Colegio Carmelitas Vedruna
C/ San Fermín nº 28
31003 Pamplona – Navarra
España
Autor.- Iñigo Sánchez Vicondoa – 1º Bachiller
Universidad Central de Madrid, donde obtuvo la Licenciatura en 1922
Dictador entre 1923 - 1930
Marqués de Estella
Intentó alcanzar un escaño por Madrid en las elecciones a Cortes de
1931 en el proyecto de la Unión Monárquica Nacional, organización
política de vida muy breve, ya que se fundó en 1930 y se disolvió en
1934, ésta formación tenía una ideología de derechas, monarquismo y
conservadurismo
Resultó derrotado, teniendo a partir de entonces que limitar sus
actuaciones públicas en defensa de la labor de la Dictadura y a la
intervención letrada en diversos juicios.
En 1932 fue detenido bajo la sospecha de haber colaborado en la
sublevación protagonizada por el general Sanjurjo, finalmente fue
liberado sin cargos.
Su repulsa por las viejas fórmulas políticas le
llevó a interesarse por el fenómeno fascista,
participando en 1933 en el único número del
periódico El Fascio con un artículo en el que
preconizaba un nuevo modelo de Estado
social.
Creó poco después el Movimiento Español Sindicalista (MES) con el
afamado aviador Julio Ruiz de Alda, organización que enseguida entrará
en contacto con algunos miembros del Frente Español (FE) creado por
seguidores de José Ortega y Gasset.
El proyecto político de José Antonio fue madurando durante los meses
siguientes hasta que, finalmente, fue presentado en el madrileño Teatro
de la Comedia el 29 de octubre de 1933.
Algunos días más tarde el nuevo movimiento fue registrado con el
nombre de Falange Española
En las elecciones de 1933 obtuvo como independiente un escaño en la
candidatura conservadora presentada por la circunscripción de Cádiz.
En febrero de 1934 FE se fusionó con las Juntas de Ofensiva NacionalSindicalista (JONS), quedando regida a partir de entonces la
organización por una Junta de Mando en forma de triunvirato en el que
participaban José Antonio Primo de Rivera y Ramiro Ledesma Ramos
bajo la presidencia de Julio Ruiz de Alda.
José Antonio fue proclamado jefe nacional del partido en octubre de
1934.
Desde su escaño:
señaló las verdaderas causas de la Revolución de Octubre de 1934
describió el problema del sentimentalismo catalán
se opuso a la contrarreforma agraria diseñada por los conservadores
criticó duramente la corrupción de los políticos radicales
Pese a la propuesta de Frente Nacional que lanzara ante el peligro
marxista que se cernía sobre España, su voz fue desoída por las
derechas, de modo que los candidatos falangistas concurrieron en
solitario a los comicios celebrados en febrero de 1936, sin lograr ni un
solo escaño.
José Antonio fue detenido, junto a la mayor parte de la Junta Política de
FE de las JONS, el 14 de marzo de 1936 bajo la acusación de asociación
ilícita, cargo que fue rechazado por los tribunales
Tuvo que enfrentarse a diversos procesos
judiciales hasta que el 5 de junio de 1936 fue
trasladado a la prisión de Alicante, donde se
encontraba el 18 de julio
Deseoso de poner fin a la tragedia de la guerra, se ofreció
para mediar con los sublevados con el propósito de
establecer un régimen de salvación nacional, pero su oferta
no fue atendida por el Gobierno republicano.
Juzgado por rebelión, fue condenado a muerte y fusilado en
la madrugada del 20 de noviembre de 1936.
“Ojalá sea la mía la
última sangre española
que se vierta en
discordias civiles”.
Madrid 1903- Alicante 1936. Político español fundador de la Falange, hijo del general y dictador,
Miguel Primo de Rivera, que a su vez fue el creador y puesta en marcha de la Dictadura en
España, incluso con el consentimiento o visto bueno, de Alfonso XIII.
José Antonio, quiso seguir los pasos de su padre, del que fue un gran defensor. Ya por entonces
quiso ostentar un escaño político en las elecciones de 1931, en las cuales no obtuvo ningun
escaño y eso para él fue su primer fracaso, no obstante se presentó de nuevo en las elecciones
de 1933, aliado a una coordinadora de conservadores; y desde ese momento con su escaño en
las cortes , lanza las libertades republicanas y crea un partido netamente fascista, en el cual
quería hacer un calco de la dictadura de Mussolini y Hitler.
En 1933 creó la Falange española, (partido de la derecha ultraradical y de ideología fascista). Al
poco tiempo, se alió con el otro partido que tenía una tendencia muy similar a la suya, fue
cuando se fundó el partido FE JONS. Entonces es cuando la Falange fue tomando un carisma
muy elevado dentro de la nación.
Pero fue en 1936 cuando obtiene su mayor derrota, dentro de las elecciones de ese mismo año,
donde ya no consigue ni un solo escaño. Esta derrota le lleva a los falangistas al ostracismo y a
coger las armas y como consecuencia, a la conspiración de la República.
