Si por casualidad
• Si por casualidad, perdiste la
motivación para el trabajo y te
pesan las obligaciones . . .
Si perdiste el estímulo para seguir
luchando y ya te has abandonado .
Si perdiste una serie de
amigos y te castiga la soledad
Si, tal vez, perdiste el último
rayo de luz y andas en
tinieblas
Si tus objetivos parecen cada
vez más distantes y
desfallece el ánimo para
continuar . . .
Si alimentas las mejores
intenciones y aún así te
critican . . .
Si tus pies heridos muestran
la marca de los días gastados
en busca de soluciones que
el tiempo todavía no trajo . . .
Si tus manos se extienden
trémulas con ansias de tomar
otra mano que no puedes
retener, porque la tuya ya no
está . . .
Si tus hombros se alzan y no
pueden sostener la cruz,
porque es demasiado pesada
y dolorosa . . .
Si levantas tus ojos al cielo y
no encuentras la respuesta a
las súplicas hechas
Si amas el suelo firme y
tienes la impresión de pisar
en el pantano de la
inseguridad . . .
Si quieres mar abierto y
encallas en la arena el navío
de tus sueños
Si quieres un mundo más
limpio y fraterno y los
hombres se aburren de la
paz, de la armonía,
lanzándose a la guerra . . .
Si hablas y gritas buscando
respuestas y encuentras
solamente el eco de la
angustia
Si la fe te parece
charlatanería inútil y nada de
lo eterno te despierta
resonancias . . .
Si tanto lloraste, que no
descubres estrellas en lo alto
Si hasta la esperanza te falta
como sostén y arrastras tu
cuerpo laderas abajo . . .
Si el encanto de la vida murió
en el camino y un gusto
amargo de cenizas, queda en
tus labios . . .
Si te gustaría ser íntegro,
fuerte, equilibrado,
y te sientes dividido,
vacilante, fragmentado,
hecho un guiñapo
Totalmente destrozado,
arrójate confiado a los pies
del Redentor. La Cruz
sintetiza los misterios de la
vida, de la muerte, del dolor.
Nuestra cruz pesa menos,
cuando levantamos la mirada
hacia la Cruz fijando con
serenidad en Cristo
Descargar

Si por casualidad