Ámbitos de realización musical en la Edad Media
Juglares
POPULAR
Goliardos
Popular
Ministriles
X
Canciones de gesta
Danzas
Espectáculos con
integración de
lenguajes y recursos
Estilización
Profano
Trovadores
Cortesano
Troveros
Poesía
lírica
Monodía
amorosa
profana
Minnesänger
CULTO
Contrafactura
Misa
Eclesiástico
Canto
llano
Canto
Gregoriano
•Salmodia
Oficios monásticos
•Himnodia
La música popular medieval
Jocularis = gracioso
Juglares
En francés jongleur
Artistas ambulantes que recorrían las aldeas, los
pequeños mercados y las plazas públicas,
montando espectáculos en los que combinaban
música, actuación, malabares y otras destrezas.
Con el tiempo se establecen en las ciudades y
también integran los gremios de músicos
municipales.
Socialmente muchos comparten con los goliardos un
estatus de proscritos, ganándose el sustento a partir del
trueque, y luego del pago, a cambio de sus actuaciones.
Su repertorio musical se compone de danzas y canciones de tradición oral. En ellas
transmiten acontecimientos políticos y sociales, o desarrollan irónicas visiones sobre su
tiempo, siempre a partir de alegorías y mitos populares. Todas son anónimas, ya que
pertenecen a un paradigma que no concibe la autoría individual como valor
La música popular medieval
Adoradores de San Golias, el obispo mítico del país de jauja
Goliardos
Estudiantes que
abandonan
monasterios y
escuelas, y se hacen
vagabundos
Presumen de su
capacidad de leer y
escribir, diferenciándose
de los otros grupos
Se cree que son los
autores, al menos
parcialmente, de los
Carmina Burana,
cancioneros medievales
que recopilan canciones
dedicadas al vino, la
comida y las mujeres,
además de obras
devocionales
La música popular medieval
In taberna quando sumus
Goliardos
Cuando estamos en la taberna, no nos preocupamos de qué sea eso de la tierra,
sino que nos apresuramos hacia el juego, por el cual siempre sudamos.
Lo que se hace en la taberna, donde el dinero es el que trae las copas,
esto es lo que es necesario averiguar, así que escuchad lo que os voy a decir.
Unos juegan, otros beben; algunos se dedican indistintamente a ambas cosas.
Pero entre los que se dedican al juego, de éstos, unos son desnudados
y otros allí mismo se visten; algunos se visten con sacos.
Allí nadie teme a la muerte, sino que confían a Baco su suerte.
Primero, por la rica tabernera; en honor a ella beben los hombres libres.
Una vez más, por los cautivos; después, beben tres veces por los vivos;
cuatro, por el conjunto de los cristianos; cinco, por los fieles difuntos;
seis, por las hermanas frívolas; siete, por los caballeros salvajes.
Ocho, por los hermanos pervertidos; nueve, por los monjes separados;
diez, por los navegantes; once, por los que disienten;
doce, por los penitentes; trece, por los caminantes.
Tanto por el papa como por el rey, beben todos sin ley.
La música popular medieval
Ministriles
Mester = oficio
Ministeriales: tienen un oficio
en la corte.
Música: juglares empleados
de los trovadores como
instrumentistas que residen en
las cortes
Son el grupo de mayor
movilidad social. Algunos pasan
a la historia como trovadores.
Se cree que al proveer la
música para la poesía
trovadoresca, producen el
ingreso de la música popular a
la tradición escrita, proceso en
el cual aquella se estiliza.
Algunos paulatinamente
se especializan como
músicos instrumentistas
de oficio y se convierten
en músicos municipales
agremiados (colegiados)
con el desarrollo de las
ciudades.
Instrumentos: viento madera
Galoubet (flauta de tres agujeros) y tamboril
Un par de instrumentos pensados para que los toque
una sola persona. La flauta poseía pico, dos agujeros
en la parte superior y uno en la inferior. Los demás
sonidos se obtenían como armónicos al soplar más
fuerte. El tamboril era similar a una caja, con un
bordón o chirlera.
Instrumentos musicales medievales
Zanfona
La zanfona, organistrum, zanfoña o viola de
rueda, es un instrumento de cuerda frotada
mecánico, que suena al frotarse sus cuerdas por
una rueda que se controla con una manivela. Las
alturas se modifican tocando sobre un teclado
que “pisa” la cuerda en diferentes lugares.
Instrumentos musicales medievales
Rabel o Rebec
Antecesores del violín, se diferencian
por la cantidad de cuerdas y además
por los ámbitos de uso.
El Rebec es el más antiguo y desciende
del Rebab árabe.
Vielle o violín medieval
Instrumentos musicales medievales
Guiterna y Cítola
Antecesores de la guitarra, ambos
eran instrumentos de cuerda pulsada.
En ambos casos se tocaba con
plectro. Se cree que descienden de la
influencia árabe en España, ya que
entre las muchas denominaciones
que se adscriben a estos
instrumentos, aparece la de Guitarra
morisca, junto a la de Guitarra latina.
En las Cantigas de Alfonso el Sabio,
aparecen referencias a este tipo de
instrumentos
Instrumentos musicales medievales
Salterio y Arpa
El salterio es un desarrollo del arpa, que a partir
de la influencia árabe producto de las cruzadas,
comienza a tener una caja de resonancia.
Su ejecución se producía con dos plectros en
forma de pluma y tenía cuerdas de metal.
Entre las arpas medievales aparecen la lira
(heredera del mundo antiguo), el arpa románica y
el arpa gótica.
Las arpas en general eran utilizadas en la música
cortesana, sobre todo a partir del siglo XIII
Instrumentos musicales medievales
Laúd medieval
También a partir del contacto cultural de las cruzadas,
el Ud árabe comienza a aparecer con fuerza en
Europa.
Su sucesor, el Laúd, progresivamente irá
reemplazando al salterio, la mandola, y otros
instrumentos de cuerda punteada, para convertirse en
el renacimiento en el instrumento más utilizado en la
música doméstica.
A l'entrada del tens clar
A l'entrada del tens clar, eya
per joia recomençar, eya
e per jelos irritar, eya
vol la regina mostrar
qu' e' es si amorosa.
A la vi, a la via, jelos,
laissaz nos, laissaz nos
ballar entre nos, entre nos
El' a fait per tot mandar, eya
non sia jusqu'a la mar, eya
piucela ni bachalar, eya
que tuit non venguan dançar
en la dansa joiosa
A la vi, a la via, jelos...
Lo reis i ven d'autra part, eya
per la dansa destorbar, eya
que el es en cremetar, eya
que om no li vólh' emblar
la regin' aurilhoza
A la vi, a la via, jelos...
Al inicio de la temporada soleada - ¡eya!
Para renovar otra vez nuestra alegría - ¡eya!
Y para irritar a todos los maridos celosos - ¡eya!
¡Nuestra Reina desea mostrar que está llena de amor!
¡Váyanse, váyanse, todos los celosos!
Déjennos, sí déjennos
Bailar juntos, juntos
Ella ha proclamado por todos lados - ¡eya!
Hasta el borde del mar - ¡eya!
Que cada soltero y cada doncella - ¡eya!
¡Deben unirse y bailar con nosotros nuestro baile de alegría!
¡Váyanse, váyanse, todos los celosos!...
El Rey viene desde otro lugar - ¡eya!
Para intentar arruinar nuestro baile - ¡eya!
Porque está muy asustado - ¡eya!
¡De que alguien quiera arrebatarle su Reina de Abril!
¡Váyanse, váyanse, todos los celosos!...
Descargar

Diapositiva 1 - Facultad de Bellas Artes