo... solo lo justo
Economía y felicidad
La alegría del evangelio
La crisis financiera que atravesamos
nos hace olvidar que en su origen
hay una profunda crisis
antropológica: ¡la negación de la
primacía del ser humano!
Todo el “exceso de diagnóstico”
catastrofista no merma…
… la esperanza en la alegría del evangelio, que nos
exhorta a decir
No a una economía de exclusión
No a la nueva idolatría del dinero
No a un dinero que gobierna en lugar de servir
No a la iniquidad que genera violencia
Para evitar que el “dinero” nos empobrezca…
El éxito económico-social, no debe hacernos olvidar que
vivimos en sociedad con otros seres tan dignos como
nosotros, por tanto…
Si conducimos un gran coche, debemos acordarnos
siempre de que no estamos solos.
Parece que biológicamente “somos justos”, pero todos
llevamos dentro el “virus” de la deshonestidad, por
tanto…
hay que estar atentos para que no se active ya que
los pequeños engaños lo van fortaleciendo
Conviene buscar la “llave” de la felicidad… en lo que
merece ser deseado y no en lo que simplemente se
desea
La riqueza que nos
empobrece
Descargar

La riqueza que empobrece