Los recuerdos del porvenir
Elena Garro
Die Autorin
•
•
•
•
Elena Garro
1920 in Puebla/México geboren
Schriftstellerin und Dramenautorin
Erziehung durch Privatlehrer, keine formale
Schulbildung
• 1936- Literatur-, Theater- und
Choreographiestudium an der Universidad
Nacional Autónoma de México
• 1937- Hochzeit mit Octavio Paz, Ende ihrer
Karriere als Balletttänzerin und Choreographin.
Die Autorin
• Umzug nach Spanien, Beginn des Spanischen
Bürgerkrieges im Kreise der Alianza de Intelectuales
Antifascistas in Valencia
• Jahre in New York, Paris und Japan
• 1960er Jahre: Scheidung vom possessiven Octavio
Paz
• Verlust der mexikanischen Staatsbürgerschaft
• Auf ständiger Flucht mit Helena Paz (Frankreich,
Spanien, USA)
• 1991 Rückkehr nach Mexiko
• 1998 stirbt sie in Cuernavaca/Mexiko
Werk
Dramen:
•
•
•
•
Un Hogar Sólido y otras piezas,1983
Felipe Ángeles, 1979
La señora en su balcón, 1994
Sócrates y los gatos, 2003
Werk
Romane, eine Auswahl:
•
•
•
•
Los recuerdos del porvenir, 1963
Testimonios sobre Mariana, 1981
Reencuentro de personajes, 1982
Andamos huyendo Lola, 1980
Auszeichnungen
• Premio Xavier Villaurrutia (1963)
für Los Recuerdos del Porvenir
• Premio Sor Juana Inés de la Cruz
(1996)
• Premio Grijalbo (1989)
Historischer Kontext
Mexikanische Revolution
• Beginn 20. November 2010
• Aufstand gegen Porfirio Díaz, angeführt von
Francisco Madero
• Liberale, anarchistische, populistische sowie
Agrarbewegung
• Revolution mündet in Bürgerkrieg
• 1919 wird Emiliano Zapata, el Caudillo del Sur
ermordet
• http://www.youtube.com/watch?v=B4ZAiaBl53E
Historischer Kontext
Guerras Cristeras:
• Bürgerkrieg in Mexiko, von 1926 bis 1929
• Krieg zwischen Regierung und katholischen
Bauernmilizen
• Aufbegehren gegen das von Calles erlassene
antiklerikale Gesetz
• Gegen das Eingreifen des Zentralstaates in
Dorfbelange
Los recuerdos del porvenir
• Realismo Mágico
• Zyklisches Zeitverständnis
• Die Zukunft ist die Wiederholung der
Vergangenheit
• Inspirierte Gabriel García Márquez zu Cien
años de soledad
Los recuerdos del porvenir
• Reflexion über die Ära der mexikanischen
Revolution sowie über jene der Guerras
Cristeras
• Erzählinstanz: Ixtepec, ein fiktives Dorf im
Süden Mexikos, das aus einem kollektiven
Gedächtnis heraus die Geschichten seiner
Bewohner erzählt
Los recuerdos del porvenir
Aquí estoy, sentado sobre esta piedra aparente. Sólo
mi memoria sabe lo que encierra. La veo y me
recuerdo, y como el agua va al agua, así yo,
melancólico, vengo a encontrarme en su imagen
cubierta por el polvo, rodeada por las hierbas,
encerrada en sí misma y condenada a la memoria y a
su variado espejo. La veo, me veo y me transfiguro en
multitud de colores y de tiempos. Estoy y estuve en
muchos ojos. Yo sólo soy memoria y la memoria que
de mí se tenga. (9)
Los recuerdos del porvenir 1.Teil
En aquellos días Julia determinaba el destino de todos nosotros
y la culpábamos de la menor de nuestras desdichas. Ella
parecía ignorarnos, escondida en su belleza. (24)
Desde la tarde que la vi desembarcar del tren militar me
pareció mujer de peligro. Nunca había andado nadie como ella
en Ixtepec. Sus costumbres, su manera de hablar, de caminar y
mirar a los hombres, todo era distinto en Julia. Todavía la veo
paseándose por el andén, olfateando el aire como si todo le
pareciera poco. Si alguien la veía una vez, era difícil que la
olvidara, de modo que no sé si el extranjero ya la conocía; el
hecho es que no pareció sorprenderse del encuentro ni de su
belleza. (39)
Los recuerdos del porvenir 1.Teil
Al salir de la noche se perdieron por el camino
de Cocula, en el resplandor de la luz rosada del
amanecer. El arriero entró al pueblo y nos
contó cómo todo Ixtepec dormía redondo y
negro, con las figuras inmóviles en las calles y
en los balcones. Era un mar negro, rodeado por
los albores del campo- dijo. Nunca más
volvimos a oír de los amantes. (145)
Los recuerdos del porvenir 2.Teil
La joven se puso de pie y echó a correr cuesta abajo.
¡Aunque Dios me condene quiero ver a Francisco
Rosas otra vez! Su voz sacudió la colina y llegó
hasta las puertas de Ixtepec. De sus ojos salieron
rayos y una tempestad de rizos negros le cubrió el
cuerpo y se levantó un remolino de polvo que volvió
invisible la mata de pelo. En su carrera para
encontrar a su amante, Isabel Moncada se perdió.
Después de mucho buscarla, Gregoria la halló tirada
muy abajo, convertida en una piedra, y aterrada se
santiguó. (294)
Los recuerdos del porvenir 2.Teil
También Francisco Rosas dejó de ser lo que
había sido; borracho y sin afeitar, ya no
buscaba a nadie. Una tarde se fue en un tren
militar con sus soldados y sus ayudantes y
nunca más supimos de él. Vinieron otros
militares a regalarle tierras a Rodolfito y a
repetir los ahorcados en un silencio diferente y
en las ramas de los mismos árboles, pero
nadie, nunca más, inventó una fiesta para
rescatar fusilados. (294)
Besonderheiten
• Dichotomie: Zwei komplementäre Prinzipien
des Maskulinen, verkörpert von Francisco
Rosas und Felipe Hurtado
• Die Subjektivität des Zeitverständnisses
Descargar

La Milagrosa