Evangelio según San Marcos
San Marcos 1, 21-28
Lectura del Santo Evangelio
según San Marcos
Gloria a ti, Señor.
Jesús entró en Cafarnaún, y cuando llegó el sábado,
fue a la sinagoga y comenzó a enseñar.
Todos estaban asombrados de su enseñanza, porque
les enseñaba como quien tiene autoridad y no como los
escribas.
Y había en la sinagoga un hombre poseído de un espíritu
impuro, que comenzó a gritar:
“¿Qué quieres de nosotros, Jesús Nazareno?
¿Has venido para acabar con nosotros?
Ya sé quién eres: el Santo de Dios”.
Pero Jesús lo increpó diciendo:
“Cállate y sal de este hombre”.
El espíritu impuro lo sacudió violentamente y,
dando un gran alarido, salió de ese hombre.
Todos quedaron asombrados y se preguntaban unos a
otros:
“¿Qué es esto? ¡Enseña de una manera nueva, llena de
autoridad; da órdenes a los espíritus impuros, y estos
le obedecen!”
Y su fama se extendió rápidamente por todas partes,
en toda la región de Galilea.
Palabra del Señor.
Gloria a ti, Señor
Jesús.
Que sepamos acoger tu enseñanza, Señor
Hoy, queremos decirte que te amamos y que te reconocemos como
el Hijo de Dios, que tu enseñanza llegue hasta el fondo de nuestros
corazones, haznos como Tu quieres que seamos, cambia y saca
de nuestros corazones todo lo que no es tuyo.
“Quiero mi Señor, cambiar; cambiar todo lo que me está
estorbando y no me permite estar más cerca de ti.
Quiero dejar atrás la pereza de buscarte, la pereza de servirte en el
otro, la pereza de no confesar y reconocer mis pecados, haz que
crezca en mí el deseo de recibirte en la Santa Eucaristía, quiero
crecer en el amor y en la alegría de estar junto a ti”.
Amén.
Si deseas recibir mails, relacionados con la Iglesia: que contienen
diapositivas, vida de Santos, Evangelio del Domingo, etc.
Escribe a: [email protected] o a [email protected],
con el título suscripciones.
Servicio Gratuito.
Que Dios te llene de bendiciones.
Y que permanezcamos unidos en el amor de Jesús.
Descargar

Diapositiva 1 - Un espacio católico de