Los amigos se pueden comparar a los "colores",
cada uno con su matiz, y
cada uno con su influjo en nosotros
Existe el Amigo "color verde":
es aquel que en todo hace resaltar la belleza
de la Vida y pone esperanza en ella.
¡Él nos levanta el ánimo! ¡Nos anima a vivir!
Existe el
Amigo
"color
azul": él
siempre
trae
palabras
de paz y
de
serenidad,
al oírlo, nos da la impresión de que estamos en contacto
directo con el cielo o con el profundo azul del mar.
¡Él nos hace entrar en nosotros mismos!
Existe el amigo "color
amarillo":
él nos cobija, así como
el sol;
nos hace reír, sonreír y ver el
amarillento brillo de las estrellas
al alcance de nuestras manos.
Transmite felicidad
Existe el Amigo "color rojo":
es aquel que domina las reglas
de vivir, es como nuestra
sangre.
Él es muy directo y te
advierte tal vez de los
peligros; pero nunca te
desanima ni te disminuye
el coraje.
Es generoso en palabras
amigables y repletas de
calor y simpatía.
Existe el Amigo
"color naranja":
él nos trae la
sensación de
vigor y salud.
Enriquece nuestro espíritu con energías que son
verdaderas vitaminas para nuestro crecimento
interior.
Existe el Amigo "color añil":
él nos enseña el silencio, la interiorización y el
autoconocimiento.
Es para nosotros un generador de pensamientos y reflexiones.
Nos contrasta y nos ayuda a conocernos más a nosotros mismos.
Existe el Amigo "color
violeta":
él trae toda nuestra esencia
majestuosa,
como la de los reyes y los
magos.
Sus palabras tienen
nobleza, autoridad y
sabiduría.
Existe el Amigo "color negro":
él es habil en mostrar nuestro lado más oscuro,
con palabras que nos destapan la realidad.
Nos habla sin "anestesia" y con buenas intenciones.
Nos lleva a reconocer mejor nuestras malas actitudes frente a la vida.
Y existe el Amigo "color blanco":
él nos revela verdades aprendidas con lo que nos pasa, porque se fija y
saca conclusiones.
Él nos prueba que todos podemos aprender de la experiencia y que,
compartiendo lo aprendido, nos ayudamos a mejorar.
Descargar

Diapositiva 1 - Mundo Escolar