Pasaje de fluidez 18. El cazador
Un cazador andaba disparando en el monte cuando vio a un hombre que le
preguntó.
—¿Qué haces?
—Estoy cazando —contestó.
—Ven, sígueme.
Aquel hombre lo condujo y, como en un sueño, el cazador vio a todos los
animales que había herido sin matar.
—¿Ya viste cuántos animales has lastimado? Cuando vayas a cazar, apunta
bien, porque si nada más los lastimas y hieres, te voy a mandar a mis perros
para que te castiguen.
El hombre se asustó mucho, pues supo que aquel hombre era el Dueño de
los Animales. Ya nunca volvió a cazar.
Descargar

Pasaje de fluidez 18. El cazador