Donde Dios me quiera...
Escuché una historia de
un hombre de negocios
que nunca sabré quien es,
pero sé que Dios quería
que yo oyera su historia.
Él era Gerente en una
compañía que había
sido diezmada por el
ataque a las Torres
Gemelas.
Había citado a los
miembros restantes de
esa compañía, para
compartir su espacio
en la oficina.
Con su voz llena de temor, contó
las historias de por qué estas
personas estaban vivas y sus
colegas muertos.
Todas las historias eran simples y
pequeñas. .
Uno de los miembros de la
compañía entró tarde ese día
porque su hijo empezó el
jardín de infantes.
Otro compañero
estaba vivo porque
le tocó a él ir a
comprar las donas
de ese día.
La historia que me golpeó
mas, fue la del hombre que
se puso un nuevo par de
zapatos esa mañana...
... ese día se averió su auto,
entonces decidió caminar hacia
su trabajo; pero antes de llegar,
una ampolla afectó su pie.
Se detuvo en una farmacia para
comprar una venda.
Por eso él está vivo.
Así que, ahora, cuando estoy atorado en
el tráfico, espero un ascensor, tardo en
contestar un teléfono que insiste o pasan esas cosas pequeñas que me
incomodan - pienso: es exactamente
donde Dios quiere que esté en ese
mismo momento. Dios me bendice con
todas esas pequeñas molestias.
Es esa vocecita
diminuta dentro de ti
Tenlo presente, y cuando
sientas de repente que nada
bueno te está pasando ...
… ÉSE ES DIOS
que te habla a través del
Espíritu Santo.
Cuando pienses en alguien
que no has visto en mucho
tiempo, y de repente lo ves,
o recibes una llamada
telefónica, o carta de ellos...
… ÉSE ES DIOS,
no hay tal cosa como la "coincidencia."
Cuando has recibido algo
maravilloso en tu vida, que ni
siquiera sabes cómo llegó,
como un dinero en el correo,
una deuda que se aclara
misteriosamente, o
simplemente recibiendo algo
querido, pero que no podrías
permitirte el lujo de tenerlo …
… ÉSE ES DIOS,
Él conoce los deseos de tu corazón...
Cuando pasas por
una situación fea
en la vida y no
tengas ninguna
pista de cómo vas
a mejorarla …
ÉSE ES DIOS...
… que siempre nos permite ver un día más luminoso
¿Crees que este correo te llegó
por casualidad?
¡Yo estaba pensando en ti !
A mi me lo envió un buen amigo.
Espero te sirva y lo compartas con los tuyos.
Descargar

Donde Dios me quiera