La economía del líder
PORQUE SI ALGUNO NO PROVEE PARA LOS
SUYOS Y MAYORMENTE PARA LOS DE SU
CASA, HA NEGADO LA FE Y ES PEOR QUE UN
INCRÉDULO.
1 TIMOTEO 5.8
El líder tiene la responsabilidad de proveer
alimento espiritual para sus discípulos
Pero la primer responsabilidad la tiene
para con su propia vida y su propia casa
Porque si alguno no provee para los suyos y
mayormente para los de su casa, ha negado la
fe y es peor que un incrédulo.
1 Timoteo 5.8
Porque si alguno no provee para los suyos y
mayormente para los de su casa,
ha negado la fe.
1 Timoteo 5.8
El líder tiene que ser una persona de fe
Pero si no sabe proveer para los suyos y
mayormente para los de su casa, ha negado la
fe.
1 Timoteo 5.8
Me sorprende encontrar gente de fe fuera de las
iglesias y líderes dentro de las iglesias que están
negando la fe que dicen profesar
Porque si alguno no provee para los suyos y
mayormente para los de su casa, ha negado la
fe y
es peor que un incrédulo.
1 Timoteo 5.8
El líder tiene que brillar, tiene que
influenciar en medio de los incrédulos
Pero si no provee para los suyos y mayormente
para los de su casa,
es peor que un incrédulo.
1 Timoteo 5.8
Me sorprende encontrar incrédulos fuera de las
iglesias que saben proveer para los de su casa y
líderes dentro de las iglesias que son peores que
los incrédulos porque no saben cómo mantener
a su familia
Áreas que el líder debe proveer
 Emocional
 Espiritual
 Intelectual
 Alimentación
 Vestimenta
 Casa
 Auto
 Esparcimiento
El líder tiene que aprender a discipular
todas las almas que pueda
Para esto el modelo de discipulado de Jesús,
enfocado en entrenar líderes para que a su vez
discipulen a otros, tiene que ser seguido por
cada ministro en este tiempo
Pero el líder además de ganar todas las almas
posibles, también tiene que aprender a ganar
todo el dinero posible
Y para esto también tenemos un modelo
bíblico para la economía
En general los líderes tienen una
mentalidad económica equivocada
Y casi siempre terminan fracasando también en
el ministerio, por no cambiar su vieja
mentalidad
La mayoría de los líderes sale de Egipto, pero la
economía egipcia no sale de sus mentes
Muchos líderes siguen teniendo una
mentalidad laboral y no pueden entender la
mentalidad empresarial de Jesús.
Señor, tu dinero lo he multiplicado por 10. Y
Jesús le respondió: Sos un buen siervo y porque
fuiste fiel en lo poco, te voy a dar autoridad
espiritual sobre 10 ciudades.
Lucas 19.16.17
Este es un ejemplo de un líder que no estaba
enfocado solo en transformar ciudades, sino
que también era bueno en las cuestiones
económicas.
Un buen líder tiene que aprender a
multiplicar el dinero que tiene
El que no es bueno con el dinero le va a
costar también ser bueno en el ministerio
Porque si alguno no provee para los suyos y
mayormente para los de su casa, ha negado la
fe y es peor que un incrédulo.
1 Timoteo 5.8
Damos muchos cursos para que una
persona aprenda a ser un mejor lider
Tenemos que dar también muchos cursos para
que un líder aprenda a manejar bien su
economía
El principio económico fundamental que el
líder tiene que aprender es quién tiene la
manija en su vida
La mayoría de la gente y de los líderes dejan
que el dinero sea el que tenga la manija en su
vida.
Casi todos trabajan para ganar dinero.
Se “conforman” solamente con dar el
diezmo y las ofrendas.
El resto del dinero se lo gastan y como no les
alcanza siguen siempre trabajando para ganar
más dinero.
No saben proveer para los suyos y mayormente
para los de su casa, están negado la fe y son
peores que los incrédulos.
1 Timoteo 5.8
El principio espiritual que todo líder tiene que
conocer es que el dinero es el que tiene que
trabajar para mi
Y para esto hay que tomar una decisión tan
fundamental como haber comenzado a diezmar
y a ofrendar:
El resto del dinero antes de gastarlo todo
hay que aprender a hacerlo trabajar
Pedís y no recibís porque pedís mal, para
gastarlo todo …
A casi nadie le han enseñado a hacer
trabajar el dinero comenzando negocios
Y llamando a 10 siervos, les dio una suma de
dinero y les dijo: “hagan negocios” hasta que
vuelva.
Lucas 19.13
Jesús les hablaba a judíos que en general
habían sido enseñados a hacer negocios.
Nosotros vivimos en una cultura antibíblica en
cuanto al dinero y no estamos acostumbrados a
hacer negocios con el dinero.
Los líderes saben gastar dinero, pero no
saben multiplicar dinero.
Si no aprendés a multiplicar el dinero te va
a costar multiplicar almas
Quiero desafiarte a que seas bueno en las 2
cosas
Un gran multiplicador de almas
Un gran multiplicador de dinero
Seguir creciendo para ayudar a pastorear a
multitudes de gente, discipulando todas las
almas que puedas.
Comenzar a crecer también en tu área
económica, aprendiendo a hacer buenos
negocios y ganar todo el dinero posible
Descargar

924 Kb - Ministerio Pueblo Deseado