Christopher
Scott Kyle
El Francotirador
Biografia
• (Odessa, Texas; 8 de abril de 1974 - Glen Rose, Texas ; 2 de
febrero de 2013) fue un francotirador y
militar estadounidense perteneciente a los SEAL de la Armada de los
Estados Unidos, famoso por ser el francotirador más letal de la
historia militar estadounidense. Fue apodado como el demonio de
Ramadi (Al-Shaitan Ramad) por los iraquíes durante la invasión de
Irak de 2003 y la posterior guerra.
Biografía
• Christopher Kyle nació en Odessa, en el estado de Texas, en 1974; era
hijo de un matrimonio religioso que se dedicaba a las labores de su
granja. A los ocho años, Chris Kyle recibió como regalo un
rifle Springfield, y se aficionó junto a su padre a
la cacería de faisanes, codornices y ciervos, desarrollando una gran
aptitud en el manejo efectivo de un arma; posteriormente le
regalaron una escopeta.
• Intentó ganarse la vida como cowboy de rodeos en su estado, pero un
accidente grave en un brazo lo retiró de los rediles. En 1998 Chris
intentó enrolarse en la Marina de los Estados Unidos con la intención
de formarse como un Navy SEAL, pero la lesión de su brazo causó que
fuera desestimado en un principio. Sin embargo, tuvo otra
oportunidad en la Marina y Kyle fue admitido para el programa de
SEAL en la especialidad de francotirador en 1999; era su segundo
intento.
Retiro
• Kyle permaneció diez años en los SEALs de la Marina, hasta 2009,
retirándose para poder salvar su matrimonio con su esposa Taya, con
quien tenía dos hijos.
• Kyle fue entrevistado numerosas veces y siempre defendió su labor
en Irak con la premisa de que por cada baja de un insurgente irakí,
salvaba varias vidas estadounidenses.
Muerte
• El sábado 2 de febrero de 2013, Kyle y su amigo Chad Littlefield
quedaron con el exmarine Eddie Ray Routh para ayudarle a superar
los traumas que arrastraba desde su regreso de la guerra de Irak. Ray
Routh padecía síndrome del estrés postraumático. Hacía pocos días
había sufrido un brote psicótico e incluso había estado ingresado en
el hospital.
• Pese a ello, Kyle y Littlefield le llevaron al campo de tiro de Fort
Worth, a unos 60 kilómetros de distancia, ya que creían que era muy
relajante y terapéutico para los veteranos ir a cazar o a disparar a los
campos de tiro. En el trayecto Kyle mandó a Litterfield un mensaje de
texto en el que le decía que pensaba que a Routh se le "había ido la
cabeza" ("This dude is straight up nuts").
Legado
• Además de su libro autobiográfico, en 2015 se estrenó la
película American Sniper, del director Clint Eastwood, protagonizada
por Bradley Cooper y Sienna Miller la cual estuvo nominada, entre
otros, al Oscar en la categoría de mejor película. Ganando el Oscar a
la mejor edición de sonido.
Un triste final
• La vida de Kyle puede resultar apasionante, pero está escrita en
pasado. A los 38 años, el soldado fue asesinado en un campo de tiro
de su localidad natal junto a otro hombre identificado como Chad
Littlefield, poniendo punto y final a la historia del francotirador
americano.
• La Policía arrestó poco después a Eddie Routh, de 25 años entonces,
también exmarine y amigo personal de Kyle. Routh estaba
desempleado y sufría problemas mentales, habiendo estado
ingresado en un centro psiquiátrico. Tras abrir fuego contra Kyle y
Littlefeld huyó en la furgoneta del primero, siendo arrestado poco
después y tras una persecución.
Sinopsis
• Autobiografía del marine Chris Kyle, un tejano que batió el récord de
muertes como francotirador del ejército norteamericano. Kyle fue
enviado a Irak con la misión de proteger a sus compañeros. Su
precisión milimétrica salvó incontables vidas en el campo de batalla,
por lo que se ganó el apodo de “Leyenda”, pero la noticia de sus
hazañas llegó hasta las filas enemigas. Se puso precio a su cabeza y se
convirtió en objetivo prioritario de los insurgentes. En Irak, Chris
participó en cuatro peligrosas misiones, aplicando el principal lema de
los marines: “no dejar a ningún hombre atrás”. (FILMAFFINITY)
Descargar

Christopher Scott Kyle