Fue ese año cuando el líder de la Falange (José Antonio), fue encarcelado y su partido
declarado ilegal dentro de la nación española. Pero fue el principio del fin, ya que unos meses
después, llego el golpe de estado donde Franco y el General Mola. Inician la Primera Guerra
Civil Española, entre los años 1936-1939. Fue entonces cuando es trasladado a una cárcel de
alta seguridad (Alicante), donde fue declarado culpable por un tribunal popular y la sentencia
fue a muerte y fusilado el día 20/11/1936.
Nadie pudo hacer nada, todo el país estaba en contra de la República, nadie pudo evitar su
muerte en plena juventud (33 años).
Hubiera sido un enemigo demasiado peligroso, y su muerte hizo que desapareciera el bando
rebelde.
Se dice que sus últimas palabras antes de ser ajusticiado fueron:
Ojalá fuera la mía la última sangre española que se vertiera en discordias civiles. Ojalá
encontrara ya en paz el pueblo español, tan rico en buenas calidades entrañables, la Patria, el
pan y la justicia
A José Antonio Primo de Rivera, se le hace martir del movimiento franquista. En 1959 su cuerpo
es exahumado y enterrado en el Valle de los Caídos.
(José Antonio Primo de Rivera y Sáenz de Heredia) Político fascista español, fundador de la
Falange (Madrid, 1903 - Alicante, 1936). Hijo primogénito del dictador Miguel Primo de Rivera,
decidió entrar en política para defender la memoria de su padre, generalmente denostada en
los años del hundimiento de la dictadura y de la implantación de la Segunda República (1931).
José Antonio fracasó en su intento de obtener un escaño de diputado en las elecciones de 1931,
a las que se presentó con la Unión Monárquica Nacional; pero consiguió su propósito en las de
1933, integrado en una coalición conservadora. Utilizó su escaño y las libertades democráticas
del régimen republicano para lanzar un nuevo partido de inspiración netamente fascista, atraído
por los modelos de Mussolini y Hitler.
Tras varios intentos fracasados, en 1933 creó la Falange Española; al año siguiente la fusionó con
otro grupo de ideología similar, las Juntas de Ofensiva Nacional Sindicalista de Onésimo
Redondo y Ramiro Ledesma Ramos, dando lugar a FE de las JONS. Combinando la agitación
callejera (frecuentemente violenta) de sus jóvenes militantes con la propaganda política, la
Falange fue adquiriendo notoriedad en la vida pública española.
Pero las elecciones de 1936, en las que no obtuvo ni un solo escaño, demostraron su escaso
apoyo entre la opinión pública. Por entonces, la Falange estaba ya decididamente inclinada
hacia el uso de la fuerza y el abandono de la lucha política legal, contra el ascenso del poder de
la izquierda y de los nacionalismos regionales, que entendía como amenazas contra sus valores
esenciales. La derrota electoral de 1936 confirmó esa tendencia y lanzó a los falangistas al
pistolerismo y a la conspiración contra la República.
En aquel mismo año, el gobierno de izquierdas declaró ilegal a la Falange como responsable de
desórdenes públicos, y encarceló a su jefe, José Antonio Primo de Rivera. Cinco meses más tarde
tuvo lugar el golpe de Estado militar encabezado por Mola y Franco, con el que dio comienzo la
Guerra Civil (1936-39). El gobierno republicano, consciente de la connivencia de la Falange con
los golpistas, trasladó a José Antonio de Madrid a una cárcel más segura en Alicante, donde fue
condenado a muerte por un tribunal popular y fusilado.
Los militares alzados en armas contra la República no hicieron nada por salvar la vida de José
Antonio, cuya muerte en plena juventud les suministró un mito heroico ampliamente explotado
en los años siguientes; al mismo tiempo, la desaparición de José Antonio eliminó del bando
rebelde al único líder con carisma que podía hacer sombra a los militares, dejando el camino
expedito para la conversión de la Falange en partido único del régimen (unificada con los
tradicionalistas formando FET de las JONS), una Falange domesticada y desprovista de su mística
revolucionaria inicial, con Franco como jefe nacional.
