DIOS LE BENDIGA POR VENIR HOY A
LA REUNION DE LA IGLESIA.
.
Cuando Jesús
mostró su indignación
Leámoslo en Marcos 11. 15-18
• Pueden ustedes imaginarse la escena?
Llega Jesús, acompañado de sus discípulos y
entra a esa parte del templo a la que llamaban
el Atrio de los Gentiles.
• Ve una escena no muy agradable:
Corrales con toros y machos cabrios, ovejas, jaulas
llenas de palomas, todo en venta a los miles de
peregrinos judíos de todas partes del mundo.
Luego están las mesas de los cambistas con sus
montones de monedas de diferentes
denominaciones, para cambiar dinero a los
incontables judíos que habían llegado.
• El Señor se llena de indignación y comienza a
actuar en una forma muy diferente a su habitual
calma. Echa de allí a los vendedores y hasta a los
compradores ante el asombro de todo mundo.
Nadie se atreve a enfrentársele ante tal atropello.
Luego arremete contra los cambistas
tumbándoles las mesas del dinero y echándolos
de allí.
• El Señor permanece allí por un tiempo.
Mientras, no permite que nadie pase por el
atrio llevando alguna carga.
• Seguramente este comportamiento de Jesús
asombró a sus discípulos .
La explicación del episodio
La parte del templo donde estaban los
cambistas y vendedores de animales era el
Atrio (o patio) de los Gentiles. Esa parte del
templo se había convertido en un mercado.
Ese mercado era una especie de casas de
cambio.
1-. La gente necesitaba dinero para pagar el
impuesto del templo.
• 2- La gente necesitaba dinero para dar sus
ofrendas.
• 3.- La gente necesitaba dinero para compra
sus animales para los sacrificios.
• 4.- La gente necesitaba dinero aceptable,
porque la moneda extranjera era
considerada inmunda para comprar en el
templo.
• Los cambistas hacían su agosto porque
cobraban comisiones muy grandes por hacer
el cambio.
Venta de animales.
• La venta de animales era un negocio todavía
más feo que el de los cambistas. Nótese:
La gente del pueblo constantemente estaba
ofreciendo sacrificios de animales.
Toros, machos cabrios, o tórtolas si se era muy
pobre.
• La gente estaba prácticamente obligada a
comprar allí sus animales porque había
inspectores que siempre encontraban algún
defecto en los animales que la gente traía.
Esos inspectores estaban vinculados con
los comerciantes.
• Como es natural un animal aceptable, según
eso ya inspeccionado y aprobado llegaba a
costar mucho más que cualquier otro igual.
Pero además se trataba de un monopolio
desagradable. Porque el negocio de la venta
de animales en el templo estaba en manos de
la familia del sumo sacerdote eso pienso yo
Saul Cisneros.
Hagamos
• La aplicación del relato al mundo religioso de
hoy
• Cuando Jesús limpió el templo mostró
claramente su condena de quienes utilizan lo
que pertenece a Dios para hacer negocio.
Seguramente el Señor condena
muchas prácticas de hoy en día en los
grupos religiosos modernos.
• 1. La de esos grupos religiosos o ministerios
que constantemente están pidiendo, casi
exigiendo, dinero de la gente.
• Esas actividades comerciales tan comunes en
el mundo religioso de hoy:
Ferias y kermeses , Venta de revistas ,venta
de platillos de comida ,rifas,y otras cosas.
• Ya más cerca de nosotros, creo que aquí entran
aquellos predicadores que hacen de la
predicación una profesión.
Por supuesto la Palabra de Dios aprueba y hasta
manda que los predicadores sean sostenidos
para que hagan su obra: 1 Co. 9: 7,-14
2- COR 11:8- 9
Pero hay aquellos que claramente tratan de sacar
provecho de la predicacióy hacen riqueza de ella.
La aplicación del relato a nosotros los
cristianos de este “siglo 21”
• Apliquemos el pasaje al servicio que le
ofrecemos a Dios
Juan 2.14-17.
• Nuestro Señor estaba totalmente indignado
con el uso que se le estaba dando al templo.
Se notaba claramente que a los comerciantes
no les importaba que se tratara de la casa de
Dios.
nosotros fácilmente podemos
caer en el mismo pecado de no
respetar el lugar de adoracion .
• Así es cuando nuestro cristianismo es algo
solamente superficial, cuando no lo llevamos
en el corazón. Así es cuando hacemos las
cosas pertenecientes al servicio de Dios, sin
darles la importancia especial que tienen.
Hagámonos unas preguntas:
• ¿Cantamos con el corazón? (Ef 5.19)
• ¿Ofrendamos poniéndole la especial
importancia que tiene el dar? ¿Damos de
acuerdo a lo prosperado? (1 Co 16.2)
¿Procuramos ser generosos al ofrendar?
(2 Co 9.6)
• ¿Escuchamos la Palabra de Dios con la
debida atención y reverencia?
• ¿Tomamos esa Palabra en serio cuando se
trata de aplicarla a nuestra vida? (Stg 1.22-24)
Comprendamos que el Señor es celoso en
cuanto a nuestra actitud hacia lo sagrado. "El
celo de tu casa me consume".
• En el momento de la indignación de Jesús la
casa de Dios era el templo Ahora, la casa de
Dios es la iglesia: 1 Tim 3.14,15.
• hermanos: la acción y las palabras de Jesús,
inmensamente valientes, provocaron en
sus enemigos un odio mortal. Por decirlo así,
allí se firmó la sentencia de muerte contra el
Maestro.
Conclusion.
•
Cuando Jesús echó fuera del templo a los cambistas y
a los vendedores de animales él estaba expresando en
una forma impresionante su sentir:
Esto es, que las cosas de Dios son sagradas y por lo
tanto deben ser consideradas como muy delicadas y
especiales.
• Haya en nosotros ese mismo sentir que hubo en Cristo
Jesus
Muchas gracias. El Señor les bendiga.
Descargar

hechando fuera alos del templo