De la fundación jose antonio
José Antonio Primo de Rivera y Sáenz de Heredia nació el 24 de abril de 1903, aunque sus raíces
familiares lo vincularon a las gaditanas tierras de Jerez de la Frontera. Fue el mayor de cinco
hermanos que quedaron huérfanos de madre en 1908. Miembro de una familia de tradición
militar, optó sin embargo por el dominio de las Leyes, estudiando la carrera de Derecho en la
Universidad Central de Madrid, donde obtuvo la Licenciatura en 1922. Siendo hijo del Dictador
que gobernó en España entre 1923 y 1930, permaneció totalmente ajeno de la actividad política
hasta el fallecimiento de su padre, muerto en su exilio parisino apenas unas semanas después
de resignar su cargo, y de quien heredó el marquesado de Estella. Con el único fin de revindicar
su memoria, duramente atacada por los representantes de la vieja política, participó en el
proyecto de la Unión Monárquica Nacional, organización política de vida muy breve. Intentó
alcanzar un escaño por Madrid en las elecciones a Cortes de 1931 para su filial propósito, pero
resultó derrotado, teniendo a partir de entonces que limitar sus actuaciones públicas en defensa
de la labor de la Dictadura a la intervención letrada en diversos juicios. Aunque fuera detenido
en 1932 bajo la sospecha de haber colaborado en la sublevación protagonizada por el general
Sanjurjo, finalmente fue liberado sin cargos. Su repulsa por las viejas fórmulas políticas le llevó a
interesarse por el fenómeno fascista, participando en 1933 en el único número del periódico El
Fascio con un artículo en el que preconizaba un nuevo modelo de Estado social. Creó poco
después el Movimiento Español Sindicalista (MES) con el afamado aviador Julio Ruiz de Alda,
organización que enseguida entrará en contacto con algunos miembros del Frente Español (FE)
creado por seguidores de José Ortega y Gasset. El proyecto político de José Antonio fue
madurando durante los meses siguientes hasta que, finalmente, fue presentado en el madrileño
Teatro de la Comedia el 29 de octubre de 1933. Algunos días más tarde el nuevo movimiento
fue registrado con el nombre de Falange Española (FE).
Daba comienzo así una etapa de febril actividad política, en la que compaginaría la exigencia de
la consolidación del nuevo movimiento con la calidad de diputado, pues en las elecciones de
1933 obtuvo como independiente un escaño en la candidatura conservadora presentada por la
circunscripción de Cádiz. En febrero de 1934 FE se fusionó con las Juntas de Ofensiva NacionalSindicalista (JONS), quedando regida a partir de entonces la organización por una Junta de
Mando en forma de triunvirato en el que participaban José Antonio Primo de Rivera y Ramiro
Ledesma Ramos bajo la presidencia de Julio Ruiz de Alda. Pero el abolengo de su apellido, la
plataforma parlamentaria y su valiosa personalidad hicieron de José Antonio el máximo
representante de FE de las JONS desde el primer momento, siendo finalmente proclamado jefe
nacional del partido en octubre de 1934.
A medida que crecían, las filas falangistas iban liberándose de conspicuos monárquicos que
lastraban el proyecto político de José Antonio. Pero será la defección de Ramiro Ledesma la que
marque un punto de inflexión determinante en la trayectoria del pensamiento joseantoniano,
cada vez más alejado del corporativismo fascista. Desde su escaño señaló las verdaderas causas
de la Revolución de Octubre de 1934, describió el problema del sentimentalismo catalán, se
opuso a la contrarreforma agraria diseñada por los conservadores y criticó duramente la
corrupción de los políticos radicales. Pese a la propuesta de Frente Nacional que lanzara ante el
peligro marxista que se cernía sobre España, su voz fue desoída por las derechas, de modo que
los candidatos falangistas concurrieron en solitario a los comicios celebrados en febrero de
1936, sin lograr ni un solo escaño.
José Antonio fue detenido, junto a la mayor parte de la Junta Política de FE de las JONS, el 14 de
marzo de 1936 bajo la acusación de asociación ilícita, cargo que fue rechazado por los
tribunales. Pero, retenido en la cárcel a instancias de las autoridades gubernamentales del
Frente Popular, ya no recuperaría la libertad. Mientras sus camaradas eran perseguidos —
encarcelados o asesinados—, José Antonio tuvo que enfrentarse a diversos procesos judiciales
hasta que el 5 de junio de 1936 fue trasladado a la prisión de Alicante, donde se encontraba al
producirse el Alzamiento el 18 de julio. Deseoso de poner fin a la tragedia de la guerra, se
ofreció para mediar con los sublevados con el propósito de establecer un régimen de salvación
nacional, pero su oferta no fue atendida por el Gobierno republicano. Juzgado por rebelión, fue
condenado a muerte y fusilado en la madrugada del 20 de noviembre de 1936. Apenas unas
horas antes, dejó escrito en su testamento: “Ojalá sea la mía la última sangre española que se
vierta en discordias civiles”.
Finalizada la Guerra, sus restos fueron trasladados al Monasterio de San Lorenzo de El Escorial.
Allí reposaron hasta que el 30 de marzo de 1959 recibió sepultura ante el Altar Mayor de la
Basílica de la Santa Cruz del Valle de los Caídos, adonde llegó portado a hombros de sus
camaradas, muchos de los cuales no tuvieron la oportunidad de conocerle en vida. En el granito
de la losa que lo cubre simplemente aparece grabado el nombre con el que ha pasado a la
Historia:
Descargar

Diapositiva 1